Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Turno para Míchel Herrero

La baja por sanción de Aitor, por la tarjeta roja que recibió en Anduva, le abre las puertas del once al valenciano

Míchel Herrero.

Luis Miguel Ramis no podrá repetir este sábado, en el partido con el Valladolid, la pareja de centrocampistas titular de las nueve últimas jornadas, la formada por Aitor Sanz y Alexandre Corredera. La expulsión del primero, con tarjeta roja directa, en la reciente visita al Mirandés, romperá ese dúo con vistas a la próxima cita. Lo más probable es que el madrileño sea sustituido por Míchel Herrero, principal opción dadas las circunstancias: Pablo Larrea está empezando a dejar atrás la dolencia muscular que sufrió a mediados de diciembre y el otro especialista de la plantilla, Javi Alonso, acaba de superar un largo proceso de recuperación que tuvo que seguir por la lesión de rodilla que le obligó a pasar por el quirófano el verano pasado. Se supone que el canterano todavía no está preparado para competir como titular.

En el caso de confirmarse, la pareja formada por Alexandre y Míchel volverá a coincidir cuatro meses y medio después en un once inicial. La última vez que jugaron juntos desde el comienzo fue el 16 de octubre, fecha del derbi de la primera vuelta. En ese encuentro, Ramis optó por poblar el medio con estos dos jugadores y con Aitor, igual que en los dos anteriores precedente, las visitas al Huesca y al Almería.Corredera y Herrero no llevan el mando del equipo en solitario, a partir del minuto 1, desde el 19 de septiembre (Tenerife-Mirandés). A continuación se deshizo una sociedad que tiene pinta de reencontrarse en breve. Precisamente, ese fue el doble pivote que eligió el técnico en el duelo con el Valladolid celebrado en Pucela, con el resultado de 0-2. En esos días, Aitor estaba de baja por una lesión.

Míchel protagonizó esa tarde una de sus mejores actuaciones como blanquiazul. Ante su anterior equipo, no solo lideró a un Tenerife superlativo, sino que generó el segundo tanto. Su remate tocó en el poste y entró en la portería tras rebotar en el portero local, Roberto.

Herrero fue de los intocables al principio. Arrancó con ocho presencias consecutivas en las formaciones iniciales, primero como compañero de Aitor y luego teniendo al lado a Alexandre. Pero a raíz de la novena jornada (Amorebieta), fue perdiendo protagonismo. Aunque solo dejó de participar en la visita al Leganés y en el Tenerife-Girona, el valenciano solo intervino como titular cuatro veces más, en el derbi de la primera vuelta, en los dos viajes a Ibiza –de Liga y Copa del Rey– y ante el Lugo en casa, el 11 de diciembre. Visto de otra manera, de los 1200 minutos que suma en Liga, Míchel concentró 765 en las diez primeras jornadas de Liga. Todo apunta a que ahora vuelve a llegarle su turno.

La polivalencia de Sergio González le permite a Ramis tener una alternativa más ante la baja de Aitor Sanz. El cartagenero, afianzado ahora como defensa, se desenvuelve igualmente como pivote de contención. Si Sergio es el elegido para esa función, el técnico tendría que cubrir otro hueco en la alineación; en este caso, en el centro de la zaga. Nikola Sipcic y Carlos Ruiz ofrecen garantías en ese cometido.

El Valladolid también se quedará sin uno de sus centrocampistas habitualmente titulares con vistas al encuentro de este sábado en el Heliodoro Rodríguez López. Se trata del grancanario Roque Mesa, que deberá cumplir una jornada de suspensión por la acumulación de cinco tarjetas amarillas, confirmó el club castellano. El que fuera jugador del Tenerife B es un titular fijo para el técnico José Rojo Pacheta.

Compartir el artículo

stats