Santa Cruz de Tenerife

El Gobierno vasco alerta a la Ertzaintza del riesgo de un gran atentado de ETA

El departamento vasco de Interior ha distribuido un comunicado interno entre los ertzainas para que aumenten las medidas de seguridad y también ha difundido las fotografías de dos colaboradores "legales" del desarticulado "complejo Vizcaya" que están huidos, identificados como Aitor Rodríguez y Asier Borrero.
AGENCIAS, Bilbao/Madrid
31/jul/08 6:57 AM
Edición impresa

El departamento de Interior del Gobierno vasco alertó ayer a la Ertzaintza del riesgo de que ETA cometa un gran atentado de "forma inminente" similar al que planeaba para hoy durante las fiestas de Getxo (Vizcaya) contra una dotación de la Ertzaintza.

Según informaron fuentes de dicho departamento, Interior ha distribuido un comunicado interno entre los agentes de la Ertzaintza para que aumenten las medidas de seguridad y también ha difundido las fotografías de dos colaboradores "legales" del desarticulado "complejo Vizcaya" que se en-cuentran huidos, identificados como Aitor Rodríguez Artetxe y Asier Borrero Toribio.

El aviso efectuado por Interior se basa en la información obtenida a raíz de la reciente operación de la Guardia Civil contra el denominado "complejo Vizcaya" de la organización terrorista.

Según Interior, ETA podría intentar un atentado terrorista de características similares al que planeaba cometer hoy contra una dotación de la Ertzaintza durante las fiestas de San Ignacio del barrio getxotarra de Algorta. Advirtió de que ETA podría intentar atentar en un escenario similar, en "una lo-calidad en fiestas con asistencia masiva de público y, por tanto, mayor presencia policial", precisó.

Interior incluyó un aviso expreso ante la posibilidad de que ETA use un dispositivo iniciador de bombas, denominado LSR, que hace estallar el artefacto al entrar en contacto con alguna fuente de luz.

Según explicó, en uno de los zulos hallados en la última operación antiterrorista se localizó material de estas características. También previno a los ertzainas ante posibles "acciones de distracción" que los terroristas pudieran realizar antes de la comisión de un eventual atentado con el fin de "debilitar la fuerza policial y obtener así mayor impunidad".

El departamento que dirige Javier Balza recordó a los agentes que hay una veintena de acciones terroristas sin aclarar y que parte de la estructura de "liberados" -a sueldo- y colaboradores "legales" -no fichados por la Policía- de ETA ha podido quedar intacta.

A su juicio, así lo demuestra el atentado que ETA cometió contra las obras de la salida de la autopista A-8 (Bilbao-Behobia) en Orio (Guipúzcoa).

Nuevo responsable

La operación contra el "complejo Vizcaya" de ETA también ha servido a las fuerzas de seguridad para incorporar un nuevo nombre a la dirección de la organización: Eneko Zarrabeitia Salterain, "Sorgin". Se trata de un "liberado" de perfil bajo, de quien nada se sabía desde hace un año. Sin embargo, según los informes policiales, ahora juega un papel destacado en el aparato de logística de la banda, junto a los jefes de explosivos de ETA Tomás Elgorriaga y Eneko Gogeaskoetxea.

Zarrabeitia, de 27 años y natural de la localidad vizcaína de Abadiño, era parte del comando desarticulado en julio de 2007 cuando pretendía atentar en Santander. Fue el terrorista que, por órdenes de la cúpula, proporcionó en Las Landas la furgoneta y los explosivos al "comando Vizcaya" para cometer el atentado contra la casa cuartel de Legutiano (Álava) el 14 de mayo de este año y que costó la vida al agente Juan Manuel Piñuel.

Por otra parte, la Fiscalía de la Audiencia Nacional pidió diez años de cárcel para dos responsables de Jarrai-Haika-Segi, Asier Tapia y Zigor Ruiz, que quedan por juzgar al ser detenidos tras celebrarse el juicio a los 23 miembros de esta asociación.