Manos a la obra. Apenas 24 horas después de la confirmación de su ampliación de contrato y permanencia al frente del proyecto del representativo, Juan Carlos Cordero compareció ayer en los medios del club para dar cuenta de su primera decisión con vistas al futuro. Se trata de la renovación de Yeremy Socorro, futbolista que este último curso ha estado a caballo entre el primer equipo y el filial; y que en ambos casos se quedó a las orillas de cumplir su sueño. Con los mayores, le tocó vivir desde la grada la decepcionante última derrota contra el Girona; y con el B, fue partícipe sobre el terreno de juego de otra final perdida, en este caso por el ascenso a Segunda RFEF.

La renovación de Álex Muñoz se antoja improbable y el futuro de Pomares parece lejos del club

La apuesta del Tenerife por Yeremy Socorro Pulido (Las Palmas de Gran Canaria, 1 de septiembre de 1999) hace presagiar que la cantera tendrá su hueco y su cuota de protagonismo en la venidera campaña blanquiazul. En su puesto es improbable la renovación de Álex Muñoz y hay muchas opciones de que no siga Carlos Pomares, así que el club fichará uno o dos nuevos laterales, pero con Socorro como alternativa. Por lo pronto, ya es seguro que hará la pretemporada a las órdenes de Luis Miguel Ramis y será uno de los futbolistas que desde el 14 de julio inicie el período estival con el Tenerife.

Yeremy llegó a la disciplina del club en agosto de 2018. El grancanario empezó a competir inicialmente en la disciplina del Tenerife C y, poco a poco, fue haciéndose con un hueco en el primer filial blanquiazul. Así, su regularidad y prestaciones ya obtuvieron premio en 2019, cuando fue alistado para completar su primera pretemporada con el equipo profesional.

Desde entonces y hasta la fecha, Yeremy Socorro ha compaginado su presencia en los entrenamientos del CD Tenerife con la capitanía del filial, que ha dirigido en los últimos años –y seguirá haciéndolo– Leandro Cabrera, Mazinho. Este último ejercicio liguero ha sido el de la consolidación del joven defensa. Por un lado, por sus notables rendimiento y compromiso con el filial, que se clasificó para la final por el ascenso; y por otra parte, porque tuvo la oportunidad de debutar con el primer equipo tinerfeñista.

El curso 21/22 fue el de la consolidación de Yeremy, crucial para el B y debutante con el primer equipo

Luis Miguel Ramis le dio la alternativa, como titular, en la última jornada de la competición liguera en el Heliodoro Rodríguez López frente al Cartagena. Así, Yeremy siguió los pasos de su compañero David Rodríguez, que también vivió en esta temporada su estreno con los mayores. Ambos formarán parte de la lista de canteranos que completarán el período estival con los mayores.

Teto, Thierno, David Rodríguez...


Sin tiempo que perder, el Tenerife ya tiene prácticamente configurada la lista de canteranos que completarán el período de pretemporada con el equipo profesional. La renovación de Yeremy Socorro es un claro indicador de la gran confianza de los técnicos blanquiazules en el lateral grancanario, que será uno de los jugadores provenientes del filial que inicie el verano con los mayores. Luego, será su rendimiento el que derive en su continuidad arriba; o en una posible salida a préstamo.La nómina de canteranos que estarán con Ramis en el primero de los entrenamientos después de las vacaciones parecen fijos Teto, David Rodríguez o Thierno Arévalo. Éste último incluso ha tenido ocasión de estrenar la condición de internacional con Guinea durante el segmento final del curso 21/22; y la intención del club es que inicie el verano en dinámica profesional. Además, no es de extrañar que en fechas venideras alguno de estos jugadores también sea protagonista de una operación como la que ayer se anunció con Yeremy, puesto que hay gestiones en curso para más renovaciones. La idea es que la columna vertebral del equipo que comandó Mazinho y estuvo próximo a lograr el anhelado ascenso a Segunda RFEF permanezca en el club; y que alguno de los jugadores que estuvieron en el filial durante el último curso, aporten su talento al primer equipo. Lo que parece descartado es que sigan en Tercera, por cuanto se considera que la distancia entre esta categoría y el fútbol profesional es demasiado grande; así que se apostará, en varios casos, por cesiones a nuevos destinos.