«Triunfo agónico», artículo de Fernando Villamandos

.

SECCIÓN: DESDE LA PRIMERA FILA

TÍTULO: «TRIUNFO AGÓNICO»

AUTOR: FERNANDO VILLAMANDOS (ENTRENADOR SUPERIOR DE BALONCESTO)

«Difícil, muy difícil la victoria conseguida sobre el BAXI Manresa. Ayer habían dos equipos en la cancha, donde uno creía en la  posible la victoria (los visitantes) de ahí su lucha hasta el final, y otro, su tesón (los locales).

Pero esto no nos sorprende. Al Manresa le caracteriza su estilo de juego que se lo da su entrenador Joan Peñarroya (la entrega durante todo el partido) y por otro lado su clasificación en la liga,lo que le hace ser la revelación de la liga a pesar de ser un equipo recién ascendido. Y todo eso a pesar de que se presentaba en el Santiago Martín con dos bajas sensibles de última hora como han sido las de Renfroe y Doellman que han rescindido contratos. Porque con las bajas de Gintvairis y Jordan Sakho pasa como el Canarias con sus lesionados.

Así es como se presentaba el quinto de la clasificación y eso “no se regala”. Y lo vimos desde un principio, donde fueron escasas las diferencias en el marcador de uno y otro alternativamente.

Sorprendió a la afición cómo jugadores Toolson y Dragovic no fallaran tiro y se igualara el marcador durante todo el partido, añadiéndose a la fiesta un Lalanne sobresaliente junto como decíamos la entrega de todo el equipo.

El otro destacado, que atrajo la atención fue su entrenador. Desde un principio empezó a presionar al arbitraje, con protestas airadas, con gesticulaciones incluidas que le llevaron a que se le pitara una técnica. Pero esto no fue impedimento para que siguiera siendo el centro de atención “de los árbitros”, que no fueron capaces de pitarle la segunda técnica, lo que supondría su expulsión. Por tal motivo lo que hacían era mirarlo “asesinamente” pero no se atrevieron a hacerlo. Sí amenazaron a Vidorreta que no hizo sino intentar ponerse a la altura de Peñarroya para tratar al menos el contagiar a los suyos en la pelea que se estaba jugando.

Por los locales, destacar la actuación de Richotti y el fenomenal partido de Iverson con la colaboración de un Beirán y de Abromaitis que pese a no estar acertado en el tiro (nada acertado, faltaron sus puntos). Y el trabajo en defensa de todo el equipo.

Y la “otra” circunstancia del partido fue el pase en defensa del Manresa a zona 3-2, que el Canarias no supo atacar en ningún momento. Se dedicaron a intentar romper la zona a base de botar el balón, y la zona lo que hacía era acoplarse. No hubo movimiento de balón y menos balones interiores, lo que hizo que se “atascara” el juego. Y así desde el tercer cuarto y casi todo siguiente cuarto.

Al final la garra y la “suerte” de que ganando por dos puntos y faltando dos segundos el jugador del Manresa Pera fue al tiro libre después de un tiempo muerto y fallo lo que no habían fallado en todo el partido. Tiró el primero lanzó a fallar el segundo, pero Iverson se hizo con el rebote.

Pues nada. Un partido más en esta “guerra” de entrar en la copa Y «otro” más para asegurar la permanencia en la ACB, que es el primer objetivo de este equipo y más teniendo en cuenta lo reñida que está la Liga. Y nada, a seguir en la pelea. DISFRUTEN DEL BALONCESTO. 

Deja un comentario en: “«Triunfo agónico», artículo de Fernando Villamandos

  • 30/12/2018 en 19:24
    Permalink

    ¡ Pero que bien te explicas, catedrático! es un gustazo leerte ¡ Ah! Felíz Año Nuevo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *