Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

NC devuelve al Parlamento los 75.000 euros recibidos tras su desaparición

Los servicios jurídicos de la Cámara ven legal transferir ahora los fondos al nuevo partido, aunque CC y PP lo ponen en duda

Carmen Hernández, diputada ‘canarista’ y vicepresidenta de NC-BC. E. D.

La Mesa del Parlamento de Canarias constató en su reunión del pasado jueves que Nueva Canarias, bajo su nueva denominación NC-Bloque Canarista (NC-BC), ya ha devuelto a la Cámara regional los alrededor de 75.000 euros transferidos al grupo parlamentario en concepto de subvención para su funcionamiento. Se trata de la cantidad que los diputados de NC habrían traspasado a la formación política a la que pertenecen desde la fecha en que ésta fue eliminada del registro de partidos tras la sentencia de la Audiencia Nacional que declaraba su extinción, el 21 de julio de 2021, hasta la fecha en que la Mesa de la Cámara regional acordó, el 28 de julio pasado, solicitar al grupo de NC «que cautelarmente se abstuviera de transferir fondos públicos a la presuntamente extinta formación política, procedentes de la subvención que el Parlamento pone a disposición del grupo parlamentario para su funcionamiento.

La devolución de estos fondos se ha producido, en todo, caso antes de que la propia Mesa del Parlamento tomara una resolución definitiva en espera de recibir la documentación pertinente por parte del Ministerio del Interior. Esa documentación, básicamente la sentencia de la Audiencia Nacional que daba por extinguida a NC por no actualizar sus estatutos y la propia resolución de Interior eliminando la siglas canaristas del registro de partido, fue analizada el jueves por la Mesa de la Cámara regional, que no llegó adoptar una resolución sobre sus efectos prácticos toda vez que NC ya había hecho efectiva la devolución de los fondos transferidos irregularmente.

El órgano de gobierno del Parlamento analizó también un informe de sus servicios jurídicos en el que se confirmaba que el proceso judicial y administrativo en el que se encuentra inmerso el partido liderado por Román Rodríguez no tiene transcendencia alguna a efectos de funcionamiento del grupo parlamentario, dado que se trata de entidades con personalidad jurídica diferente. Dicho informe señala que, efectivamente, el partido político tiene que devolver el dinero que recibido procedente de la Cámara, si bien esa obligación queda sin efecto práctico una vez certificada la devolución de esas cantidades.

El Ministerio del Interior eliminó a NC del Registro de Partidos Políticos (RPP) el 12 de julio de 2021. Acataba así la sentencia de la Audiencia Nacional, que había declarado la «extinción» de esa fuerza política el 8 de junio de ese año, pero en la formación nadie tenía constancia de la situación hasta que la misma no fue desvelada por este periódico el pasado 25 de julio. Durante ese tiempo, la bancada de los canaristas continuó ingresando parte de los fondos que recibe de la Cámara en las cuentas de la ya entonces desaparecida NC. Los grupos de las distintas asambleas legislativas tienen la legítima posibilidad de destinar una parte de los dineros recibidos para el sostenimiento de sus respectivos partidos. El problema es que los diputados de NC no tenían partido que sostener.

El Parlamento tiene a su vez constancia de un escrito de los cuatro diputados de NC adhiriéndose a la nueva formación política en su denominación legal registrada en el Ministerio del Interior el 30 de agosto y que el grupo pasa a denominarse NC-Bloque Canarista. Señalan en este sentido que consideran a la nueva formación es «heredera» de la ahora ya disuelta.

Este paso es importante porque determina la posibilidad de que puedan volver a transferir la subvención que le otorga el Parlamento para el funcionamiento al partido del que ahora forman parte. De hecho, los servicios jurídicos dan el visto bueno en su informe a la recuperación de esa dinámica suspendida cautelarmente desde que se supo que NC ya no existía. Con la nueva formación ya formalmente acreditada a todos los efectos, la subvención vuelve a llegar con normalidad al grupo parlamentario para que éste lo transfiera al partido. NC-BC percibirá obviamente por este concepto la misma cantidad que la marca anterior, 367.600 euros anuales.

Sin embargo, esta posibilidad es cuestionada por los representantes del CC y del PP en la Mesa del Parlamento, que en la reunión del jueves expresaron sus dudas y han solicitado información complementaria para confirmar que el reglamento de la Cámara ampara esa práctica.

Fuentes parlamentarias insisten, sin embargo, que «los servicios jurídicos dicen que es correcto, pero a efectos formales eso tendrá que discutirse cuando eso se produzca en la práctica, no previamente». Es decir, si el grupo parlamentario y los diputados transfieren dinero al nuevo partido, el grupo parlamentario tendrá que dar cuenta de eso en la liquidación que se hace cada mes y será en ese momento cuando quienes tengan dudas sobre la cuestión «podrán proponer que se aborde en la Mesa o se amplíen los informes sobre la cuestión». Los letrados, sin embargo, señalan que no hay ninguna objeción ni desde el punto de vista parlamentario, ni desde el de la fiscalización del gasto en el Parlamento para que transfieran fondos al nuevo partido.

NC tiene pendiente además el pago de 75.000 euros de sanción impuesta por el Tribunal de Cuentas el 15 de agosto por no presentar sus cuentas de los años 2018 y 2019 en los plazos legales establecidos en la ley, además de tener pendiente otro expediente sobre el ejercicio de 2020.

Esta sanción por falta «muy grave» contemplada en la ley de financiación de los partidos políticos, se ha complementado además con la petición del tribunal fiscalizador al Ministerio de Interior para que congele las subvención que estaba llegando al partido por el diputado que obtuvo en el Congreso en las últimas elecciones generales a través de la coalición electoral con CC. Esa subvención, de 22.575 euros mensuales, llegó a NC hasta junio, incluso durante el año en que ya estaba dado de baja en el Registro de Partidos, pero cesó ya en el mes de julio.

Compartir el artículo

stats