Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Diablos Locos, tercera generación

Tomy Carvajal se estrena al frente de la murga trónica siguiendo los pasos de su abuelo, Tom Carby, y su padre, Maxi Carvajal

Cheroky, uno de los componentes más carismáticos de Diablos, sostiene una alfombra que da la bienvenida al nuevo Carnaval, con ensayos en grupos burbuja. Andrés Gutiérrez

Diablos Locos retoma los ensayos en la calle de Candelaria, después del covid y de las obras de remodelación de su local. 2022 supondrá el estreno en la dirección de la tercera generación de la familia Carvajal, donde el magisterio de Víctor Asensio volverá a contar con el apoyo musical de Acaymo Correa.

Diablos Locos retoma los ensayos por grupos burbuja, como marca el protocolo covid de seguridad. De nuevo, en casa, en su local de la calle Candelaria, reformado durante el último Carnaval normal que los llevó al colegio Tena Artigas, en Miramar (Ofra), y reabierto durante el confinamiento.

La murga trónica afronta la próxima edición con Tomy Carvajal (Santa Cruz de Tenerife, 1996) al frente del grupo, el orgullo de la tercera generación de la familia que asume esta responsabilidad: su abuelo la dirigió de 1972 a 1994 (falleció el 31 de octubre de ese año), lo sustituyó Maxi Carvajal, de 1996 a 2020 y de cara a la próxima edición se estrena con la solera de Víctor Asensio, el grupo de letristas y el apoyo musical de Acaymo Correa, que ya participó hace dos años con los trónicos; gracias a Víctor y Acaymo ya Diablos se inició en 2020 el montaje con los audios que se hacen más necesario que nunca esta edición.

Se hace raro visitar la sede de Diablos sin olor a arepas, y no será porque la mejora del local no haya contemplado una amplia cocina, pero los nuevos tiempos sanitarios impiden comer o beber . Maxi ya se hace a la fila, lo que no le impide controlar que el grupo no supere el máximo de 20 componentes y cumplir con el protocolo. Los primeros comienzan a las nueve y media y 40 minutos después se marchan a casa, para permitir airear la sede y que entre el segundo turno. Falta el bullicio de un local numeroso, a la espera de que y regrese en su plenitud el Carnaval con una murga de oro: Diablos Locos, fundada en 1971. Trónicos.

Compartir el artículo

stats