El entrenador del «UB» elogia al «nuevo» Cáceres

A. ARIAS, S/C de Tenerife

El UB La Palma Isla Bonita hace viaje hoy a tierras extremeñas, donde mañana se medirá al Cáceres, conjunto que dirige Gustavo Aranzana y que viene de tutear al líder Iberostar Canarias en el Santiago Martín.

“Nos vamos a enfrentar a otro rival complicado, que con las incorporaciones de Sergio Olmos y Francis Sánchez afronta esta segunda vuelta con mucha más energía en su juego pues estos dos jugadores completan un arsenal de equipo que le hace ser muy complicado para cualquier rival”, indicó el técnico Carlos Frade.

“Es difícil apreciar cuáles son sus puntos fuertes. Su pareja de interiores hacen un gran trabajo y crean muchos problemas, pero es que su exterior es muy bueno, capaces de crear mucho juego, tanto con Dani como con Carlos desde el 1 contra 1 y el picanrol, ventajas que sabe aprovechar uno de los mejores tiradores de la Liga, Pedro Robles, con Sánchez y Forcada haciendo que el Cáceres gane muchos enteros. Es un equipazo en toda regla”, puntualizó.

Pensar que el UB La Palma saldrá a competir con los brazos bajos es no conocer el espíritu ganador del plantel de la Isla Bonita. De hecho su garra, ese trabajo demoledor atrás y arriba han llevado al equipo a esa tercera plaza que ahora ocupa y disfruta.
“A ver cómo somos capaces de competir contra esa veteranía que aportan jugadores con experiencia en la categoría e, incluso, en la ACB. Pero el reto es interesante y lo asumiremos con la máxima intención, esperando que haga el efecto que deseamos y podamos complicarle las cosas”.

Volviendo a la formación extremeña Carlos Frade no tiene duda alguna sobre el futuro del equipo en estas diez últimas jornadas de la fase regular: “Estoy seguro que en esta parte final de la Liga estará entre los tres mejores equipos más competitivos. Se van a meter en los play-off seguro. Por eso vamos a Cáceres conscientes de lo que nos vamos a encontrar y que nuestro objetivo volverá a pasar por ser nosotros mismos”, comentó Carlos Frade.