18 de febrero de 2020
18.02.2020
Carnaval de Tenerife 2020

Priscila Medina se despide como Reina del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife

Lo único que consuela a la Reina del Carnaval de Santa Cruz 2019, Priscila Medina, a la que apenas le quedan unas horas de reinado, es que "ya formo parte de la historia de esta fiesta"

18.02.2020 | 19:13

Asegura a El DÍA que el año se le ha "pasado volando" y que le da "mucha pena" entregar el cetro a la nueva ganadora. Lo único que consuela a la Reina del Carnaval de Santa Cruz 2019, Priscila Medina, a la que apenas le quedan unas horas de reinado, es que "ya formo parte de la historia de esta fiesta". Recuerda con emoción cada momento que vivió en la Gala, pero considera que se le debe dar más protagonismo a las candidatas. Priscila, de 23 años y pastelera de profesión, consiguió el título de Reina con la fantasía La Nuit, del diseñador Sedomir Rodríguez, y en representación de Autoinsular Citroen.

Tras ser proclamada Reina del Carnaval de Santa Cruz, ¿ha cambiado algo su vida?
Mi vida sigue igual, aunque sí es cierto que mi agenda ha estado un poco más ajetreada. He tenido que asistir a millones de eventos y atender a los medios de comunicación, sobre todo justo después de ser proclamada Reina y también en estas últimas semanas. Por lo demás, sigo con mi trabajo y con mi día a día. Pero sí hay algo muy importante que ha cambiado en mí; que ya formo parte de la historia del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife. Esto me llena de orgullo y me hace sentir muy feliz. Soy una privilegiada. Podré decir que yo fui Reina de la fiesta chicharrera. Además, tuve la suerte de poder subirme al escenario del Recinto Ferial en dos ocasiones.

¿Cómo empezó todo?
Llevo prácticamente el Carnaval en la sangre. Mi padre es Gregorio Medina, diseñador de Puerto de la Cruz. Él me convirtió en 2006 en Reina infantil de nuestro municipio. Mi siguiente objetivo era poder participar en la Gala de la Reina adulta del Carnaval de Santa Cruz. Tras presentarme a varios casting, por fin, en 2016, el diseñador Santi Castro se fijó en mí y me eligió para su traje. Aquel año quedé segunda dama de honor. Después de aquello, el diseñador Sedomir Rodríguez se puso en contacto conmigo y me propuso que si quería volver a subirme al escenario del Recinto Ferial. Me contó que le había gustado mi actuación. Yo no me lo podía creer. Iba a repetir tres años después. Pero es que, además, fui elegida Reina.

¿Qué sintió cuándo escuchó su nombre?
La verdad es que durante la Gala no se me pasó por la cabeza que yo pudiese ser la Reina, a pesar de que sabía que llevaba una fantasía fantástica. Pero éramos muchas chicas, 19, y se presentaban demasiados trajes maravillosos. Ya había tenido demasiada suerte subiéndome al escenario por segunda vez. Cuando escuché mi nombre, me quedé por un instante descolocada. Yo era la Reina.

¿Por qué cree que el jurado la convirtió en ganadora?
Mi traje era precioso, muy elegante y tenía mucho brillo. Supongo que también les gustó mi puesta en escena, pues en una Gala de la Reina del Carnaval es tan importante la fantasía como la candidata que la luce. Tiene que saber defenderla.

¿Recomendaría la experiencia a otras chicas?
Por supuesto. Y tanto es así, que yo estaría encantada con volver a repetirla por tercera vez, aunque sé que no puedo porque ya he sido Reina. También le diría a aquellas chicas que llevan intentando durante mucho tiempo poder ser candidatas, que no pierdan la esperanza, que sigan luchando por su sueño. Yo lo intenté durante algunos años, hasta que me escogieron en un casting. Y quién me iba a decir a mí que participaría en dos galas y que iba a ser proclamada Reina. Eso sí, para poder ser candidata tiene que gustarte mucho el Carnaval, porque esto es bastante sacrificado. Estamos hablando de ensayos, entrenamientos y de eventos a cualquier hora, entre otros compromisos.

¿Qué ha supuesto para usted ser Reina del Carnaval?
Para mí ha sido todo un honor y un orgullo, aunque me hubiese gustado promocionar el Carnaval de la capital tinerfeña en más sitios. Me hubiese gustado haber viajado más. Durante mi reinado solo fui a Fitur (Feria Internacional de Turismo), que se celebra en Madrid.

¿Qué le parecen los premios que el Ayuntamiento de Santa Cruz, a través del Organismo Autónomo de Fiestas, concede a las candidatas y a los diseñadores?
Creo recordar que a mí me dieron unos 1.200 euros y al diseñador, unos 3.000. Pienso que el Ayuntamiento debería tener más detalles con los ganadores, porque estamos hablando de un gran esfuerzo y sacrificio. Recuerdo que hubo épocas en las que se regalaban viajes y hasta coches. Aunque esto último supongo que sería a través de los patrocinadores.

¿Mejoraría algo de la Gala del Carnaval de Santa Cruz?
La Gala de la Reina me gusta tal y como es, pero yo creo que las candidatas deberían tener más protagonismo durante el espectáculo. Solo tienen para desfilar tres minutos y medio, y si se pasan de ese tiempo, son descalificadas. Pero es que, además, al final del espectáculo, cuando van a proclamar a la Reina y a sus damas de honor, no pueden salir todas, sino una decena.

¿La fiesta chicharrera también debería tener un Rey?
En Puerto de la Cruz ya se ha hecho y yo estuve allí. La verdad es que me encantó. También se podría hacer en Santa Cruz, pero en una gala diferente a la de la Reina.

¿Qué consejo le da a las chicas que se subirán hoy al escenario del Recinto Ferial?
Solo les puedo decir que dejen los nervios detrás del escenario, que no se preocupen por nada y que disfruten muchísimo de esta experiencia, porque pasa muy, muy rápido. El primer año que yo me presenté, durante el desfile mi fantasía se trabó. Y el año pasado, me tropecé mientras desfilaba. En las dos ocasiones me olvidé de los nervios y seguí adelante. Por eso, les recomiendo que estén tranquilitas y que solo piensen en el gran momento que van a vivir.

Solo quedan unas horas para que entregue el cetro. ¿Qué se le pasa por la cabeza?
Me da muchísima pena tener que entregarlo. Este año se me ha pasado volando. Pero hay que elegir a otra Reina. Lo que me consuela es que yo ya formo parte de la historia del Carnaval chicharrero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook