Santa Cruz de Tenerife
PARTIDOS

El PSOE denuncia que el grupo de gobierno ha sacrificado las áreas fundamentales por las fiestas

Santa Cruz de Tenerife, EFE
30/jul/08 20:12 PM
Edición impresa

El grupo Socialista en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife denunció hoy que el grupo de gobierno, formado por CC y PP, ha sacrificado áreas fundamentales del municipio, como los servicios sociales, por la organización de fiestas y verbenas, en las que se han gastado en lo va de año más de seis millones de euros.

La portavoz municipal, Gloria Rivero, junto con los otros seis concejales de su grupo, indicó en rueda de prensa que CC y PP quieren una ciudad "con más fiestas y más viva" en alusión al eslogan empleado por la Sociedad municipal de Desarrollo Económica, pero, agregó, "más pobre, mas desordenada y más desconcertada".

Como ejemplo citó que en los últimos actos convocados para conmemorar la gesta del 25 de julio, se gastaron 600.000 euros cuando, dijo, las ayudas de emergencia no se cobran desde hace meses y las unidades de trabajo social están desbordadas por la falta de recursos y de personal.

Para Rivero, el primer año de gestión del grupo de gobierno se ha caracterizado por el desorden, el desgobierno y la improvisación así como por un continua guerra entre los dos socios.

Añadió que a pesar de la situación económica, no se ha establecido ninguna medida de austeridad y se despilfarra dinero en "fiestas, guardaespaldas y asesores" .

En su opinión, el gasto realizado en la batalla "de las casacas rojas y azules", en referencia a los actos del 25 de julio, es un ejemplo claro "de lo que no se debe hacer cuando no se puede hacer", y afirmó que los responsables del Ayuntamiento no saben presupuestar y utilizan con carácter rutinario figuras presupuestarias que solo deben tener un uso excepcional.

Rivero señaló que se han producido modificaciones presupuestarias para aumentar las partidas destinas a cultura o espectáculos pero no a servicios sociales que tiene un presupuesto anual de 11 millones de euros.

El concejal Ramiro Cuende se mostró convencido de que quién dirige la ciudad es el Cabildo de Tenerife ya que es el promotor de las principales obras y actuaciones que se realizan en el municipio y subrayó que si no actuara la corporación insular la ciudad iría "manga por hombro".

La portavoz socialista municipal afirmó que el grupo de gobierno en el Ayuntamiento carece de ideas y de programas y aseveró que no se sabe de quién depende las diferentes áreas aunque recordó que la responsabilidad máxima la tiene Miguel Zerolo.

Subrayó que áreas como la de la mujer es una de las grandes olvidadas en la que no se están llevando a cabo ninguna de las acciones comprometidas y agregó que la participación ciudadana se ha limitado "a la verbena continua" mientras que se ha maltratado a todas las estructuras participativas de la ciudad.

En su opinión, la participación que practican CC y PP es la "clientelar" de forma que fomentan la de sus afines y marginan a quiénes les molestan.

También criticó la falta de una política de movilidad y se preguntó donde está el dinero de la privatización de Enmasa que se iba a destinar al plan de barrios.

Rivero señaló que el caso de Las Teresitas está influyendo en la gestión municipal y señaló que es un caso claro de desorden, empecinamiento y despilfarro del Ayuntamiento y además estimó que al existir una "querella por pelotazo", ésta tendrá unas resoluciones judiciales "obvias".

Indicó que a pesar del "asedio" al que, dijo, ha sido sometido su grupo durante el primer año han presentado 31 preguntas y 60 mociones, sobre cuestiones como la vivienda, las ayudas a las dependencia o el plan de juventud.

La portavoz señaló que a pesar de la guerra permanente en la que está el pacto, su grupo descarta una alianza con alguno de los dos partidos y subrayó que el objetivo del PSOE es llegar a la alcaldía en 2011.

Asimismo dijo entre el grupo municipal socialista y la agrupación local existe buena relación porque, dijo, "todos somos socialistas y no, no se sabe qué".