Santa Cruz de Tenerife

Descubren 15 nuevas mutaciones genéticas de la enfermedad de Dent

Un equipo de la Unidad de Investigación del Hospital de La Candelaria estudió más de 20 familias españolas con esta mutación que afecta al gen CLCN5. Ahora analizan los cambios que provocan las diferentes mutaciones en el RNA Mensajero, que es una molécula que copia la información del ADN.
L.C., S/C de Tenerife
3/ago/08 1:19 AM
Edición impresa

La base de lo que somos está en los genes, pero, ¿qué ocurre si alguno de ellos muta? La consecuencia es una enfermedad de base genética que en ocasiones afecta a pocas personas. Es el caso de la enfermedad de Dent, una patología considerada rara, pero para la que el Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria es centro de referencia nacional.

Este puesto ha venido dado por la larga investigación que ha llevado a cabo un equipo de la Unidad de Investigación del centro, encabezado por el doctor Félix Claveríe.

Este equipo ha realizado un estudio en más de 20 familias españolas y ha encontrado un total de 17 mutaciones, de las cuales 15 son nuevas, según explicó Elena Ramos Trujillo, una de las investigadoras.

La enfermedad de Dent se caracteriza por la pérdida de proteínas y calcio en la orina, nefrocalcinosis (piedras en el riñón) y, en último término, fallo renal en los que la padecen.

Pocos médicos conocen esta enfermedad rara, por lo que los avances en su conocimiento para su diagnóstico precoz son fundamentales para mantener la calidad de vida del paciente. "No se va a curar, porque esta enfermedad no se cura, pero se puede llevar un control de sus síntomas", explica Ramos Trujillo.

Sobre todo porque la enfermedad de Dent, que se suele manifestar en la infancia o adolescencia y sólo en varones, "desemboca en un fallo renal", por lo que la intención de estos investigadores es avanzar en el conocimiento para el diagnóstico de esta patología y "retrasar lo más posible" este desenlace.

También analizaron muestras de canarios que tenían síntomas similares a los de la enfermedad de Dent, pero en los que finalmente no se encontró mutación.

"Es una enfermedad monogénica por lo que es relativamente sencilla de estudiar", explica Elena Ramos Trujillo, quien matiza que "la diabetes o el cáncer" son patologías mucho más complejas donde intervienen distintos genes e influyen también aspectos ambientales.

Una de las conclusiones de esta investigación es que la enfermedad de Dent en pacientes españoles se debe a mutaciones en el gen CLCN5. Según el lugar del gen donde se produzca la mutación (estos investigadores han identificado hasta 17) la alteración de la proteína será mayor o menor, aunque la relación directa causa-efecto con la gravedad de la enfermedad todavía está en proceso de estudio.

El CLCN5 está en el cromosoma X por lo que la mujer es la que lo transmite y los hombres los que padecen la enfermedad.

El grupo de investigación ha ido más allá y no sólo han analizado en ADN sino también el RNA mensajero, que es una molécula en la que se copia la información del ADN y que se utiliza para la síntesis de proteínas.

"En algunas mutaciones ese cambio pequeño genera otro cambio pequeño en la proteína, pero a veces resulta que no, que el RNA mensajero resulta mucho más alterado de lo que cabría esperar", expuso la bióloga molecular. Por ese motivo, han ampliado su estudio genético al efecto de las mutaciones en el RNA mensajero y ya han descubierto que hay "tres mutaciones" que afectan a esta molécula.

El RNA mensajero es el paso intermedio para la formación de la proteína CIC-5, que interviene en la recuperación del calcio y otras proteínas de pequeño peso molecular de la orina. Cuando este RNA se ve afectado por la mutación produce proteína incompletas o truncadas o incluso la ausencia total de CIC-5.

Por ese motivo, una de las conclusiones del estudio establece que "el estudio rutinario de los efectos de las mutaciones puntuales en el procesamiento del ARN mensajero es esencial para la comprensión de sus verdaderos efectos en el desarrollo de la enfermedad".

La bióloga mlolecular Elena Ramos Trujillo define el trabajo realizado "como bastante arduo", ya que han analizado en más de 20 familias esa mutación hereditaria. "Nos hemos remontado hasta los abuelos", detalló, para puntualizar que a estos pacientes su médico les lleva "un seguimiento de años".

El equipo de la Unidad de Investigación del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria que estudia la enfermedad de Dent está formado por Elena Ramos Trujillo, Hilaria González y el doctor Víctor García Nieto, nefrólogo pediatra experto en este tipo de tubulopatías, que ha dado a conocer el este estudio de la Unidad de Investigación de La Candelaria a pediatras de toda España permitiendo la localización de los pacientes susceptibles de padecer la enfermedad de Dent.