Deportes
LO ÚLTIMO:
Fallece ahogado un niño de cinco años en un hotel de Los Cristianos leer

Partidazo para abrir la fase de grupos

El subcampeón de la pasada edición, el Juventus, pone a prueba al nuevo Barcelona, líder de la Liga con un pleno de puntos Valverde podría repetir el "once" que ganó al Espanyol, con la novedad de Dembelé.
Efe, Barcelona/Roma
12/sep/17 6:20 AM
Edición impresa
Partidazo para abrir la fase de grupos

El nuevo Barcelona de Ernesto Valverde se pone a prueba ante el subcampeón de Europa, el Juventus, su verdugo en la Liga de Campeones la pasada campaña y que le servirá para calibrar su verdadero nivel en este inicio de curso.

El equipo azulgrana lidera la Liga con 9 puntos de 9 posibles, 9 goles a favor y ninguno en contra, y va afinando su puesta a punto tras caer en la Supercopa de España ante el Real Madrid.

Y la visita de la Juve al Camp Nou, en la primera jornada del Grupo D, será un buen test para saber en qué estado de forma se encuentran los azulgranas en su estreno en la competición continental.

Para medirse a los transalpinos, Valverde tiene las bajas por lesión de Arda y Rafinha Alcántara, y la duda de Sergi Roberto, que no entró en la convocatoria, por precaución, para disputar el derbi barcelonés.

El técnico del conjunto azulgrana podría repetir el mismo "once" que goleó al Espanyol, con la única novedad de Ousmane Dembéle en el extremo derecho, en detrimento de Gerard Deulofeu.

Tampoco es descartable que, contra el Juventus, Valverde cambie el sistema y forme un 4-2-3-1, lo que permitiría incorporar a Paulinho como pareja de Sergio Busquets en el doble pivote, por detrás de los tres mediapuntas -Dembélé, Messi, Iniesta- y un delantero centro, que con toda seguridad sería Luis Suárez.

Lo que tiene claro el entrenador del Barça es que, sistemas aparte, Messi este año abandonará definitivamente la banda derecha, para jugará como falso "9" o mediapunta, una posición en la que está rindiendo a la perfección en este inicio de temporada.

El Juventus, por su parte, viajó a Barcelona sin el colombiano Juan Guillermo Cuadrado, sancionado, el lesionado alemán Sami Khedira, ni Chiellini, Mandzukic y Howedes, en periodo de recuperación.

A pesar de las bajas, llegará al Camp Nou con una garantía: Paulo Dybala, que se lució en este comienzo de temporada con ocho goles en cuatro partidos y con unas prestaciones de gran liderazgo.

Los turineses buscarán, además, dar continuidad a sus brillantes actuaciones del año pasado ante el Barça, cuando eliminaron al equipo entonces entrenado por Luis Enrique Martínez con un 3-0 en la ida y un 0-0 en la vuelta.

Para formar el "once", Massimiliano Allegri se encomendará a su ya habitual 4-2-3-1 ofensivo, liderado desde la portería por Buffon, que a sus 39 años encara su última campaña europea.

Pese a mostrar signos de recuperación, Chiellini no fue incluido en la lista de jugadores que viajaron a Barcelona. En cambio, sí está el lateral Alex Sandro.

Allegri podría alinear arriba a Sturaro en la banda izquierda para dar más equilibrio a un equipo que saldrá en la delantera con Douglas Costa, Dybala e Higuaín.