Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Arquitectura

Asia sigue innovando en sus museos

Herzog & de Meuron autores del TEA de Tenerife, son los creadores del M+, recién inaugurado en Hong Kong

El interior de una de las galerías del Museo M+.

Acaba de abrir en Hong Kong el pasado noviembre el Museo M+, que se considera el primer museo mundial de la cultura visual contemporánea de Asia.

Se encuentra ubicado en el distrito cultural de Kowloon Oeste, frente a la isla de Hong Kong, en el paseo marítimo del Puerto de Victoria, a donde se puede llegar tanto en barco como en coche en pocos minutos, y se puede observar desde el otro lado, formando parte ya del skyline de esa ciudad isla tan increíblemente interesante. Arquitectónicamente hablando el museo M+ consta de volúmenes horizontales y verticales monumentales, un podio expansivo y una torre sorprendentemente esbelta, que reflejan la lectura de Herzog & de Meuron de las tipologías únicas del paisaje arquitectónico de Hong Kong. Debajo del museo se encuentra el expreso del aeropuerto MTR y la línea Tung Chung con lo que está muy bien conectado.

El edificio de M+, desde sus colecciones hasta el propio museo, es la culminación de diez años de inversión (no solo en Canarias tardan las obras en terminarse) y esa experiencia de un museo de nuestro tiempo, que cuenta narrativas multidimensionales, y multidisciplinares y que comprenden geografías y cronologías desde una perspectiva global, está en el museo perfecto para dicho tipo de obras de arte.

Proyectado por los arquitectos suizos Herzog & de Meuron (autores también en Tenerife del TEA y de la Plaza de España), el museo muestra desde noviembre de 2021 destacadas colecciones de arte visual, diseño y arquitectura de M+, así como imágenes en movimiento de Hong Kong, China, y Asia en general. El museo tienen 33 galerías que albergan aproximadamente 1.500 obras de arte, y esto seguirá así durante los primeros doce meses —es decir hasta diciembre de 2022— y hasta entonces la entrada será gratuita para todos los visitantes que se acerquen a conocerlo. Las nuevas galerías muestran actualmente seis exposiciones que invitan a los visitantes a explorar los temas y narrativas multidisciplinares e interregionales de las colecciones que M+ ha estado coleccionando y preparando desde hace años.

El Museo M+ de Herzog & de Meuron, en Kowloon visto desde la isla de Hong Kong. | | ELD

El Museo M+ de Herzog & de Meuron, en Kowloon visto desde la isla de Hong Kong. | | ELD Dulce Xerach Pérez

Hong Kong lleva décadas en una tarea de transformación de la ciudad, y esto se muestra también en el contenido del museo, que acoger una cultura visual única que muestra experiencias y creaciones artísticas que van desde la década de 1960 hasta la actualidad; Por ejemplo, la Colección M+ sigg, comprende obras de la revolución que ha supuesto el camino hacia la globalización y que presenta un estudio cronológico del desarrollo del arte chino contemporáneo desde la década de 1970 hasta la década de 2000; Otra de las exposiciones, denominana Things, Spaces, Interactions se dedica al diseño y la arquitectura internacional en los últimos 70 años; La exposición Individuos, redes, expresiones, muestra una narrativa del arte visual internacional de la posguerra contada desde una perspectiva asiática; por otro lado, El sueño del museo, es una manifestación de una constelación global de prácticas de arte conceptual en el contexto asiático, y la muestra Antony Gormley: campo asiático, una instalación masiva de decenas de miles de figurillas de arcilla realizadas en colaboración con 300 aldeanos de un pueblo de Guangdong;

Es decir, es algo más que un museo ya que de sus primeros pasos se deduce la intención de no solo mostrar sino enseñar, y construir una comunidad de aprendizaje que fomente la empatía, el respeto, las múltiples perspectivas y la creatividad a través de la cultura visual para todos los públicos y es también una plataforma abierta y acogedora con experiencias de aprendizaje creativas, M+ se dedica a crear una cultura activa que conecta personas, objetos y espacios. Esperamos que el museo inspire a los residentes de la ciudad y a los visitantes internacionales por igual, y que también nos inspire en Canarias a no derrumbar las iniciativas culturales sino a apoyarlas y a pedir más porque son un complemento perfecto para el turismo y porque alegran y llenan el alma.

Dulce Xerach Pérez. Abogada y doctora en arquitectura. Investigadora de la Universida Europea

Compartir el artículo

stats