Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Tenerife apela a la experiencia

El proyecto blanquiazul está repleto de jugadores con largo recorrido en la competición de plata | Carlos Ruiz y Aitor Sanz ya suman 614 partidos en Segunda entre los dos

Carlos Ruiz y Aitor Sanz se abrazan entre lágrimas tras el Tenerife-Girona de junio. | | CD TENERIFE

Un Tenerife sobrado de experiencia en Segunda busca el cambio de categoría desde un bloque que ya conoce el camino. Se da la circunstancia de que este año son mayoría los jugadores del representativo que ya han completado no solo una, sino varias temporadas enteras en la competición de plata. Los mayores iconos de veteranía son los dos capitanes, Aitor Sanz y Carlos Ruiz, ambos por encima de las 300 citas oficiales en el segundo escalafón del fútbol nacional; y con la asignatura pendiente de lograr un ascenso que se les esfumó hasta dos veces (contra Getafe y Girona) en el último suspiro.

El gran logro numérico del central de Baza, que ante la Ponferradina llegó a las tres centenas de compromisos en Segunda y el domingo en Albacete podría superarlas, rescata el debate sobre la conveniencia de contar con un plantel tan baqueteado como el del Tenerife (el tercero con la media de edad más alta en Segunda) o ir inyectando savia nueva para rejuvenecer la plantilla. En este sentido, por una evidente cuestión de tiempo, sí hay muy serias opciones de que ésta sea la campaña del definitivo relevo generacional tanto en el eje de la zaga como en la sala de máquinas. Ruiz y Aitor siguen siendo relevantes, pero obviamente está más próximo que tardío el momento de que su grado de protagonismo se vea reducido. En sus respectivas posiciones hay multitud de jugadores dispuestos a recoger su testigo.

Tras los deslumbrantes dígitos de Sanz y Ruiz, todo un ejemplo de constancia y regularidad, se sitúa Pablo Larrea como tercer máximo exponente de experiencia y conocimiento de la categoría. Entre sus partidos en la Ponferradina y los que ya ha sumado con el representativo rebasa con creces los 100; y próximo a llegar a cruzar este simbólico umbral está Juan Soriano, incuestionable en el Tenerife, donde se ha adueñado de la titularidad con toda justicia. Así, el arquero andaluz firmará su primera centena de comparecencias en el fútbol profesional este fin de semana en el Belmonte. También Nikola Sipcic y José León, ambos centrales, alcanzarán pronto la centena de partidos en Segunda.

Formación inicial del CD Tenerife para el partido contra el Real Racing. | | LALIGA

En el polo opuesto están los casos de los fichajes estivales Waldo Rubio, Javi Díaz o Iván Romero. En sus respectivas trayectorias se da la circunstancia de que han acumulado un largo bagaje de experiencias, pero la mayoría fuera de la Segunda División. Así, el ex del Valladolid ha jugado para los pucelanos en Primera e incluso ha probado fortuna en el extranjero, aunque en su último periplo fuera (en el Brujas) se encontró con el severo inconveniente de una grave lesión. Con Díaz o Romero, sucede que jugaron en la división de oro y también en la de bronce, pero su primer año de plata es justamente éste que han iniciado a las órdenes de Ramis.

Entre los jóvenes sobradamente preparados del representativo lucen casos como los de Sergio González, con más de una cincuentena de partidos como profesional a sus 25 años; o el del ahora inactivo Samuel Shashoua, que lleva 68 a sus 23.

Un plantel con muchos años

Según un estudio realizado por el observatorio CIES Football, el CD Tenerife cuenta con la tercera media de edad más alta de la competición de plata. Tomando por referencia los datos proporcionados por LaLiga y ciñéndose solo a las primeras ocho alineaciones del campeonato, el cuadro blanquiazul arroja un promedio de 29,41 años. Cuatro de los jugadores más utilizados por Ramis superan la treintena: Carlos Ruiz (39), Aitor Sanz (38), Enric Gallego (36) y Nacho Martínez (33). En el polo opuesto se sitúan el canterano Teto y el cedido Iván Romero, ambos titulares y por debajo de los 21. Por edad, los primeros en el escalafón de Segunda son Cartagena (30,8 años de media) y Málaga (30,5).

Compartir el artículo

stats