Santa Cruz de Tenerife

Los Pasitos: el principio del fin

A pesar de los temores de vecinos de Anaga, las obras que se ejecutan en la antigua cantera de Cueva Bermeja, que incluyen la extracción de áridos, están encaminadas a la restauración.
O.G.;
5/feb/18 6:23 AM
Edición impresa
Los Pasitos: el principio del fin

L as afirmaciones realizadas hace unos días por el presidente de la patronal de la construcción de la provincia tinerfeña, Óscar Izquierdo, en las que dejaba entrever que la cantera de Los Pasitos, a la altura de Cueva Bermeja, volvería a entrar en producción, puso en alerta a colectivos y vecinos de Anaga, que daban por extinguida la actividad extractiva en esta zona de la capital.

La preocupación, sin embargo, tratan de mitigarla tanto desde el Ayuntamiento de Santa Cruz como del Cabildo de Tenerife, las dos administraciones implicadas en que la zona recupere parte del aspecto que tenía antes de que se iniciara la actividad.

Fuentes de la Gerencia de Urbanismo de Santa Cruz aclaran, por ejemplo, que la licencia concedida para regenerar la parte de ladera destruida implica la extracción de cierta cantidad de áridos, pero, en ningún caso, se trata de reiniciar la actividad que se prohibió hace años.

Una actuación que confirma el consejero insular de Política Territorial, Miguel Ángel Pérez. "Para eliminar el ámbito como cantera, obligatoriamente hay que restaurarla", confirma el representante del Cabildo, quien recuerda que, antiguamente, la Ley de Minas obligaba, cada equis años, a hacer una plan de restauración de lo que se iba extrayendo. "Pero en Canarias siempre hemos sido especiales y extraemos, pero no restauramos", reconoce.

Pérez recuerda que los propietarios de Los Pasitos presentaron un plan de restauración a través del artículo 47 de la antigua Ley del Suelo que consistía en la regeneración de todo el ámbito, pero parte de la cantera invadía suelo del Parque Rural de Anaga. "Por eso se utilizó la figura de ese artículo", precisa.

El consejero asegura que el expediente de Los Pasitos es uno de los que más informes favorables han tenido -entre ellos el del PRUG de Anaga-, y detalla que el Cabildo autorizó, a través de una calificación, la restauración, que consistirá, básicamente, en "tumbar" parte de las paredes para hacer más seguro el espacio. "Ha estado en información pública desde el principio del artículo 47, en el año 2014", añade.

"La licencia municipal es, exclusivamente, para restaurar. Nada más. Lo que se extraiga forma parte del proceso de restauración", sentencia Miguel Ángel Pérez.

Varias asociaciones vecinales de Anaga consultadas al respecto muestran su "satisfacción" con la confirmación de estos aspectos por parte de las administraciones y confían en que el adecentamiento de la zona culmine "lo más pronto posible".

Cabe detallar que en la zona de Los Pasitos se trabaja desde hace unos meses. La superficie en la que se actuará suma 219.102 metros cuadrados, de los que 91.000 se encuadran en el Parque Rural de Anaga, que a su vez es área de sensibilidad ecológica.

Además, este espacio está calificado como Zona Especial de Conservación y Zona Especial de Protección para las Aves de Anaga. El total de los terrenos que se prevé recuperar alcanza los 159.110 metros cuadrados.