Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Teatro

La canaria Irma Correa estrena ‘Los nocturnos’ en el Teatro Español

La pieza, protagonizada por Marta Etura y Jorge Bedoya, se inspira en la historia de amor entre Sand y Chopin

Marta Etura y Jorge Bedoya son los protagonistas de la obra de teatro. El Día

La dramaturga canaria Irma Correa estrena este mes una nueva producción en el Teatro Español. Será el próximo 23 de junio en el conocido recinto de la madrileña calle Príncipe. La obra estará en cartelera hasta el 17 de julio y se podrá ver de martes a domingo a partir de las 19:30 horas.

La pieza, bautizada como Los nocturnos, se representará en la Sala Margarita Xirgu. Este espacio, concebido para los montajes más intimistas, cuenta con unas 110 localidades que varían según la disposición de las gradas. La sala puede adoptar distintas configuraciones: una, dos, tres o incluso cuatro bandas.

Irma Correa ha escrito para la ocasión una pieza basada en la tomentosa historia de amor entre la escritora francesa George Sand y Frederic Chopin. Los actores que darán vida a estos célebres personajes son Marta Etura, ganadora de un Goya en 2011 por su papel en Celda 211, y el actor, pianista y compositor Jorge Bedoya

Al frente de la producción se pondrá una de las grandes damas de la escena en España, la también actriz Magüi Mira. «Contamos la historia de dos personajes que se necesitaban, que querían estar juntas», detalla la directora. «Pensamos siempre en transmitir, en provocar al espectador de la misma manera en la que ellos no dejaron nunca de provocar en su entorno», añade.

La ficha técnica de esta pieza con sello canario se completa de la siguiente manera: José Manuel Guerra se hará cargo de la iluminación, Curt Allen Wilmer y Leticia Gañán diseñan el espacio escénico, Helena Sanchis se hará cargo del vestuario, Jorge Muñoz firma el diseño de sonido y el de movimiento lo asume Mónica Runde.

«Es una historia de amor entre dos personas que fueron libres en una época en la que era muy difícil serlo. Esa historia se vio truncada por la enfermedad», detalla Etura en el vídeo promocional realizado por el Teatro Español. «Hay muchas herramientas en este montaje. La fundamental son las palabras de Irma Correa, claro, pero la música de Chopin y el cuerpo en movimiento nos ayudan también a contar esta historia».

Por su parte, Bedoya enumera las dificultades de integrar el piano y el texto a la vez. «Como músico y actor puedo decir que no es nada fácil». Asimismo, Mira recordó que Chopin pidió que –a su muerte– su corazón fuera extraído de su cuerpo y llevado hasta Varsovia. Allí se conserva, desde hace más de 170 años, en un frasco de alcohol en una columna de la iglesia de la Santa Cruz. 

«París. 17 de octubre de 1849. La célebre escritora francesa George Sand quiere despedirse del que ha sido el gran amor de su vida, Frederic Chopin. El compositor polaco vive sus últimos instantes rodeado de familiares y amigos. Sin embargo, la hermana del músico no le permite hacerlo, alegando razones tras su ruptura tormentosa. ¿Qué palabras, qué gestos, hubieran compartido en esa despedida? La historia de amor de George Sand y Frederic Chopin, una de las más hermosas de todos los tiempos, se entremezcla con la música de los Nocturnos, pura poesía viva». Es, explican desde el conocido recinto cultural, «una reflexión sobre el sentido de la vida, de la muerte, y del amor».

Compartir el artículo

stats