Kostas Vasileiadis desvela en Grecia su deseo de salir del CB Obradoiro

.

Su destino podría ser Bilbao, dónde sigue siendo un referente para la afición vasca

EL CORREO GALLEGO

“Soy libre, no iré a Obradoiro, estoy en el proceso de examinar algunas propuestas y veremos. Espero continuar en España”. Esta es la traducción del griego al español de las palabras difundidas este fin de semana a través de las redes sociales por un periódico griego: Ethnos. El diario en cuestión (y algunos portales griegos dan noticias en la misma dirección refleja las palabras de Kostas Vasileiadis, alero que la pasada temporada defendió la camiseta del Monbus Obradoiro.

De confirmarse, y todo apunta a ello, sería la tercera baja en pocos de la plantilla del Obradoiro de la pasada temporada. Y la tercera baja importante, de peso, dolorosa. La de Nacho Llovet se daba por hecha hace tiempo, se sabía que se iría al Andorra; por inesperada y por potencial deportivo fue muy dolorosa la marcha del alemán Andreas Obst al Ratiopharm Ulm de su país; y ahora llegaría la de Kostas, un icono para la afición de Sar… aunque ahora mismo, menos.

Es así, porque a través de las redes sociales el jugador vino a decir un “no es exactamente así”, o “no es así con seguridad”, según se traduzca. pues a pesar de ello no tardaron en surgir mensajes en las redes criticando su marcha.

Kostas Vasileaidis tuvo la pasada temporada, como el resto de la plantilla del Monbus Obradoiro, dos fases muy diferenciadas. En la primera, coincidente con la vuelta inicial de la Liga, el griego fue una máquina de anotar puntos. Y eso se reflejó en que fuera el MVP de la Liga varias jornadas y también en el mes de diciembre. Quedarán para el recuerdo los diez triples que anotó en Zaragoza.

En el tramo final de la competición, sin embargo, y también por haber sufrido varias lesiones, el rendimiento de Vasileiadis bajó mucho. Pese a ello acabó como líder de la Liga en el apartado de triples anotados: 95, casi veinte más que el segundo, otro jugador del Obra: Ben Simons, 77.

En las mismas declaraciones que recoge el periódico Ethnos, Kostas defiende que el juego del Obra era bueno para él porque potenciaba “los buenos tiros. Y que “jugamos en equipo, había buena química dentro y fuera del campo”. Asimismo, explica que “con uno de los presupuestos más pequeños de la Liga, estuvimos a punto de meternos en los play-offs. Lo hubiéramos hecho si no hubiéramos tenido tantas lesiones al final“.

Kostas tiene contrato para la próxima temporada con el Obra, aunque la situación no está clara. Lo que ha trascendido es que tanto el club como el jugador disponen de cláusula para romperlo. La interpretación de Kostas, según estas declaraciones, es que ahora mismo está libre.

El ex jugador de Iberostar Tenerife tiene ofertas de los dos recién ascendidos Real Betis y su Bilbao Basket, donde sigue siendo querido por la afición vasca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *