El Consejo Político Nacional de Coalición Canaria eligió ayer a Fernando Clavijo como candidato del partido a la Presidencia del Gobierno de Canarias en las elecciones autonómicas de mayo de 2023, con 70 votos a favor y uno nulo. Tras la votación, el también secretario general y senador por la Comunidad Autónoma afirmó que su objetivo es «gobernar Canarias desde Canarias, para que el Archipiélago no sea una ficha en el tablero del poder nacional». Además, apuntó que recuperará «la dignidad y el orgullo de un pueblo olvidado y castigado por el Gobierno central». 

Envuelto en el ambiente festivo de la sede de CC en Gran Canaria, el candidato destacó que, pese a que los pactos les llevaron a ocupar la oposición, su formación ha sido «ejemplo de madurez y compromiso» y ha actuado «con responsabilidad», porque «a la gente le hacen falta respuestas, no peleas por poder». «Estamos en disposición de ganar las próximas elecciones, para poner al frente de las instituciones a gente comprometida con Canarias», afirmó Clavijo en su primera intervención como cabeza de lista de los nacionalistas canarios.

A lo largo de la legislatura, CC ha presentado 600 iniciativas al Gobierno de Canarias y 200 enmiendas a los Presupuestos Generales del Estado y a las cuentas autonómicas. Según Clavijo, este trabajo ha sido recibido con «desprecio y ninguneo», algo ante lo que «no agacharon la cabeza», porque se impone «el compromiso que tienen con la ciudadanía».

El líder de los nacionalistas criticó «la falta de proyecto para las Islas que sufren los canarios todos los días» y añadió que «no hay ni gestión ni compromiso, solo excusas y titulares vacíos». Clavijo aseguró que afrontan la próxima cita electoral «más fuertes que nunca, con más militantes y más comprometidos que nunca con esta tierra».

«Alternativa creíble»

Para el candidato nacionalista a la Presidencia, el Ejecutivo de Ángel Víctor Torres «es el peor de la historia de Canarias» y agregó que su gestión se basa «en dejar todo para mañana, para la semana o para el mes que viene». Clavijo manifestó que el actual Gobierno regional «es el de los hombros caídos, la cabeza baja y las excusas» y criticó que «ha sido capaz de levantar la mano contra Canarias, permitiendo agravios de Madrid y justificando el maltrato». 

Fernando Clavijo recordó que durante este tiempo «cuando ha sido necesario», y aún cuando no han compartido ni las formas ni el fondo del Gobierno, han dado su voto a favor en el Parlamento y en las instituciones «por lealdad a Canarias» y porque saben que «en momentos de dificultad como la pandemia o la erupción volcánica era preciso un gran frente político para dar respuesta a los problemas de la ciudadanía».

El secretario general de CC repasó algunas medidas que ha propuesto su formación, entre ellas, un plan de rescate del sector turístico, ante las duras consecuencias durante la pandemia en un sector que representa el 35% del PIB y el 40% del empleo de las Islas. También recordó el plan de rescate social, el plan de empleo juvenil y medidas específicas para la aplicación de los erte, para socorrer a las pymes, autónomos, al tejido económico y productivo de Canarias, con propuestas como la rebaja fiscal selectiva que plantearon como respuesta a la elevada inflación como consecuencia de la guerra en Ucrania. «La respuesta del Gobierno canario siempre fue el silencio, las excusas y la falta de liderazgo y gestión unida a la subordinación a Pedro Sánchez», sentenció Clavijo.

El cabeza de lista de CC a la Presidencia confirmó que la formación «se va a presentar en las ocho islas, en los siete cabildos y en los 88 municipios» con el objetivo de defender «una alternativa creíble». Para ello, detalló, cuentan con un equipo preparado que «no va a agachar la cabeza ante un Gobierno que mira más por el bien del PSOE que por el del Archipiélago». Clavijo defendió que no van a permitir que «se siga tratando con desprecio a Canarias, ni agravios como el del transporte a mitad de precio en las Islas». Para concluir, señaló que «Canarias se defiende todos los días del año; aquí, en Madrid y en Bruselas».