A la espera de la fumata blanca. Después de tres semanas batallando en los despachos, el Clarinos Tenerife ve luz al final del túnel y espera que a lo largo de hoy pueda inscribir en la Federación Española a su jugadora Vionise Pierre Louis como cotonú (en su condición de haitiana) y no como norteamericana, tal y como figura ahora mismo en el organismo presidido por Jorge Garbajosa. Una vez presentada toda la documentación requerida debe ser el Consejo Superior de Deportes el que -dentro de su celo para evitar falsificaciones con los pasaportes de los jugadores- el que dé el visto bueno a esta inscripción.

De esta forma, el club lagunero descartaría la rescisión de contrato de la jugadora, que ha tenido que ser baja en las cinco primeras jornadas de competición. La interior, que por un lado pasa por una delicada situación anímica, se viene ejercitando con normalidad en el día a día a las órdenes de Claudio García, por lo que podría debutar sin problemas el sábado en la visita a la Isla del IDK Gipuzkoa.