La mejor futbolista de la historia de Tenerife, María José Pérez, que desde ayer tenía su nombre en una de los muros del campo municipal de fútbol de Añaza, se ha despertado este miércoles con una instantánea que atacaba a su figura. Las numerosas pintadas hechas con spray durante la pasada noche, ejemplo de machismo.

Después de algo más de tres años desde que la AD Añaza diera a conocer que el recinto del barrio llevaría el nombre de la delantera, en el día de ayer se procedió a la rotulación de uno de los muros del campo municipal del barrio santacrucero con el nombre de María José Pérez. Horas más tarde, en la madrugada de este miércoles, accedieron a la instalación para tachar parte del nombre de la futbolista que creció en el equipo rojinegro.

Estado del muro del campo de fútbol de Añaza antes de recibir las pintadas E. D.