La juventud, al poder en una mañana racing sin público (es un decir) y con un espectáculo deportivo de primer nivel con vehículos R5, WRC y GT (Porsche) luchando de tú a tú. Así fue la vigésima quinta edición de la Subida Icod La Guancha, prueba que, puntuable para los Campeonato de Canarias (segunda), además del Interinsular de Tenerife de Montaña (tercera) Interinsular de Regularidad Sport, finalizó con los triunfos de José Manuel González (BRC BR 53), en la categoría I (barquetas CM), Benito Martín (Peugeot 208 BRC R15), en la categoría II, y de Javito Afonso (Ford Fiesta Evo II), en la categoría I (turismos).

Sin duda, la emoción estuvo en la categoría de turismos, donde se vivió un genial duelo entre Javito y el veterano Félix Brito (Subaru Impreza WRC S12), batalla a la que también se unió el hijo de éste último, Juan Carlos Brito (Ford Escort Cosworth.

Tras la manga de entrenamientos, Félix, que buscaba su cuarto triunfo consecutivo en el mítico y selectivo trazado de 5,2 kilómetros, se puso al frente de la clasificación al parar el crono en 3.03.469 minutos por el 3.04.765 de un Javito que vez primera se subía el R5 de su padre, Javier, y tras haber demostrado las últimas temporadas su grandes condiciones de pilotaje con la Silver Car en la modalidad de barquetas. En la segunda y última manga, la de la verdad, mientras Félix también lograba bajar (3.02.683) el suyo, pero no el de su rival. Fue una lucha entre juventud y veteranía, pero auténticamente de titanes.

Por su parte, Juan Carlos Brito realizaba también una última y memorable ascensión (3.03.655) que le daba un merecido y brillante tercer cajón de podio.

En la no menos apasionante pugna entre los Porsche, Neftalí Martín (GT3 2008) hacía valer su gran adaptación a los GT y firmaba la cuarta plaza, tras superar en 559 milesimas a Carlos Hernández, espectacular en su debú con el Porsche 997 GT3 Cup, quinto y que a buen seguro le va a dar muchas alegrías. Entre los Mitsubishi Evo, un combativo Roberto Negrín lograba la sexta plaza seguido a solo 134 milésimas del rapidísimo Rubén Martín (7º), que su vez aventajaba en 755 a su José Luis Méndez (8º). Más emoción, imposible.

Berti Díaz, en su segunda carrera con el Porsche 997 GT3 Cup) fue noveno tras aventajar en solo 34 milésimas a Juan Luis Cruz, debutando con el Porsche 997 GT3 Cup Rallye 2010 ex Lauren García.

Destacar también las grandes carreras protagonizadas por Félix David Alonso, undécimo con el Citroën Saxo VTS) y seguido de Tony Gorrín (Honda Civic Type R), el invitado nuevamente de lujo, Javier M. Carracedo (Renault 5 GT Turbo), del siempre espectacular Rayco Tejera (BMW M3 E46) y de Samuel Díaz, magistral con el Saxo VTS

En el apartado de barquetas carrerón del palmero afincado en La Gomera, José Manuel González, que por fin pudo hacer una carrera sin que la BRC BR 53 le diera problemas. José Luis Rodríguez, con la Silver Car S3 ex Javito Afonso, fue segundo en esta categoría I, mientras en la 2 Benito Martín (Peugeot 208 BRC R15) se impuso por poco más de un segundo a Arunzu Quimtero, genial con la Speed Car GT1000)

En el también numeroso apartado de Regularidad Sport, Armando Pérez- Evelio Pérez (Volkswagen Golf GTI MK1), con 6,3 puntos de penalización, ganaron en Súper Sport seguidos de Ubay Ravelo-Raúl Sánchez (Toyota Starlet KP61), segundos con 11,6, y de Pedro Santiago-Alberto Acosta (Alfa Romeo Sprint), terceros con 12,1

En Sport vencieron Zósimo José Ramos-Erasmo Gabriel (Seat Panda 40), 5,2 puntos configurándose el podio con Diego Luis Pimentel (Seat Panda), segundos con 7,6, y con Rubén Romero-José Aithami García (Renaul 5 Alpine), terceros con 8,6. El Trofeo 50 fue para José Juan Murcia-Ubay Hernández (Seat Marbella), con 17,6 puntos.

Organizó la escudería Daute Realejos, que pese a que la prueba arrancó con casi una hora de retraso debido a la presencia de aficionados en algunas zonas como la curva de la afición y de contar con casi 100 inscritos, pudo sacar adelante una prueba, sin apenas incidencias y en las actual y compleja situación sanitaria.