18 de julio de 2019
18.07.2019

Javier Torres Franquis, autor del escenario del Carnaval 2020

El diseñador más laureado en murgas, con una veintena de primeros de Presentación con Mamelucos, ya trabaja codo con codo junto a los directores María Díaz y Marco Marrero

18.07.2019 | 00:29
Javier Torres, profesor de la ULL, el diseñador de murgas más laureado y autor del cartel del Carnaval de Santa Cruz 2016.

La organización del Carnaval que dirige el socialista Andrés Martín Casanova vuelve a sorprender con otra decisión que denota conocimiento de la fiesta. Junto a la designación de María Díaz y Marco Marrero como directores artísticos de la próxima edición, el concejal confirmó ayer a El Día que Javier Torres Franquis, el diseñador de murgas más laureado en la historia -con una veintena de primeros premios de Presentación con Mamelucos y Mamelones-, será el director de la escenografía que se dedicará a Los Coquetos años 50 y que se instalará en el recinto ferial para los actos que se desarrollarán desde el jueves 30 de enero, primera fase de murgas infantiles, al sábado 15 de febrero, concurso de comparsas en escenario. Además, es el primer autor de un cartel del Carnaval (2016) que diseñará un escenario.

Nacido en Santa Cruz de Tenerife en 1962, profesor de Bellas Artes en la Universidad de La Laguna y nieto del fundador y director de la Unión Artística El Cabo, Faustino Torres, Javier Torres declaró estar "muy ilusionado con el encargo", que se realizará desde la Fundación Universidad-Empresa, con un convenio de colaboración con el Ayuntamiento de Santa Cruz.

Admite que el tiempo apremia, que coincide con la incorporación de un nuevo equipo tanto político como artístico, pero confía resolver los elementos del diseño hasta finales de agosto para que luego se elabore el pliego técnico, en septiembre, que permitirá sacar a concurso la adjudicación de la construcción del diseño.

El trabajo de la escenografía se realizará codo con codo con los directores artísticos del Carnaval 2020, que formarán un solo equipo. La semana pasada tuvo lugar la primera toma de contacto, que siguió ayer con una visita que hicieron concejal de Fiestas, directores artísticos y de la escenografía a la Casa del Carnaval. "Hay una gran sintonía con María y Marcos; mantenemos una visión coincidente sobre los años 50. Hay muy buen feeling y buena honda. Los tiempos no son idóneos para experimentar grandes cambios", añadió, para dejar entrever que se mantendrá el emplazamiento dentro de la nave central del recinto. Ahora se trabajará en la búsqueda de materiales con la experiencia de los equipos técnicos.

Sobre cómo será el escenario del Carnaval de Los Coquetos años 50, Torres Franquis explica que, tras la experiencia de otras ediciones, últimamente se ha recuperado el planteamiento tridimensional, lo que no supone eliminar las pantallas, sino integrarlas. A la pregunta de qué le sugiere el motivo, Torres Franquis admite la complejidad de los carnavales que se dedican a épocas, pero señala como fuente de inspiración la cultura posterior a la Guerra Mundial: el boom de la publicidad, el modelo de vida americano, el cine, la música, el rock, el arte -con la expresión del pop-art-, y reflexiona: "Es curioso el esplendor que se vive fuera cuando en España estábamos en blanco y negro". Javier Torres, tras un no inicial, reconsideró su decisión, al igual que ocurrió con los directores de la gala, y admite que tiene "un sentido de la responsabilidad" por la confianza que ha depositado en él el nuevo equipo, un reto que asume con cierto vértigo. Preguntado sobre si se quita la espina de 2017, cuando la anterior concejala le encargó la escenografía y finalmente se la encomendó a Javier Caraballero, el profesor de la ULL sentencia: "Es un sueño hecho realidad después de algún tropiezo. Agua pasada".

María Díaz y Marcos Marrero se mostraron encantados con poder trabajar con Javier Torres, "un gran amante y conocedor del Carnaval, excelente profesional, serio y que lo avala su trayectoria".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook