19 de mayo de 2020
19.05.2020
Crisis del coronavirus

Aitor: "Esto es como volver a entrenarse de verdad"

El jugador del club isleño no esconde su alegría por la vuelta al Heliodoro, "el sitio donde más le gusta" trabajar a la plantilla

19.05.2020 | 01:16

El Heliodoro Rodríguez López vuelve a oler a fútbol. Ayer lo hubiera hecho, seguramente, en un entrenamiento de esos de transición, con la plantilla del CD Tenerife dividida en grupos. Una disposición como la que pareció dibujarse en esta ocasión sobre el verde del recinto de la calle San Sebastián. Una sesión que debía servir, en condiciones normales, para pasar página del choque contra el Lugo -previsto inicialmente para el pasado fin de semana-, y ya empezar a centrar la mirada en la última visita del curso para medirse al Numancia. Pero no. No fue un lunes cualquiera. Ni de recuperación, ni previo al último esfuerzo de la temporada. Fue la vuelta al hábitat blanquiazul después de 66 días de divorcio obligado. Un paso más hacia la normalidad. El retorno a un espacio fetiche. "El sitio donde más nos gusta entrenarnos", según reconoce Aitor Sanz, uno de los capitanes del plantel isleño.

Fue, el de ayer, el inicio de una nueva fase por el sendero que lleva a la competición oficial. Atrás quedan ocho sesiones consecutivas, de manera individualizada, en la Ciudad Deportiva. Ahora todo comienza a tener sentido grupal. Un paso más en la "vuelta a la normalidad", pero sobre todo, la recuperación de sensaciones. "Ya podemos interactuar un poco entre nosotros y darnos pases, hacer juego reducido, la dinámica ha cambiado totalmente y es todo mucho más ameno", según reconoce Sanz. Entra en juego "el balón, otro estímulo más", pese a que ese elemento imprescindible del juego "acabe generando", estos días más que nunca, "bastante fatiga". "Este cambio es como volver a entrenar de verdad. Ya es fútbol", apunta a modo de resumen el madrileño, que aún así no esconde su deseo de que, "cuanto antes, toda la plantilla pueda trabajar a la vez".

Una ilusión de que todo vuelva a como era hace 10 semanas que se topa, eso sí, con la realidad física en estas primeras sesiones de cierta exigencia. "Pese al trabajo que hemos hecho en casa, el cambio ha resultado bastante brusco después de más de 50 días sin poder correr", apunta Aitor, para el que "no tienen nada que ver los ejercicios con la bicicleta" u otros similares, respecto a lo que el futbolista se encuentra "cuando entra al campo". "Se activan otras zonas musculares que estaban atrofiadas de no ejercitarlas durante tanto tiempo y comienzan a aparecer agujetas, aunque luego todo se acaba llevando bien", desgrana el mediocentro.

Avance que lleva implícito no solo la entrega física, sino también un nuevo esfuerzo mental para adaptarse a costumbres y restricciones impuestas. Y también a saber convivir con el miedo. "Vamos cogiendo hábitos, que es de lo que al final se trata. Debemos ser prudentes y seguir el protocolo que nos marcan desde LaLiga y el club. Pero son cosas sencillas y con un poco de sentido común al final lo acabarás haciendo de manera natural", explica Sanz, sabedor de que "el cien por cien de protección [sanitaria] no existe". "Pero estamos cerca de llegar a esos niveles, por lo que siendo todos responsables y haciendo lo que marca el protocolo, el riesgo se minimiza mucho", recalca uno de los capitanes del conjunto chicharrero. Exigencias necesarias "para poder volver a jugar". "La competición queda todavía un poco lejos, pero nosotros nos sentimos cerca de ella. Ahora hay que dar pasos poco a poco para volver a disfrutar del fútbol", concluye Aitor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Todos los goles de la Liga

Todos los goles de la Liga

Consulta los vídeos con las mejores jugadas y los goles de los partidos de LaLiga Santander y LaLiga SmartBank.

 

Concursos

Concurso de entradas Cine Víctor

Concurso de entradas Cine Víctor

#Quédateencasa para luego poder disfrutar del Cine Víctor con El Día. Participa, hay 10 invitaciones dobles en juego