Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Alejandro Morales Mansito Presidente de la Federación Tinerfeña de Fútbol

"Queremos traer dos o tres eventos nacionales a la Isla"

La Feración Tinerfeña de Fútbol tiene nuevo máximo mantatario después de 44 años con el mismo presidente. Se trata de Alejandro Morales Mansito. En sus manos, un profundo cambio: desde otro logotipo a diferentes formatos de las competiciones.

Alejandro Morales Mansito. Andrés Gutiérrez Taberne

Alejandro Morales Mansito fue nombrado presidente de la Federación Tinerfeña de Fútbol (FTF) el pasado 10 de junio con un apoyo de 114 de los 119 participantes en la junta electoral del ente federativo provincial.El dirigente portuense pasó, de esta manera, de dirigir el Comité Técnico de Árbitros en los cuatro últimos años a sustituir a JuanPadrón, máximo responsable del fútbol tinerfeño desde 1978. Morales Mansito cumple hoy un mes en el cargo, tiempo en el que ya ha podido empezar a dar los primeros retoques dentro de un proyecto que irá evolucionando pasa a paso con un recién formado grupo de trabajo y con un sinfín de ideas diseñadas para impulsar este deporte en la provincia, incluyendo el fútbol sala y el playa. El presidente transmite entusiasmo y renovación.

¿En qué momento y por qué se animó a presentarse como candidato a presidir la Federación Tinerfeña de Fútbol?

Hace un año y medio, más o menos. Recuerdo que en muchos sectores del fútbol querían que se produjera un cambio en la Federación. En ese momento estaba presidiendo el Comité de Árbitros y, al parecer, algunos vieron que estábamos introduciendo novedades interesantes en cuanto a fundamentos, personas, tareas... En esos meses llegó la pandemia del coronavirus, que paró muchos de aquellos proyectos, pero la gente percibió en nosotros un modus operandi diferente, seguramente más adaptado a los nuevos tiempos del fútbol y a la altura de otras Federaciones. Alguien pensó que lo estaba haciendo bien –en realidad, lo estaba haciendo bien todo el equipo– y me preguntó qué pensaba de la posibilidad de que pasara a presidir la Federación Tinerfeña. Poco a poco fueron creciendo los apoyos y la idea de presentarme me fue ilusionando. Surgió así, sin nada preparado.

¿En el camino, y sobre todo en la recta final, se sintió apoyado por el fútbol de la provincia?

Lo cierto es que el reto que se nos presentaba no iba a ser nada sencillo después de una etapa de casi 50 años –de Juan Padrón como presidente de la FTF– con sus luces y sus sombras, pero me gustó ese desafío y el hecho de sentir el apoyo del fútbol tinerfeño, me dio muchas fuerzas. De hecho, estas fueron las primeras elecciones en la FTF con una participación tan amplia de todos los estamentos. Había ganas e ilusión, sin duda. El equipo que presido supo transmitir que podía hacer las cosas bien, y eso es lo principal. Una persona sola no hace nada, pero un equipo sí mueve montañas.

¿Qué se han encontrado después de esa larga etapa de la que hablaba con Padrón como máximo responsable de la FTF?

Agua pasada no mueve molinos. Preferiría contar qué es lo que estamos haciendo nosotros, los cambios que estamos realizando. Por ejemplo, hemos cambiado a todos los presidentes de los comités. Estamos realizando una reorganización interna, profesionalizando la FTF.Y todo va por buen camino. Luis Rubiales, presidente de la Federación Española, vino a la Isla y vio nuestra sede por primera vez, y reconoció que habrá que cambiarla, porque el fútbol de la provincia tinerfeña y sus trabajadores merecen algo mejor. Otro cambio que se ha producido es que me han nombrado miembro de la Junta Directiva de la RFEF, y eso es muy positivo para el fútbol tinerfeño. Públicamente, Rubiales comentó algo extraordinario en su visita. Siempre defendió que en la provincia tinerfeña hay muchos dirigentes, jugadores, entrenadores y árbitros cualificados. Quiere contar con nosotros para las comisiones nacionales, porque cree que somos válidos.

¿Qué le gustaría llevar a cabo con más urgencia?

Queremos darle unas pequeñas pinceladas a la competición. Era necesario convocar la asamblea con un mes de antelación y con ese margen vamos a poder hacer poco. Sí queremos iniciar la Copa Heliodoro masculina y femenina con el formato de la Copa del Rey, con eliminatorias a un partido en el campo del equipo de inferior categoría. Eso va a generar un cambio sustancial en esta competición, porque antes de la pandemia solo había interés en las semifinales y en la final. Para nosotros también será fundamental el apartado de la comunicación, que los medios también se sientan parte de la FTF. Entiendo que hasta ahora no sabían a quién dirigirse para realizar cualquier consulta. Esa es una de las cosas que queremos poner en marcha, con otras más, como los cambios en las competiciones, aunque será muy complicado que se vea este mismo año. La idea es profesionalizar toda la FTF. Tenemos que mirar adelante, a un futuro a corto plazo. Los resultados ya se están viendo. Hay gente que dijo que yo era continuista y creo que la realidad es totalmente opuesta a eso. Lo decían de manera interesada. Nuestra intención siempre fue la de poner en valor a esta Federación, vender un producto, cambiar muchas cosas, como el logotipo. Ya han salido los eventos de la RFEFpara la temporada 2022/23 y pretendemos traernos dos o tres a la Isla, porque la afición y el fútbol lo merecen. No recuerdo cuánto hace que no se celebra un evento nacional en esta provincia. Luis Rubiales sabe que lo intentaremos. Pero tendremos que contar con las instituciones. Es algo que aportará ingresos a la Isla y que demostrará que Tenerife está ahí otra vez. El galeón ha zarpado y estamos remando todos juntos.

¿Se han propuesto que la selección absoluta vuelva a jugar un partido en Tenerife?

Voy a luchar para que venga, pero habría que cumplir unos requisitos, entre ellos, la capacidad del estadio. Pero también está la sub’21, la Copa del Rey, la Copa de España de fútbol sala... Y no podemos hacerlo nosotros solos; las instituciones tienen que implicarse. Nos colocaríamos en el mapa.

Antes hacía referencia al propósito de relanzar algunas competiciones.

Tenemos una cosa clara. La Preferente no puede seguir como está ahora. En dos o tres años tendremos que cambiar el formato por una simple razón: queremos hacerla más competitiva. No podemos tener 38 o 40 clubes en Preferente. Sería más competitiva con 16. Es algo que iremos valorando. Tenemos que volver al antiguo fútbol, que era más competitivo y más atractivo para el aficionado. Tenemos que atraer al aficionado para que vuelva a los campos de fútbol. A las familias, a los niños... Y tenemos que poner de nuestra parte para hacer que la competición sea más atractiva.

¿De qué manera?

No recuerdo que la FTF tuviera una comisión deportiva formada por gente de fútbol, por dirigentes de equipos, por los presidentes del Comité de Entrenadores o de la Escuela, por jugadores... Una comisión en la que aporten ideas y puedan decidir cómo va a ser la competición. A partir de ahí, la asamblea estará para dar su aprobación. También me refiero a las selecciones. Queremos que las selecciones sean punteras a nivel nacional. No podemos llegar y quedar casi siempre los últimos. ¿Qué diferencia hay entre el jugador canario y el peninsular? Yo no veo ninguna. Técnicamente somos superiores y físicamente nos hemos adaptado a las nuevas exigencias. Tenemos a los mejores entrenadores, dirigentes y jugadores, así que debemos ser competitivos. Así saldrán grandes futbolistas y eso reportará dinero a los clubes. Volviendo a la CopaHeliodoro, plantearemos que se implique alguna institución, como los Cabildos, para destinar el dinero de los premios a los clubes. Si mantenemos la Copa con el formato de antes, pasará que habrá equipos que no se inscriban o que jueguen sin mucha motivación.

¿Qué solución le encuentra a la Tercera RFEF?

En Canarias hemos tenido el problema de que descendieron cinco equipos de la Segunda RFEF y se produjo un arrastre hacia Preferente. A la provincia de Tenerife le a costar recuperarse y equilibrarse con la de Las Palmas. Ante todo, tenemos que potenciar el fútbol y, a lo mejor, no centrarnos solo en una categoría. Queremos hacer competitivas todas las categorías. Si nos fijamos solo en una, perderemos la perspectiva. Tenemos que ofrecerle más medios humanos y deportivos a todas las categorías, y queremos que las ayudas sean finalistas: no darle 10 mil euros a un equipo para que se los gaste en fichajes. Hay que invertir en instalaciones, en entrenadores, en fisioterapeutas, en cursos, en educación, en enseñar valores a los niños y las niñas... Volviendo al comienzo, en Tercera tenemos un problema de equipos en la provincia tinerfeña, así que toca trabajar duro e ir recuperando poco a poco ese potencial.

¿Qué conclusión saca de que entre la Primera RFEF y la Segunda RFEF haya solo un representante de la provincia, el recién ascendido Atlético Paso?

Tenemos que mirarnos el ombligo. Tenemos que buscar una solución entre todos. De Segunda RFEF hacia arriba, en Canarias tenemos cuatro equipos:el Granadilla, que está haciendo las cosas bien, Las Palmas, el Tenerife y el Atlético Paso. Hay comunidades con menor potencial futbolístico, técnico y de preparación, y tienen cinco, seis o siete equipos. Hay algo que no estamos haciendo aquí y debemos trabajar entre todos:Federación, dirigentes, clubes, instituciones... El deporte forma parte de la sociedad, es educación y salud. No podemos permitir que los niños estén todo el día enchufados a la televisión y a una consola. Tienen que hacer más deporte. Y la modalidad con más licencias en Canarias es el fútbol, con una gran diferencia. Tenemos que pensar profundamente qué podemos hacer mejor. Hay algo muy positivo, que hay clubes que están haciendo las cosas muy bien, como el Granadilla o el Tenerife, y vamos a seguir esos ejemplos para tener dos o tres en Segunda RFEF o, por qué no, en Primera RFEF.

¿Cómo analiza el momento emergente en el que se encuentra el fútbol femenino?

Es parte del fútbol. Las mujeres nos están aportando muchas ideas. Ahí está el Granadilla, la selección española en la Eurocopa... Nos dan muchas cosas positivas y tenemos que seguir potenciándolo. A veces no queremos ver que en Canarias tenemos un equipo que casi entra en la Champions.

¿Qué puede hacer la FTFpara que mejoren las instalaciones de los clubes de la provincia?

Se tienen que implicar las instituciones. Hay campos que llevan 20 o 25 años igual, y el césped artificial no tiene esa vida. La FTFno puede aportar mucho, porque tenemos otras necesidades, pero los ayuntamientos tienen que ir renovando estas instalaciones. Hay ayuntamientos que sí están trabajando en eso. Y no hablo solo del césped, sino de otros requisitos que no se cumplen. Si queremos llegar a algo, tenemos que ofrecerle las mejores instalaciones a los jugadores y jugadoras. Lo que no puede ser es que existan campos con terrenos de 25 años en los que ya ni se ve el césped, sino caucho. Tenemos un déficit grandísimo de instalaciones. Hay algunas en las que coinciden seis o siete equipos. ¿Qué táctica vas a trabajar en un cuarto de campo? Es difícil.

Antes destacaba la importancia de los valores. Le pregunto por esos episodios que se dan de vez en cuando en el fútbol regional con incidentes, peleas, insultos a los árbitros...

Es un problema social. Desde la FTFvamos a intentar cambiar esa situación. Lo cierto es que en Tenerife tampoco se han producido tantos incidentes. Es una labor que ya se venía haciendo en la Federación y vamos a incidir en ella para que el fútbol no transmita violencia e intentemos educar desde la base. Aquí también se tienen que implicar las instituciones y la sociedad, porque este no es un problema futbolístico, sino social. Lo vemos día a día. Ahora hay chicos de 16 años que quedan para pegarse en la calle. Esta FTF va a poner todos los mecanismos posibles para crear valores y educar.

¿Hay unidad en el fútbol tinerfeño?

Queremos que el Colegio de Árbitros y el de Entrenadores no sean diferentes de la FTF. Lo que hemos hecho es transmitir esa mentalidad en todos los departamentos y los trabajadores de la FTF. Aquí somos todos iguales. Los árbitros y los entrenadores somos federativos. De hecho, tenemos la idea de cambiar el logotipo, lanzar otra imagen de la FTF. Estamos haciendo muchas cosas porque esta Federación se tiene que situar en el momento actual del fútbol. Vamos con muchos años de retraso en comparación con otras. No nos ayudaría pensar en los motivos de por qué estamos así, pero sí no ayudará tener claro lo que queremos hacer de aquí en adelante;y la idea es que la FTFsea de todos, de los clubes, de los periodistas... Queremos que todos sean partícipes. En la FTF tiene que haber un presidente, pero esta no es una entidad presidencialista. Estamos hablando del fútbol de Canarias, de todas las Islas. Vamos por ese camino, con una nueva imagen, con otra forma de hacer las cosas, más profesional, para intentar ayudar a todos los participantes del fútbol y crear un producto del que todo el mundo se sienta orgulloso, igual que del Tenerife, por poner un ejemplo.

El representativo. Debutó, por cierto, como presidente de la FTF en el palco del Heliodoro Rodríguez López con motivo del partido de vuelta de la final de la promoción de ascenso.

Ya iba antes al estadio como presidente del Comité de Árbitros, pero ese día sí estuve como presidente de la FTF y de la Federación Canaria. El desenlace del playoff fue una pena. En ese partido y en las jornadas anteriores se transmitió un sentimiento en toda la provincia, y diría incluso que en toda Canarias, de que lo podíamos lograr, que lo merecíamos. Y no pudo ser, pero estoy convencido de que lo vamos a lograr la próxima temporada, vamos a apoyar todos y a repetir lo que pasó esas dos semanas, porque se produjo una transformación total de la Isla. Se notaba en la calle, en cualquier lugar. Eso es justo lo que tenemos que conseguir, porque el Club Deportivo Tenerife es de todos.

¿Cómo están las relaciones con el club?

No sé qué relación habría antes, pero, ante todo, queremos trabajar con cada uno de los equipos y mantener una relación que no sea tan institucional, sino de cercanía. Aquí nos tenemos que ayudar entre todos. Creo que si la FTFva bien, todos los equipos irán bien. Y si el Tenerife sube a Primera, uno será un presidente dePrimera y los periodistas serán de Primera. Nos vendrá bien a todos. Pero tenemos que ayudar a todos los clubes. Tenemos una reunión pendiente con Miguel Concepción y con las instituciones para decir esto mismo, para transmitir ilusión y trabajar en la misma línea, porque el fútbol de la provincia lo necesita y lo merece. Este deporte mueve mucho y lo tenemos que cuidar, empezando por mí, pero también por ellos.

¿Qué planes tiene con el fútbol sala?

Ya se está haciendo una labor enorme. Me ilusionó vivir de cerca la Copa de España de Málaga. Igual que necesitamos un equipo de fútbol once en Primera División, necesitamos uno de fútbol sala. El fútbol sala en Tenerife, el arbitraje y los jugadores, crean referentes a nivel nacional. Y no sé qué ha pasado. Algo no hemos hecho bien, porque hemos perdido a los equipos. Pero estamos trabajando en ello y queremos poner al fútbol sala donde merece. Es un deporte impresionante, con mucha gente detrás. Vas a ver un partido y te emocionas. Tenemos que ir en la misma línea con el fútbol sala, el fútbol playa, el fútbol once y el fútbol femenino. Mientras yo esté en esta Federación, no habrá una sección que sea diferente a las demás. Es verdad que el fútbol once tiene más fichas, y también más problemas y ventajas, pero el sala mueve mucho, y es una parte de la FTF. Entre otras cosas, tenemos la idea de crear una liga federada en La Palma. Al final se va a conseguir. También queremos traer algún evento a nivel nacional, porque el fútbol sala es la FTF, somos todos. Mientras esté comandando esta nave, el fútbol sala será uno de los tripulantes

Compartir el artículo

stats