Después de anunciar el miércoles el fichaje del delanterio nigeriano Emmanuel Apeh para las próximas tres temporadas, el Club Deportivo Tenerife ha dado a conocer este jueves la identidad de su segundo fichaje. Se trata del centrocampistas uruguayo Giovanni Zarfino, procedente del Extremadura UD.

El CD Tenerife advierte de que el compromiso adquirido por las dos partes está sujeto a la confirmación del descenso del Extremadura a la Segunda División B por parte de los organismos deportivos.

Zarfino, de 28 años de edad, llegó a España hace tres veranos para reforzar al citado equipo azulgrana, que en ese entonces competía en Segunda B. Tras lograr el ascenso, Gio se consolidó como una de las piezas básicas de un Extremadura que consiguió una permanencia apurada en la Liga 18/19 y que no pudo evitar la pérdida de la categoría en el curso posterior. Zarfino, con 31 partidos jugados y 5 goles, puso de su parte para que no se produjera ese desenlace.

"El futbolista hispano-uruguayo ha ejecutado una clásusula en su contrato que le permite salir cedido en la presente temporada a cualquier club de Primera o Segunda División en el supuesto que su club de origen no milite en dichas categorías", informó el Tenerife en una nota en la que indica que Giovanni será blanquiazul por una campaña a modo de préstamo. "La dirección deportiva que dirige Juan Carlos Cordero ha conseguido concretar un compromiso pretendido por diferentes clubes, tantos nacionales como extranjeros", añade el club insular.

La publicación por parte CD Tenerife del acuerdo alcanzado con Giovanni Zarfino dio paso a un comunicado del Extremadura en el que considera "nula" la cesión y advierte de que pondrá el asunto "en manos de la justiciar ordinaria" si el centrocampista acaba jugando en el equipo blanquiazul. "El jugador, en base a una claúsula de su contrato, ha estado negociando a espaldas del club Extremadura UD", indica la entidad de Almendralejo en la citada nota. A partir de ahí, deja en mal lugar la actuación del un Tenerife que "ha entablado negociaciones con el jugador con contrato en vigor" con el Extremadura. Por tal motivo, la institución azulgrana asegura que no ha procedido a "realizar la autorización para esa cesión, ya que otros clubes se habían interesado también para su traspaso". Con todo esto, el Extremadura advierte de que considera "nula" la cesión de Zarfino al Tenerife. "Nuestro club se negará a efectuarla", señala antes de avisar que se pondrá en manos de la justicia ordinaria el caso en el supuesto de que el jugador" recale en el Tenerife.