09 de agosto de 2019
09.08.2019

"Mi nombramiento no fue nepotismo; sufro persecución política y de género"

Gloria Cabrera Calderín, exconcejala en Telde, ha sido recién destituida como asesora después de ser nombrada por su esposo

09.08.2019 | 00:40
Gloria Cabrera Calderín.

Su nombramiento como asesora municipal por su marido y alcalde la ha colocado en pleno ojo del huracán de las críticas de la oposición, sobre todo del Partido Socialista y Unidas Podemos, pero no se achica. Gloria Cabrera se defiende de las críticas arremetiendo con contundencia contra Alejandro Ramos, líder del PSOE de Telde, al que acusa de actitudes machistas y revanchismo porque no le apoyó en una moción de censura y vierte en ella su frustración porque no es alcalde ni le han nombrado para ningún cargo en el Gobierno. También critica a Esther González, de Unidas Podemos, a la que invita a afiliarse a Vox.

¿Esperaba que su nombramiento como asesora levantara tanto revuelo?

Lo primero que tengo claro es que cuando el Partido Socialista y Podemos hablan de nepotismo, esto no es nepotismo, es machismo. No es nepotismo porque mi trayectoria, mis méritos, me avalan. Desde los nueve años acompañaba todos los sábados a mi padre, que estaba en Cáritas, para llevarles alimentos a las personas mayores y a hacerles una visita para saber cómo estaban, por eso alguien que se ha educado con la conciencia de ayudar a los demás, algo que ahora se están planteando los políticos de que los mayores están solos ya me lo enseñó mi padre con nueve años. He pertenecido a asociaciones juveniles que han transformado el barrio donde he vivido y también a una asociación de vecinos y hace 17 años luchamos porque la clínica Doramas, abandonada, fuera el CAE de Telde, que estaba en San Juan, en mal estado y creímos en un CAE digno para Telde en El Calero. También fui cuatro años concejala de Servicios Sociales cuando la crisis económica y en Telde no le faltó nada a las personas, además de impulsar el Plan de Igualdad.

¿Cree que se han centrado más en que es la esposa del alcalde que en su trayectoria, qué le ha parecido su decisión?

Esto es una persecución política, aunque casi nadie conoce la historia. En el mandato pasado, cuando Alejandro Ramos [PSOE] decide irse a la oposición y nosotros [Coalición Canaria] entramos en el pacto, Alejandro Ramos quiere hacerle una moción de censura contra a la alcaldesa y en alguna ocasión utilizando expresiones que no le permitía que usara, le dije que no varias veces. Evidentemente me lo tenía guardado y ahora lo está sacando para afuera y está proyectando en mí su frustración de haber dejado al Partido Socialista en la oposición en el anterior mandato y ahora de nuevo muestra su frustración porque no lo han nombrado en ningún cargo en el Gobierno de Canarias ni del Cabildo. Yo, del Partido Socialista haría una reflexión porque esto lo veo como una persecución política, personal y de género y si es una persona que deba seguir en política o no porque considero una patología el acoso y derribo hacia mi persona por ser mujer, es un tipo de político que no nos permiten nada a las mujeres y nos ponen ese techo de cristal por el simple hecho de nuestro género o estado civil, no por nuestra profesionalidad. No voy a dar ni un paso atrás. El alcalde ha tomado una decisión, que yo respeto porque soy una mujer de partido, pero no voy a permitir que se vulnere ningún derecho fundamental mío o que se vaya contra la institución.

¿Cree que el pacto ha podido peligrar por su nombramiento?

Para nada, en ningún momento. Eso es lo que ha intentado Alejandro Ramos por su frustración. Esto ha sido una decisión que se ha adoptado por el alcalde, no ha habido nada más. Los socios de gobierno en ningún momento han hecho ninguna declaración en poner en tela de juicio el pacto y yo decidí en su momento no seguir en primera línea y no me importaba volver a mi puesto de trabajo. Ayudas a tu organización y a que la política sea democrática y libre y que se pueda elegir a una persona no por ser mujer o por su estado civil, sino que ayude a una gestión mejor.

¿Cómo ha sido la reacción de su partido, Coalición Canaria?

De asombro. Porque desde Coalición Canaria no podemos entender que el Partido Socialista, que tiene concejales cuyas mujeres son asesoras y son magníficas profesionales, esas mujeres dejen de ser asesoras porque sus maridos son concejales o alcaldes. Y en las filas del Partido Socialista existen. Qué es esto entonces, que tienen un problema con uno de sus candidatos, Alejandro Ramos, que ha ido a un persecución personal, política y de género y que desgraciadamente me ha tocado a mí, pero, repito, no voy a dar ningún paso atrás. No voy a poner en tela de juicio a ninguna mujer por ser 'mujer de ' del partido que sea. O de hombres maridos de porque esto es una cuestión de vuelta y no vamos a poner en tela de juicio el nombramiento de una persona por su opción política, religiosa, orientación sexual o género.

PSOE y Unidas Podemos son los que más se han significado en contra de su nombramiento. ¿Le ha sorprendido?

En la política hay personas que vienen a trabajar por la ciudadanía todo el tiempo, mientras hay otras, como Alejandro Ramos, del PSOE, o Esther González, de Unidas Podemos, que solo vienen a criticar, no se les conoce ni una sola transformación de esta ciudad. A ninguno le conozco nada fuera de lo que sea cobrar en los plenos o en las comisiones de pleno, pero ninguna acción transformadora para la sociedad, eso nunca me lo podrán achacar a mí. Soy una enemiga política para Alejandro?Ramos y Esther González, soy un adversario a batir. Deberían hacérselo mirar que me ataquen por mi puesto de trabajo por razones de género y estado civil. Han venido a despejellarme a niveles personales, les recomendaría que se afilien a Vox, ya que sus actitudes siguen la línea, se han peleado por presumir que ellos me han cesado".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook