La UDG Tenerife no pierde el tiempo en el mercado de fichajes y ayer anunció de forma oficial la incorporación de Clau Blanco, la tercera cara nueva para el proyecto que liderará desde el banquillo José Herrera.

Se trata de una jugadora que se desenvuelve en el lateral derecho, con una buena capacidad física, alto nivel defensivo y destaca por su rapidez. «Estoy muy contenta de formar parte de este gran club y muy ilusionada por empezar la temporada. Espero que pueda ser un buen año. Aunque sea joven tengo experiencia, acumulo años en Primera. Tengo ganas de aprender y mi compromiso es al cien por cien. Me gusta mucho competir, disputar cada partido al máximo y ser protagonista dentro del equipo». La futbolista, que ya está en la Isla, quiere ayudar al club a repetir los éxitos conseguidos hasta ahora. «Espero una temporada ilusionante y bonita. La UDG Tenerife viene de hacer una campaña muy buena, es un club de humilde pero compite con los equipos de arriba. Ojalá esta temporada sea igual», afirma la defensora.

Clau Blanco comenzó a jugar en el ADF La Rambla y en el año 2013 entró en las categorías inferiores del Real Betis. En 2019 jugó con la camiseta del Madrid CFF y la Real Sociedad. Las dos últimas temporadas ha crecido y desarrollado su juego en la categoría Reto Iberdrola. Primero con el Fundación Albacete y la pasada temporada en el Córdoba CF.

«Continuamos trabajando en un proyecto completo, siempre con perspectivas de futuro. Clau Blanco es una pieza que encaja perfectamente en nuestra visión y estamos seguros de que responderá a la confianza del club con mucho trabajo y entrega», afirmó el presidente de la entidad tinerfeña Sergio Batista.

Esta incorporación es la tercera que realiza el Granadilla en los primeros días de mercado de fichajes. Un proyecto que trabaja rápido en el capítulo de fichajes con la intención de dar el máximo de recursos posibles a su entrenador, José Herrera. Todas las futbolistas que llegan al club lo hacen con la intención de al menos repetir los buenos resultados de la campaña anterior. Un quinto puesto en la clasificación de Primera y llegar hasta las semifinales de la Copa de la Reina. No será tarea sencilla.

Con la lupa puesta en Segunda

El mercado de fichajes de verano cada vez será más complicado para la UDG Tenerife. Tiene que competir con clubes que tienen el ‘paraguas’ de una sección masculina, más recursos económicos y mejores estructuras, lo que puede atraer a las futbolista. La respuesta a ello en la casa blanquiazul, de momento, es buscar juventud y mirar hacia la segunda categoría española. Un ejemplo es Clau Blanco o Laura Ortega. La juventud y la ambición por mejorar y seguir creciendo también es un valor que tiene presente la secretaría técnica tinerfeña. La primera tiene 25 años, la segunda 24 y María Portolés 19. Savia nueva para un proyecto que afronta una temporada de aprendizaje con el objetivo principal de conseguir la salvación y sembrar para el futuro.