Santa Cruz de Tenerife
COOPERACIÓN

El Gobierno canario instalará una desaladora en Mauritania

EL DÍA, S/C de Tenerife
3/ago/08 1:19 AM
Edición impresa

El Gobierno de Canarias, a través de la Dirección General de Relaciones con África, financiará la instalación y puesta en marcha de una planta desaladora en Mauritania, con el objetivo de suministrar agua potable a las cerca de 4.000 per- sonas que viven en la comunidad de Noubaghiya.

El proyecto, dotado con 150.000 euros, será llevado a cabo por la Fundación Canaria para la Cooperación y Desarrollo Exterior, la alcaldía de Noubaghiya y el Ministerio de Hidráulicas del Gobierno mau- ritano, que, a través de la Agencia de Promoción y Acceso Universal de Servicios (APUS), será el encargado de su gestión, tal y como quedo patente en el acuerdo de colaboración que suscribieron este mismo mes en Mauritania.

Situada a 160 kilómetros de Nouakchott, Noubaghiya es un área rural en la que el suministro de agua es de mala calidad y no reúne las condiciones sanitarias necesarias, debido a que los seis pozos que hay excavados en la región son de agua salobre, rica en sal, lo que ha llevado a la población a padecer diversas enfermedades.

Además de la planta, cuyas obras finalizarán a mediados de 2009, el proyecto incluye una fase de formación, tanto técnica como divulgativa, con la que se quiere potenciar el mejor uso del agua y mejorar las condiciones de higiene y salubridad en las que se consume.