Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El contratenor Philippe Jaroussky pone voz a un viaje entre siglos

Acompañado del guitarrista Thibaut García, actúa hoy en el Auditorio de Tenerife y mañana en Gran Canaria

Philippe Jaroussky y Thibaut García. El Día

Philippe Jaroussky, uno de los mejores contratenores del mundo y el más admirado de su generación, es otra de las icónicas voces que se suman este año al Festival de Música de Canarias. Está considerado una estrella de la música lírica y es uno de los responsables de que la voz del contratenor haya dejado de ser una rareza para conquistar una posición respetada. Acompañado del guitarrista Thibaut García, se podrá escuchar hoy en el Auditorio de Tenerife, a partir de las 20:00 horas, y mañana en el Auditorio Alfredo Kraus de Las Palmas de Gran Canaria, a las 19:00 horas.

Ambos músicos interpretarán en estos conciertos algunos de los tesoros incluidos en el reciente disco que han grabado juntos, titulado À sa guitare (nombre de una pieza de Poulenc), un álbum en el que, llevados por la sonoridad de la guitarra, se lanzaron a darle voz a un viaje musical a través de los siglos con paradas en Francia, Gran Bretaña, Australia, Italia, España, Brasil, Argentina y Estados Unidos. Se trata de una «una selección de joyas que encontramos mientras leíamos mucha música diferente», admite Jaroussky, en referencia a este repertorio de piezas desde el clasicismo hasta el siglo XX.

La madre de Jaroussky recuerda que ya siendo pequeño cantaba con voz de cabeza, distinta a la de pecho de un tenor o un barítono, más aguda, con un color distinto, que permite a un hombre alcanzar notas y sonoridades de mezzosoprano, contralto o soprano, habitualmente reservadas a las mujeres. Algo así como un falsete, pero con una técnica que exige años de entrenamiento. Su prodigiosa y admirada voz ha sido reconocida insistentemente en los premios franceses Victoires de la Musique y también ha recibido numerosos galardones Echo Klassik alemanes. Su técnica le permite emocionar, explorando profundamente el repertorio barroco, desde el refinamiento del Seicento italiano (Monteverdi, Sances o Rossi) hasta la deslumbrante brillantez de las arias de Händel o Vivaldi, todo un mundo íntimo, a veces susurrado, a veces nostálgico, a veces doliente, pero siempre cuajado de emoción.

Jaroussky ha encontrado el compañero perfecto para llegar directo al corazón del público: el guitarrista Thibaut García, un joven músico franco-español multipremiado en numerosos concursos internacionales. En 2017 fue nombrado BBC New Generation Artist, y dos años más tarde, Revelación Instrumental en las Victoires de la Musique Classique. Es invitado por los principales festivales de guitarra.

Compartir el artículo

stats