Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El filial del CD Tenerife ya tiene a su rival para el ascenso

«Vamos a poner todo de nuestra parte para que este equipo logre subir», promete Mazinho

Los jugadores del filial blanquiazul celebran uno de los goles de la fase anterior. Acan

 El Olot, clasificado segundo de su grupo, será el rival del Tenerife B en la decisiva eliminatoria por el ascenso a Segunda RFEF, que tendrá lugar este fin de semana.

El sorteo estuvo marcado por la polémica, precisamente por la posición que le fue asignada al filial blanquiazul, considerado segundo de su grupo -cuando realmente había sido tercero- en el momento de extracción de las bolas. Por tal motivo, el sorteo tuvo que repetirse, dándose la curiosa circunstancia de que en ambas ocasiones el adversario que le tocó al Tenerife B fue el cuadro catalán.

El filial blanquiazul ha firmado un curso excelente. Tuvo opciones de lograr el ascenso directo hasta la última jornada de competición, en la que se adjudicó tal premio el Atlético Paso, al que ahora busca acompañar en el cuarto escalafón del fútbol nacional. De momento, el club palmero es el único club canario que tiene garantizada su presencia en esta competición en el venidero curso 2022/23.

El Tenerife B accede a la última y decisiva eliminatoria tras apear en sede neutral -en el Anexo de Gran Canaria- primero al Arucas CF y a continuación, al Villa Santa Brígida en partido disputado en idéntico escenario el pasado fin de semana y que se saldó con goleada para los de Mazinho: 0-4.

Leandro Cabrera, técnico de los blanquiazules, ha dejado «que los futbolistas disfruten» después del gran esfuerzo realizado el sábado en el Anexo de Gran Canaria, donde tuvieron que esperar hasta la segunda mitad para decantar la final de su lado. Será a partir de hoy cuando se pongan manos a la obra: primero, para «estudiar» el rival que les toque; y segundo, para obtener del Tenerife B la mejor de las versiones en su compromiso más importante de todo este curso.

«Ver a los jugadores felices y cantando para mí es brutal, la mayor satisfacción de todas», relata Mazinho después del triunfo –con goleada incluida– ante el Santa Brígida. «Sabíamos que iba a ser un partido muy complicado, como lo fue también el del Arucas. Decían que este equipo que era menos; pero yo venía defendiendo toda la semana que no. Tienen mecanismos, automatismos en la salida del balón... Uno de los planes era ponernos por delante pronto. Y no lo conseguimos, por eso pedimos al descanso a los jugadores que metieran una marcha más y así lo hicieron», cuenta el profesional blanquiazul.

Para Mazinho, sus previsiones se cumplieron sobre el terreno de juego. «Una de las ideas que teníamos era no bajar el ritmo y obligar al Villa a que se desgastara un poco en la primera mitad; porque en la segunda sabíamos que podíamos dar un paso más. Eso nos salió; es cierto que otras veces no te sale, tal vez por la desesperación, la ansiedad de que no marcamos o la precipitación», explica.

Y resaltó que fue el del sábado en Gran Canaria otro triunfo coral, donde destacaron varios de sus futbolistas, algunos convocados ayer por Ramis para el duelo del primer equipo contra el Málaga. «Aprovechamos la altura de David y de Yéremy; entra Fuentes y lo hace bien; Thierno pone centros... Hicimos una gran segunda mitad. Ahora hay que dar un paso más. Hay que darle al grupo la mentalidad de trabajo que ha tenido siempre. Este equipo lo merece: trabajaremos el partido y pondremos todo para que este filial consiga el ascenso», concluyó.

Compartir el artículo

stats