El campamento de emergencia de Cruz Roja en el muelle de Arguineguín (Gran Canaria) alberga a 586 inmigrantes magrebíes y subsaharianos este miércoles, tras los rescates realizados durante toda la noche por las embarcaciones de Salvamento Marítimo que operan desde ese puerto.

El delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana, ha detallado que el campamento terminó el martes con 200 personas en su interior, tras haber realizado un importante número de traslados al centro de acogida temporal de extranjeros de Barranco Seco, en la capital de la isla, y a otros recursos de acogida.

Ello ha permitido que tras una noche en la que han desembarcado en el muelle 286 personas, el campamento se encuentre con 586 ocupantes, ligeramente por encima de la capacidad para la que fue diseñado (400).

Hace poco más de una semana, más de 2.500 inmigrantes llegaron a hacinarse en el muelle de Arguineguín, hasta que la entrada en servicio del nuevo campamento de Barranco Seco y la dotación de más plazas en recursos turísticos permitió aliviar la situación.

Traslado de 30 inmigrantes a Sevilla

El traslado de 30 inmigrantes desde Canarias a Sevilla ha elevado a casi 2.000 los enviados a la Península desde principios de año, cuando comenzó a aumentar progresivamente la llegada de pateras a las islas hasta sumar 16.760 inmigrantes, de los que la gran mayoría alcanzaron el archipiélago a partir del mes de septiembre, han confirmado a Europa Press fuentes oficiales conocedoras del dispositivo de traslados.

Los 30 inmigrantes llegaron en avión a Sevilla el pasado fin de semana y ya han pasado por las dependencias de la Jefatura Superior de Policía, quedando ahora dentro del sistema de acogida del departamento de Seguridad Social, según ha adelantado el diario ABC citando fuentes de la Subdelegación del Gobierno.