Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un Camp Nou de leyenda

La noche histórica del Barcelona femenino en el Camp Nou: "Es una inspiración para nuestras hijas"

Las mujeres golean en el césped y la grada del Camp Nou. "Este día puede ser un relanzamiento para el fútbol femenino"

Arlet Fabré 16, Beth Santamaria, 16, Alfredo López, 39, y Mireia Santamaria, 20, antes de entrar en el Camp Nou.

El Camp Nou cantó victoria con voz más femenina que nunca. No solo en el campo, sino también en las gradas. Uno de cada cuatro socios del Barça es mujer (26%), pero este miércoles ganaron por goleada. Desde Montserrat, coetánea a sus 82 años de las pioneras que jugaron aquel histórico partido de Navidad de 1970, hasta Julia, de 4 años, que visitaba el Camp Nou por primera vez. Sus padres inmortalizaron con el móvil las reacciones de la pequeña, con las mejillas pintadas de azulgrana, para contarle algún día que vivió un día histórico. El día en el que el Barça jugó su primer partido femenino oficial en su templo, el día en el que superó no solo la mejor entrada del Barça masculino este curso, sino también el récord de asistencia a un partido femenino.

Cuando Alexia y compañía tenían la edad de Julia el fútbol femenino no existía mediáticamente. No solo no se emitían partidos por la tele sino que parecía un sacrilegio plantear que 22 mujeres pudieran disputar un encuentro oficial sobre el césped del Camp Nou. Este miércoles en los aledaños del templo barcelonista no solo se veían camisetas con el nombre de Messi y Guardiola sino también con los de Aitana y Jenni Hermoso. Aina llevaba dos camisetas de Mapi León, una morada puesta y otra azulgrana para lucirla con orgullo en la mano. "Son mis ídolos y quería formar parte de este día. Que sirva de inspiración para las niñas y el deporte femenino", comentaba a sus 16 años. "Es una inspiración para nuestras hijas y para nosotras también. Que este movimiento pueda arrastrar no solo a otros deportes, sino en otros ámbitos", apuntaba Sandra, su madre.

Un sueño posible

Anna, de 40 años, jugó hasta a fútbol hasta los 13 años. En su casa eran muy futboleros. Pero mientras su hermano siguió jugando hasta la edad adulta ella lo dejó pronto. Siete de cada 10 chicas dejan el deporte antes de cumplir los 18, según un estudio de Sant Joan de Déu. La tasa de abandono a los 13 en las chicas dobla la de los chicos. Mientras muchos niños empiezan a ver en el fútbol una salida laboral a esa edad, hasta nace nada era impensable para ellas. "Cuando yo jugaba siempre había pocas chicas y no veías que pudiera ser una salida. Las chicas de ahora sí, aunque todavía queda mucho, a nivel de sueldos. Nunca imaginaba ver algo aquí así". Ahora muchas de las niñas que pudieron ver en el estadio o por la tele este día de leyenda igual empezarán a soñar con ser futbolistas como Graham Hansen, que rubricó la manita.

Alexia festeja con la grada su gol, el 4-2 al Madrid en el Camp Nou. UWCL

El Barça ya no solo es el masculino

"Que las chicas puedan jugar en el estadio me parece fabuloso: se merecen este día histórico y que hayan muchos más días así", proclamaba Alfredo, que había llegado desde Arenys junto a Mireia, Arlet y Beth. "Que la gente no se pierda siempre la mitad del espectáculo y que que no se haga en un sitio donde no cabe tanta gente", destacaba esta última. De más lejos aún venía Heura, que llegaba desde Benissanet de la Ribera d’Ebre. "Hemos hecho dos horas de bus para venir pero como madre creo que vale la pena porque es un día histórico que recordaremos". Giada y Berta, de 12 y 13 años, reivindicaban que se hablara de Barça masculino y Barça femenino, y que no se diera por hecho que cuando se dijera "el Barça" se diera por hecho que era el de chicos.

"Es muy importante normalizar que tanto chicas como chicos pueden triunfar en el deporte y visibilizar más a las mujeres, que no lo están tanto", incidía Sònia, mientras su hija Julia, de 4 años, se abrazaba a sus piernas antes de entrar por primera vez en el Camp Nou. "Este día puede ser un relanzamiento para el fútbol femenino", valoraba Jaume, sonriendo al ver cómo su hija enseñaba la lengua teñida de azulgrana.

Las jugadoras del FC Barcelona celebran un tanto ante el Real Madrid.

Reventa a 20 euros

Las entradas se habían agotado ya a las 17.30, cuando el estadio ya estaba en plena ebullición y donde había incluso reventa, a 20 euros, otra muestra de normalización e interés que genera. Igual que el recibimiento multitudinario que tuvo el autocar del equipo barcelonista al llegar al estadio.

La alegría con la que las campeonas de Europa celebraban con la afición al final del encuentro iba mucho más allá de la clasificación para las semifinales de Champions sino por una victoria que iba mucho más allá. Maria Antonia Mínguez y el resto de las pioneras, que habían quedado para comer antes de ver el encuentro, vieron desde la tribuna cómo la semilla que habían plantado había florecido en todo su esplendor.

Compartir el artículo

stats