Tenerife Sur
ADEJE

El Cabildo adjudica la rotonda de Armeñime que une Adeje y la TF-1

La obra costará 953.877 euros y el objetivo de la actuación es reducir el embotellamiento de vehículos que se produce en la zona.
El Día, Adeje
18/feb/18 1:44 AM
Edición impresa
El Cabildo adjudica la rotonda de Armeñime que une Adeje y la TF-1

El Consejo de Gobierno insular aprobó, en la sesión celebrada esta semana, la adjudicación de los trabajos que se llevarán a cabo en la intersección de Armeñime (Adeje), donde confluye la TF-47 (La Atalaya-Los Gigantes) con la autopista del Sur (TF-1), una zona donde el desarrollo poblacional de los últimos años ha provocado un aumento de tráfico importante.

La obra, adjudicada a Promotora Punta Larga SA, que contará con una inversión de 953.877 euros, consistirá en la construcción de una rotonda "cuya finalidad será reducir el embotellamiento de vehículos que se produce en la zona y mejorar la movilidad".

El gobierno insular anunció que la próxima actuación en esta línea, también en la autopista del Sur, será la remodelación de la rotonda de Los Cristianos (Arona). Mientras tanto, el Cabildo "continua trabajando de forma coordinada con el Gobierno de Canarias para mejorar el resto de enlaces en esta zona del Sur, obras que dependerán a su vez del proyecto del tercer carril.

La construcción de la rotonda de Armeñime es una reclamación histórica no solo de los habitantes de este popular barrio adejero, sino también de los usuarios de esta vía, que soporta una intensidad de casi 21.000 vehículos diarios, de los que 13.500 son de largo recorrido, ya que acceden a localidades del litoral del Suroeste como Playa San Juan o Alcalá, en Guía de Isora, y Puerto de Santiago y Los Gigantes, en Santiago del Teide. Además, se han registrado incidentes que tienen que ver con la seguridad de los peatones, ya que justo por esa zona acceden numerosos viandantes en su tránsito entre Armeñime y el Puertito, entre otros lugares.

Esta actuación ya fue anunciada el 31 de marzo de 2015 por el alcalde adejero, José Miguel Rodríguez Fraga, y el entonces consejero insular de Carreteras, José Luis Delgado, quienes vaticinaron que estaría operativa en 2016.

El plazo estimado para la ejecución de estos trabajos está previsto entre ocho meses y un máximo de un año.

La obra es de vital importancia no solo por cuestiones de seguridad y de movilidad de los vecinos, sino también por aspectos estratégicos que tienen que ver con el principal motor de la economía de la zona, el turismo, ya que a la importante oferta ya existente entre el Acantilado de Los Gigantes y Adeje, hay que unir los importantes proyectos que verán la luz en los próximos años en torno al puertito de Adeje y el futuro puerto de Fonsalía.

El "Proyecto de Rectificación y Mejora de la TF-47 Intersección de Armeñime", fue aprobado por el Pleno del Cabildo y también por el del Ayuntamiento de Adeje durante el año 2015.

ADEJE