Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

Gioconda Belli: "El feminismo es la revolución más importante del siglo XX"

La escritora nicaragüense protagoniza un encuentro con estudiantes en la UA en el que reclama un papel más protagonista para la mujer en la literatura. Belli asegura sentirse muy viva y con mucho que decir

Gioconda Belli posa en la Biblioteca Mario Benedetti de la UA.

Una vida fuera de casa. Aunque reconoce que en su Nicaragua natal "el héroe nacional es Rubén Darío", la suya es una de las voces más reconocidas de la literatura latinoamericana contemporánea. La escritora de Managua vive por segunda vez exiliada de su país, a pesar de que formó parte del primer gobierno del actual presidente, Daniel Ortega. A sus 73 años, asegura que aún tiene mucho que contar y que vivir.

Gioconda Belli irrumpe en un aula abarrotada de miradas expectantes con la sencillez de quien atraviesa el umbral de su casa. En la Biblioteca Mario Benedetti de la UA, la nicaragüense protagoniza un encuentro con estudiantes para celebrar el Día Mundial de la Poesía.

Es casi obligado preguntarle por Ucrania, especialmente por su situación de exilio.

Estoy preocupada, como toda la humanidad, porque está en peligro el equilibro que se logró tras la Segunda Guerra Mundial. Espero que se alcance una solución pacífica, pero es difícil con un megalómano como Putin.

¿Qué está ocurriendo en su país para que haya pasado de apoyar y formar parte del Gobierno a tener que marcharse?

En Nicaragua se empezó a torcer todo durante la revolución, el gobierno resultante de la guerra solo duró dos años sin ser atacado. Después, el sueño revolucionario se desorganizó y el presidente Daniel Ortega se apropió de él. No quería democratizarlo ni escuchar otras voces, así que convirtió el partido en su feudo.

Ha alentado a los jóvenes a echarse a la calle y protestar. ¿Cree que la juventud es ahora menos combativa que antes?

No es menos combativa, pero escoge otros temas por los que combatir, y es normal. Estamos en una época en la que las necesidades básicas están bastante cubiertas, pero la juventud actual está siendo muy reivindicativa con la ecología o el feminismo.

La escritora, en un momento del encuentro organizado por el Centro de Estudios Mario Benedetti. Áxel Álvarez

Lleva toda su vida escribiendo cantos a la igualdad y a la mujer, ¿qué conquistas ha logrado el feminismo?

Uf, muchísimas. Yo me pongo a pensar cómo vivió mi mamá... Creo que el feminismo es la revolución más importante que se vivió en el siglo XX. Nos cambió la vida a todas, nuestra participación es mucho mayor en todos los ámbitos...

¿Y qué falta por conquistar?

Todavía tenemos mucha lucha por delante. Para mí es clave la organización del trabajo, la maternidad a día de hoy obliga a las mujeres a decidir si siguen trabajando o no, y de alguna manera esa es la razón por la que el crecimiento demográfico en Europa es tan limitado. El mundo laboral no ofrece alternativas a la mujer.

¿Cómo ayuda la literatura a la revolución feminista?

Ayuda muchísimo. Yo lo veo en mis libros y mi poesía. Sin querer, porque no fueron escritos para eso, reflejan el empoderamiento femenino. La mujer ha sufrido durante tantos años la discriminación que tiene que tener recursos para creer en sí misma. Eso es lo que creo que hace la literatura, refleja una imagen distinta cuando la proyecta una mujer. La literatura masculina muchas veces endiosa a la mujer, pero lo hace desde otra perspectiva.

"La mujer está más reconocida por las lectoras, pero la crítica todavía muestra una actitud paternalista y condescendiente"

decoration

¿Piensa que la mujer está lo suficientemente reconocida en la literatura?.

No, todavía no. Estamos adquiriendo mayor reconocimiento. Es una paradoja, porque la mujer está reconocida por las mujeres lectoras, que representan a la mayoría del mercado literario de ficción. Pero la crítica todavía muestra una actitud un poco condescendiente y paternalista con las escritoras.

¿Qué le parece el caso de Carmen Mola?

Creo que revela que los hombres piensan que si un libro lo escribe una mujer va a tener mayor éxito. Ellos saben que ahora hay una tendencia editorial de "compensar" lo que no se había compensado, es decir, de publicar a más mujeres porque las mujeres estamos reclamando más. Entonces, utilizaron un truco para, además, crear escándalo en torno a la novela.

De sus libros se han vendido millones de ejemplares, es reconocida por universidades, gobiernos, academias... Pero dice que cuando repasan su biografía es como si le hicieran una autopsia ¿Cree que ya ha hecho más cosas de las que le quedan por hacer?

Pues fíjate que no, creo que me queda mucho todavía. Soy una mujer optimista y, como me gusta decir, "en avanzado estado de juventud", porque no me siento vieja. [Ríe] Entonces, para mí, este exilio que estoy viviendo fue como que la vida me dijo "no puedes descansar, ahora te tienes que reinventar y aprender otras cosas". Mientras uno aprende algo nuevo de la vida, vive y vive. Yo me pienso morir escribiendo.

"Creo que aún me queda mucho por hacer. Soy una mujer en avanzado estado de juventud y me moriré escribiendo"

decoration

Defiende que la poesía es una forma que tiene el ser humano de no sentirse solo. ¿Se ha sentido muy sola?

Yo por suerte no, porque he estado siempre involucrada en luchas colectivas. Aunque los momentos de soledad son fundamentales para poder escribir.

¿Qué opinión tiene de los premios literarios?

Son bien importantes, porque los escritores necesitamos poder dedicarnos a la literatura y no es fácil estar siempre escribiendo cosas para poder mantenerte. Yo he vendido millones de libros, pero lo que ganas de cada uno es un porcentaje mínimo. Por eso los reconocimientos son importantes.

Pero ha sido muy crítica con el Nobel.

Bueno, vamos a ver qué pasa, acaban de renovar toda la gente que lo otorga. Creo que se han puesto una misión que es la de sacar a autores de la oscuridad. Hay grandes escritores que no se conocen, pero al mismo tiempo le dan el premio a Bob Dylan, con lo que yo no estaba de acuerdo. Me parece un grandísimo músico pero no un gran poeta, que además está suficientemente reconocido. Pero veremos qué pasa.

¿Y ganarlo usted?

¿Yo? Vamos a ver, no creo... Tal vez como soy "oscura" en términos del globo... Pero yo estoy contenta con mi vida, quiero seguir escribiendo, pensando y descubriendo. Me apasiona la historia de la humanidad y ver qué es lo que va a pasar. La otra cosa que me apasiona es que haya vida en otros planetas.

Los asistentes al encuentro atienden a la lectura de la escritora. Áxel Álvarez

Dice que la literatura es un mundo en el que podemos hacer cosas que no son posibles en la vida "real". ¿Qué le gustaría hacer a Gioconda Belli que no puede hacer?

Me encantaría tener una máquina del tiempo y poder viajar a otras épocas. Poder ir a ver cómo fueron otros tiempos y cómo será el futuro. Me encantaría vivir un tiempo en Atenas, en el momento de Pericles, y ver cómo fue todo. Pero claro, para eso tendría que ser un hombre...

Compartir el artículo

stats