Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
Rescatan a cinco marineros de un pesquero que se hundía a 300 millas de Lugo leer

La iglesia de La Concepción será restaurada 26 años después

Con 2,1 millones de euros se rehabilitarán la torre del templo, la sacristía, la residencia y el antiguo archivo En el interior se colocarán dos aseos y se mejorará la accesibilidad.
Jorge Martín Reyes, S/C de Tenerife
4/abr/18 6:22 AM
Edición impresa
 

La iglesia de Nuestra Señora de la Concepción será restaurada 26 años después. Tras una primera fase llevada a cabo en 1992, y centrada en el área de culto, en esta ocasión se rehabilitarán los espacios interiores del templo, concretamente, la torre, la sacristía, la residencia, las salas de reuniones, la capilla de San Pedro, el camarín y el antiguo archivo. Además, se colocarán dos aseos, se mejorará la accesibilidad para personas con movilidad reducida y se actuará en los exteriores para evitar futuras inundaciones.

El proyecto, que está dirigido por el arquitecto José Miguel Márquez Zárate, cuenta con una inversión global de 2,1 millones de euros, financiados por el Gobierno de Canarias (1 millón de euros), el Cabildo (400.000 euros) y el Obispado (700.000 euros).

Ayer se vivió la presentación de unos trabajos que comenzaron recientemente y que, según las autoridades, se prevé que finalicen entre diciembre de este año y principios de 2019. "La mejora y conservación es esencial, ya que estamos ante uno de los templos más importantes de la Isla", afirmó Carlos Alonso, presidente de la Corporación insular.

Asimismo, comentó que el principal objetivo es hacer más visibles diferentes elementos ocultos, como es el caso del tesoro de la iglesia y seguir la línea llevada en Taganana o en San Andrés.

Otro de los propósitos que se pretende alcanzar con esta serie de actuaciones es la de conformar un recorrido cultural e histórico que abarque desde el Museo de la Naturaleza y el Hombre hasta el propio espacio religioso.

El obispo de la capital, Bernardo Álvarez, comentó que "tras una primera fase que se ejecutó por emergencia, la crisis económica paró un proyecto que ahora con nuevas fórmulas es posible". En este sentido, aseguró que se garantizará el Archivo, así como se acondicionarán diversos espacios dedicados a actividades catecomunales o a salas de exposición abiertas a la ciudadanía y visitantes.

El alcalde de la capital, José Manuel Bermúdez, reafirmó que el templo es "la madre de todas las iglesias" y adelantó que en 2019 se destinará una partida de 500.000 euros a este tipo de reformas. En concreto, se refirió a la ermita de Regla, la iglesia de San Telmo, así como al arreglo de las humedades que sufren los interiores de La Concepción. "Me comprometo a que en un plazo máximo de dos años todo esto esté solucionado", señaló.

La infraestructura, situada en el núcleo fundacional de Santa Cruz, fue declarada en 1983 monumento histórico artístico y es la más antigua de toda la Isla. "La fórmula de éxito ha sido la colaboración de todas las administraciones por igual para poner en valor el patrimonio de todos, crear empleo y rescatar también oficios como el de artesano", indicó Fernando Clavijo, presidente del Gobierno de Canarias.

Las labores, que ya se han iniciado, serán compatibles con el culto y la actividad diaria, tal y como aseguró Álvarez. El arquitecto y director del proyecto, José Miguel Márquez Zárate, admitió que son "unas obras muy esperadas y necesarias". También puso el énfasis en los futuros nuevos accesos para personas con movilidad reducida, quienes podrán acceder sin problemas a cualquier localización".

"Es cierto que llevamos tres años sin ningún tipo de inundación, pero no nos vamos a librar durante mucho tiempo más, ya que la estructura es muy antigua y tiene sus zonas mal conservadas", reseñó Márquez.

El profesional, ante la presencia de las autoridades, aprovechó la ocasión para pedir que se prosiga con esta implicación en la contención de aguas con las compuertas. "Espero y sé que el alcalde cumplirá sus promesas y conseguiremos la licencia de obras de intramuros".

La inversión económica estará dirigida, principalmente, a la remodelación de los espacios interiores con un objetivo esencialmente cultural y, por ende, turístico. El tesoro, que incluye entre otras muchas piezas la cruz fundacional que da el nombre a la ciudad y documentos de gran valor histórico, será uno de los puntos principales junto al Archivo Histórico. "Cada zona tendrá su actuación específica, a pesar de centrarnos en ciertas localizaciones que creemos que requieren de mayores arreglos", concluyó el arquitecto.