Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Presupuestos 2022 | El Ejecutivo abre las negociaciones en el Congreso

NC trata de amarrar fondos para dos años por si Sánchez pierde aliados

Pedro Quevedo avisa a Hacienda que no apoyará las cuentas de 2022 si el proyecto ‘olvida’ alguna de las ayudas del REF incluidas en el Estatuto de Canarias

La ministra de Hacienda, María José Montero, ayer en el Congreso. EUROPA PRESS

NC trasladó ayer al Ministerio de Hacienda sus postulados básicos sobre la negociación de los Presupuestos estatales del próximo año, cuyo anteproyecto el Gobierno central remitirá al Congreso como muy tarde en dos semanas. El diputado de la formación nacionalista, Pedro Quevedo, se reunió ayer con Carlos Moreno, jefe de gabinete de la ministra, María Jesús Montero, con un mensaje fundamental: tratar de que las nuevas cuentas contemplen una ficha financiera para las Islas que vaya más allá del año presupuestario ante la posibilidad de que el horizonte de las próximas elecciones generales imposibilite la presentación de unas terceras cuentas públicas del actual Ejecutivo en 2023.

Este planteamiento afectará sobre todo a algunos de los conceptos presupuestarios que NC considera esenciales para el cumplimiento de los acuerdos sobre la investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno y de la agenda canaria pactada con el PSOE. Cumplimiento del REF en todos sus términos, tanto en relación a la inversión en las Islas equivalente a la media nacional, como en la dotación de las materias con reflejo presupuestario contempladas en el nuevo Estatuto de Autonomía, son los ámbitos sobre los que NC pondrá el foco y la exigencia a la hora de valorar su apoyo o no a las cuentas estatales del próximo año. Y como asunto complementario a ello, la formación nacionalista exigirá que se resuelva el pago de la deuda en carreteras en los términos recogidos en las sentencias del Tribunal Supremo a este respecto.

«En 2021 tuvimos más dificultades de las que finalmente pareció porque hubo acuerdo. Para nosotros es absolutamente esencial que las cuestiones vinculadas con problemas previos se resuelvan definitivamente por una razón, porque este Presupuesto es posible que sea el último de la legislatura, y si es así, lo que no veamos ahora, quedará en el tintero y no habrá opciones de corregir en el 2023. Lo que no veamos ahora, queda desierto», resumió ayer Quevedo tras la reunión en Hacienda. El diputado aclaró que este encuentro no se debe interpretar como el inicio de la negociación, sino como una «primera toma de contacto» para explicar las bases en las que se sustentaría un hipotético apoyo al proyecto gubernamental.

«Ha sido una reunión sobre la preocupación que tiene NC de dejar claro el escenario en el que nos movemos de cara a este nuevo Presupuesto y a tratar de evitar a última hora situaciones no previstas. Canarias tiene un conjunto de condiciones que poner sobre la mesa que deben ser identificadas desde el principio para que luego no haya confusiones», recalcó el diputado.

En relación con las materias del REF que tienen consignación presupuestaria, Quevedo aseveró que «deben estar debidamente contempladas en el proyecto y por supuesto en el Presupuesto definitivo», reconociendo ante el propio representante del Ministerio la «preocupación» de que estos sean los últimos de la legislatura y que sean prorrogados dentro de un año para llegar con ellos a la convocatoria de elecciones a los largo de 2023. De ahí el interés de NC de que toda la ficha financiera canaria en las cuentas estatales dé respuesta a las necesidades del Archipiélago a dos años vista.

Fondos para la pobreza

En este sentido, Quevedo aseguró que «en 2021 conseguimos un acuerdo más que razonable» sobre las ‘partidas REF’, resaltando que «el concepto fundamental es que tienen que tener reflejo presupuestario suficiente», dando por aceptable que se mantengan la mayoría de aquellas cifras. Puso como ejemplo los 30 millones para la pobreza, que aunque «es verdad que la situación de pobreza se ha incrementado, hay otros procedimientos para atenderla, por eso discutimos temas como el Ingreso Mínimo Vital, la prórroga de los ERTE o con las políticas antidesahucios»; «No estamos solos en el universo presupuestario y todas esas políticas nos afectan. Lo 30 millones son razonables si hay otros mecanismos».

En relación con el convenio de carreteras, afirmó que «la cantidad inicial son 200 millones. Lo que sí es una tontería es pedir un montón de dinero si no te lo puedes gastar. Nuestro planteamiento es claro, la sentencia de Supremo se tiene que cumplir en su totalidad y de forma que esos recursos puedan ser utilizados en Canarias, no una transferencia de 500 millones que son imposibles de gastar».

Sobre la posibilidad de que el Estado incluya partidas o ayudas especiales por los daños ocasionados por la erupción volcánica en La Palma, el diputado aclaró que «si estamos ante una situación extraordinaria, las medidas tienen que ser extraordinarias y eso no es una cuestión presupuestaria. Es una situación catastrófica que no se va a resolver fundamentalmente en los Presupuestos, eso es un seguimiento permanente y de exigencia a todas las administraciones de que cumplan con su deber».

Quevedo recordó que la negociación de los Presupuestos por parte de NC se inicia tras haber resuelto con el Estado el conflicto por el recorte del REF en relación con las producciones audiovisuales y considera que ese episodio puede servir ahora para «allanar el camino» en los demás temas. «Ese conflicto ha servido para dejar claro que no será NC la que admita modificaciones del REF por parte de nadie después de lo que nos ha costado conseguirlo», afirmó antes de señalar que la reunión «durísima» el 19 de julio con Montero por lo del REF del cine, en la que él participó junto al presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, y al vicepresidente y consejero de Hacienda, Román Rodríguez, «nos ha servido para poner en evidencia lo importante que es el fuero y que no vamos a permitir rebajas ni incumplimientos».

«El precedente ha sido positivo, porque el lío que se armó por una cifra ridícula respecto a las ayudas al cine, deja claro a todo el mundo que no vamos a permitir nuevos ninguneos; Si todos conocemos las reglas de juego de partida, será más sencillo», recalcó.

En relación con las políticas estatales y el enfoque general de los Presupuestos, NC confía plenamente en que se mantendrá un proyecto de características similares al de las cuentas ahora en vigor. «Si el modelo es similar al de 2021, nosotros no apoyaremos una enmienda a la totalidad, sino que haríamos todo lo contrario».

Difícil reforma de la financiación

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y el diputado de NC, Pedro Quevedo, coincidieron ayer en prever un complejo y difícil proceso de reforma del sistema de financiación autonómica, pendiente desde 2014, y en que para llevarla a cabo con garantías de éxito es necesario un consenso político y territorial sobre sus líneas básicas que por ahora no existe. Montero aseguró que no habrá cambio de modelo mientras no haya un gran acuerdo entre las dos principales fuerzas políticas de carácter estatal, el PSOE y el PP, insistiendo en que en noviembre presentará la propuesta del Ministerio respecto al criterio de población ajustada. La ministra definió tres grandes grupos de autonomías sobre el que el nuevo modelo debe aprobarse, aunque no incluyó a Canarias en ninguna de ellas. De un lado estaría Galicia, Asturias, Cantabria, La Rioja, Castilla-León, Extremadura, Castilla-La Mancha y Aragón, que defenderían que en su territorio se afronte el reto demográfico con mayor intensidad y que se tenga en cuenta la dispersión demográfica. Los otros dos grupos lo conformarían, por una parte, Andalucía, Murcia y la Comunidad Valenciana, que reclaman un reforma que prime la población ajustada, y finalmente el trío formado por Madrid, Baleares y Cataluña que apuestan por tener en cuenta el «principio de originalidad en la aplicación de las medidas de nivelación». «Con estas grandes diferencias no se puede trabajar» advirtió. Quevedo, por su lado, aseguró que en Canarias el problema de la financiación no es tan acuciante tras lograrse en 2017 que los recursos del REF no computaran en el sistema general.

Compartir el artículo

stats