Así lo cuentan en las web’s de los protagonistas

.

CB CANARIAS.-

El Iberostar Tenerife firmó su primera alegría de la temporada con un triunfo de mucho mérito en la siempre difícil cancha del Martín Carpena (80-88). Guiado por la ex tripleta del Unicaja Málaga (71 de valoración entre Díaz, Salin y Shermadini), por su superioridad en el rebote (36 rechaces por 26 del rival) y por un gran trabajo colectivo (102 de valoración y 23 asistencias), el equipo aurinegro acabó festejando una victoria de prestigio en tierras andaluzas.

No fue fácil, pero los de Txus Vidorreta se sobrepusieron a una primera parte complicada, para salir con todo tras el receso e imponer su mejor versión: una gran defensa coral, mucho criterio a la hora de circular el balón y el acierto en los triples que faltó, por ejemplo, en la derrota del miércoles ante el RETAbet Bilbao Basket. Tuvo fe siempre en sus posibilidades el conjunto insular y así lo plasmó sobre el parqué del Carpena.

Y eso que el Unicaja, dolido también por su derrota en la jornada inaugural en Manresa, intentó llevar pronto las riendas del partido, aprovechando la facilidad para ver aro del tándem formado por Jaime Fernández y Josh Adams, que se combinaron para anotar 12 de los 16 primeros puntos de su equipo. Sufría entonces el Canarias, que aunque ya marcaba territorio bajo tablero, salía perjudicado del pulso por sus pérdidas (18-10).

Aún así, el equipo tinerfeño tuvo paciencia y fuerza para levantarse, incluso después de encajar un parcial de 9-0 que disparaba a los anfitriones hasta el 30-20. Con el Unicaja moviéndose en grandes porcentajes de acierto (9/11 en tiros de dos y 3/7 en triples camino del descanso), el Iberostar Tenerife apretó atrás. Gio Shermadini impuso su envergadura y los aurinegros fueron recortando distancias hasta el 41-38 del intermedio.

Fue tras la pausa cuando los aurinegros se desmelenaron al son de los triples de un inspirado Sasu Salin, que sumaba de tres en tres (12 puntos en el tercer cuarto) para allanar un parcial de 3-15 que volteaba el guión del partido. La batuta de Huertas en la dirección y varias acciones de mérito de un omnipresente Dani Díez acabaron por sembrar los nervios en el Carpena (47-60, min. 28).

Intentó no obstante el Unicaja forzar un epílogo más parejo y apretó lo suyo en la recta final. Con los canaristas en bonus en apenas 1:30, la escuadra de Luis Casimiro, amparado en las continuaciones de Gerun y en la calidad de Jaime y Adams, recortó distancias tratando de devolver el encuentro al alambre (71-75, min. 37). Sin embargo, a los aurinegros no les tembló el pulso.

La fortaleza del bloque atrás y varias canastas de lo más oportunas de Díaz, López o Gielo, más el acierto en los libres, y un triple letal de Salin para disipar ya cualquier duda, acabaron por rematar la importante victoria tinerfeña en el fortín malagueño.

.

UNICAJA DE MÁLAGA.-

El Unicaja no pudo debutar con victoria en la apertura de la Liga Endesa 19/20 en el Martín Carpena y acusó un mal tercer cuarto para caer ante el Iberostar Tenerife (80-88). A pesar de la reacción en el último periodo, los de Luis Casimiro se quedaron a poca distancia de conseguir remontar en el marcador. El próximo miércoles (20:45 h.)  llega el debut en la 7 Days Eurocup ante el Buducnost.

Se abría la temporada en el Carpena con un interesante duelo ante el Iberostar Tenerife. No habían sido pocos los enfrentamientos  con el conjunto insular en las últimas temporadas y se esperaba un duelo caldeado entre dos equipos que aspiran a estar peleando en la parta alta de la Liga Endesa. Además, hasta 3 ex del Unicaja regresaban a la que fue su casa, Dani Díez, Sasu Salin y Gio Shermadini.

En los primeros compases del partido se confirmaba la igualdad esperada entre ambos equipos, como reflejaba el 6 a 6 en el marcador tras disputarse los 3 primeros minutos. En el Unicaja comenzó a entonarse Jaime Fernández, protagonista de 7 puntos consecutivos, seguidos por triple y mate de Adams más 2 tiros libres de Thompson (18-10 m.6). Subió líneas en defensa el equipo de Vidorreta y consiguió acercarse a los malagueños al final del primer cuarto, que se cerraba 23 a 20.

Arrancaba el segundo cuarto el Unicaja con un parcial que le disparaba hasta el 30 a 20 al llegara el minuto 14, pero conseguía acercarse el equipo visitante. Shermadini, Atkins, Yusta y Huertas ponían el partido 33 a 30, pero todavía el equipo malagueño era capaz de mantenerse por delante gracias al acierto desde el triple de Wacyznski y Suárez (39-30 m.19). En el minuto final antes del descanso un nuevo parcial visitante volvía a acercarlos hasta el 41 a 38.

El tercer cuarto marcó el encuentro. Salin era protagonista anotando 9 puntos seguidos que fueron cruciales para el buen inicio tinerfeño. El parcial subía con acciones de Shermadini y Díez, poniéndose el partido complicado con 44 a 53 al llegar el minuto 25. Había tiempo muerto en pista. Se reanudaba el juego y Gerun recibió antideportiva en el contraataque. El ucraniano anotaba un tiro desde la personal y una buena canasta en la pintura en la siguiente jugada. Pero Dani Díez era el principal protagonista de un parcial que disparaba la ventaja visitante hasta el 47 a 60. Restaban poco más de 2 minutos del tercer cuarto. Se acercó el Unicaja buscando a sus jugadores interiores, pero de nuevo Salin acertaba desde el triple, dejando el marcador 52 a 65 con un cuarto por disputar.

En el último cuarto el Unicaja metió intensidad con un quinteto en el que Carlos Suárez y Alberto Díaz apretaban atrás y forzaban faltas a sus pares. Pronto Iberostar Tenerife entró en bonus y el Unicaja lo aprovechó para ir sumando en el electrónico. Pero Dani Díez se mostraba muy acertado y volvió a encadenar varias acciones seguidas que daba aire a su equipo, devolviendo la diferencia a los 13 de desventaja para el conjunto de Casimiro (57-70 m.33). En el ecuador del último cuarto la entrada en pista de Rubén Guerrero le dio más movilidad al juego, tanto a nivel defensivo como ofensivo. Mordía en la pista el Unicaja y robó varios balones que se convirtieron en un parcial que situó el partido en un pañuelo. 2 triples de Jaime Fernández y Adam Waczynski acercaron al Unicaja hasta el 71 a 75 en el minuto 33. Volvía a anotar Iberostar Tenerife, pero respondía Alberto Díaz con un nuevo triple que mantuvo la desventaja en 4 puntos. Tuvo dos balones el Unicaja para acercarse aún más, pero no acertaron esta vez Fernández y Waczynski desde la línea de 6,75. De haber acertado alguno de esos 2 lanzamientos el final del partido muy probablemente hubiese cambiado. A pesar de todo, no perdió la fe el Unicaja y peleó hasta el último instante, aunque el resultado final fue 80 a 88 para Iberostar Tenerife.

Jaime Fernández terminó como el mejor jugador a nivel estadístico del Unicaja con 15 puntos, 5 asistencias, 5 recuperaciones y 20 de valoración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *