Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pleno del Parlamento de Canarias | Arranca el último tramo de legislatura

Castilla afea a Podemos la radicalidad y oportunismo político con la ecotasa

Los grupos del Gobierno se avienen a negociar la ampliación de la bonificación a las guaguas pero no apoyan una proposición de Coalición para exigir el 100%

21

Segunda sesión plenaria del Parlamento de Canarias, 13/09/2022 Andrés Gutiérrez

El pacto de la flores está intentando apaciguar cualquier rebelión que surja en sus filas para llegar unidos hasta el final de la legislatura. La ecotasa, la bonificación al transporte y el Régimen Económico y Fiscal (REF) y, en concreto, las operaciones triangulares en la Zona Especial Canaria (ZEC), por citar diferencias recientes, han sembrado la discordia entre las fuerzas que componen el cuatripartito en el Gobierno, fisuras que pueden alimentar a la oposición en la última etapa de legislatura. Ayer Podemos se desbandó en el pleno en dos asuntos: la ecotasa y el REF. Sobre la bonificación al transporte, la cuatro fuerzas se alinearon en una postura única: pedir al Estado que extienda el 50% de las ayudas a guaguas a 2023 y negociar la posible ampliación al 100%, pero no exigirlo como reclamaba CC en una proposición no de ley.

Si el pasado lunes en el primer pleno del Parlamento regional que inauguró la carrera hacia mayo de 2023 se evidenció que los políticos van a adoptar un modo electoral semejante al Congreso, con un aumento evidente de la crispación, ayer, en la segunda jornada del pleno -que suele ser un bálsamo de aceite- se produjo una inusitada revolución: que se recuerde en esta legislatura el segundo y último día de un pleno nunca se ha producido tal actividad, y mucho menos, una confrontación política entre los propios grupos del Gobierno y con la oposición.

Ayer, sin embargo, se vivió un antes y un después. Yaiza Castilla, consejera de Turismo, comparecía por primera vez desde que su compañera en el Gobierno y consejera de Derechos Sociales, Noemí Santana, reclamó en agosto la necesidad de una ecotasa para las islas «ya», es decir, antes de finalizar la legislatura. La tasa turística estaba en su programa electoral y habían demorado la demanda de su implantación por la pandemia, dijo. También figura el debate de este tributo en el pacto de cuatripartito, pero no su implantación.

Esta exigencia, a punto de acabar el mandato, no ha sentado bien en el seno del Gobierno sobre todo en ASG y en el PSOE, e incluso en NC, porque se interpreta que Podemos ya está en clave electoral y no es el momento de pedir una nueva tasa. Y es un asunto que están tratando de reconducir los integrantes del pacto.

No obstante, ayer surgió la confrontación. Yaiza Castilla compareció en el Parlamento para explicar la situación de la ecotasa, aunque antes ya había manifestado que no estaba, ni mucho menos, por su aplicación. La consejera sabía que Podemos estaba en la Cámara y constató que fue el único grupo que apoyó la implantación de la ecotasa de forma inminente. Todos los demás le dieron la razón, en el sentido de que existe incertidumbre con la guerra de Ucrania y la alta inflación puede repercutir en que los turistas de Alemania y Reino Unido no viajen a las Islas. Por eso, no es el momento de gravar a un sector que sale de la pandemia. Y con su oratoria veloz, Castilla dejó caer que «las posturas radicales no vienen bien» a nadie y que es muy «peligroso el oportunismo político», además de que aunque haya «pocas voces» que alientan la «turismofobia», en Canarias no existe, y tampoco «el turismo masivo». Un claro aviso a Podemos que no solo ha defendido la ecotasa sino que también se ha posicionado en contra de los nómadas digitales, un turismo que intenta atraer la Consejería. Castilla, como lo había hecho en el pleno del lunes el presidente canario, Ángel Víctor Torres, apostó por un debate «sosegado de la ecotasa».

Pero el portavoz de Podemos, Francisco Déniz, afirmó en su turno que sí era el momento de implantar la ecotasa, y se metió de lleno con la consejera al señalar que los responsables de turismo deberían tener como primer punto gestionar mejor el destino y determinar los impactos negativos que puede ocasionar en los residentes o en el medioambiente, y no dedicarse tanto a promocionar las Islas.

Transporte

Otro debate duro en el pleno de ayer fue la bonificación al transporte. En este caso saltaron chispas entre los partidos de la oposición, principalmente del PP y CC, con los del Gobierno. Nacionalistas y populares formaron un bloque compacto para reclamar el 100% de la bonificación del transporte y acusaron a Torres de ser sumiso a su presidente Pedro Sánchez, que se niega a dar la gratuidad de la ayuda a las guaguas como a los trenes en la Península.

Pusieron un vídeo donde se veía a Torres el 26 de julio defendiendo el 100 % de la ayuda y en agosto, con Pedro Sánchez en Lanzarote, solo el 50%, y lo acusaron de mentir. La comparecencia era del consejero de Transportes, Sebastian Franquis, que esgrimió los mismos argumentos que Torres para defender el 50% de la ayuda en la Islas y se basó en los números: Canarias recibe más recursos con el 50% de las bonificaciones, pues en la Península solo tienen en su conjunto un 36% de ayuda. Las medidas, afirmó el consejero, benefician en la Península al 1,6% de la población y en Canarias al 17,1%,y el transporte terrestre.

Compartir el artículo

stats