Cultura y Espectáculos
RAFA MÉNDEZ BAILARÍN Y COREÓGRAFO

"Hay artistas muy malos que tienen detrás un equipo maravilloso"

JOSÉ A. DULCE, S/C de Tfe
17/jun/11 2:02 AM
Edición impresa

.

¿Qué tienen en común Kylie Minogue, Robbie Williams, Tiziano Ferro, Rebecca Brown, la ex spice Girl Emma Bunton y París Hilton? La fama y haber trabajado con un producto de la tinerfeña cantera de danza, Rafa Méndez, coreógrafo portuense de treinta y cinco años que regresa a su isla en calidad de profesor de funky, especialidad que centrará la clase magistral que desde las 16:00 horas de mañana, sábado, impartirá en el Centro Internacional de Danza de Tenerife.

La popularidad que le dio la televisión (fue uno de los de "Fama a bailar") no le ha hecho olvidar sus orígenes y en sus palabras hay un sincero reconocimiento a la escuela de baile que dirige el maestro Miguel Navarro. Gratitud que extiende a Rosalina Ripoll y a los profesores de un centro que con notable esfuerzo, y después de años de sinsabores, logró poner en pie su proyecto estrella: Ballets de Tenerife.

Méndez admite que le acomete una rara mezcla de gratitud y extrañeza al verse en las aulas de las que un día salió. Sensación que se desvanecerá cuando mañana empiece a transmitir a los alumnos sus conocimientos sobre el funky de una manera que, promete, será "fresca, dinámica y divertida".

Si un alumno le pidiera consejo sobre cómo encauzar una carrera profesional. ¿qué le sugeriría?

No le aconsejaría que se quedase parado en un mismo lugar. Viajar es fundamental y, si por ejemplo, se habla de funky uno de los destinos fundamentales es Los Ángeles. Pero ante todo, le diría que adquiera una sólida formación hasta saber a qué estilo quiere dedicarse.

"Estoy aprendiendo que solo también se baila", reconocía ayer Rafael Amargo. ¿Cómo coreógrafo ha sentido alguna vez esa tentación o se considera un bailarín de conjunto?

Depende del que carácter y de lo estrella que se sienta cada uno. Me considero bailarín, coreógrafo... capaz de hacer todo. Ahora bien, tenemos que saber de qué estilo hablamos. El flamenco puede dar pie a una reflexión como esa, mientras que el funky es más grupal, aunque no por ello te impide hacer cosas individuales. Es cuestión de enfoque. El flamenco y lo que yo bailo son estilos diferentes. Diría incluso que son pensamientos diferentes.

Canarias ha producido en la última década proyectos como Masdanza, Ballets de Tenerife, el Centro Coreográfico de La Gomera o Tenerife Danza. ¿Con cuál se siente más identificado?

No puedo responder a esa pregunta porque vivo fuera desde hace quince años. Lo que conozco, por lo que he vivido desde joven, es Ballets de Tenerife y el trabajo desarrollado por de su director, Miguel Navarro, que ha creado una escuela importantísima de danza, de la que por ejemplo ha salido su hijo Héctor, que ha bailado en las compañías de Víctor Ullate y Maurice Béjart.

¿Se ha planteado crear su propio centro en Tenerife?

En este momento no tengo la voluntad ni la energía suficientes para plantearme eso, ya que soy muy maniático y si me dedico a algo debe ser al cien por cien. Lo que me ocupa ahora es "Mójate", un espacio que Cuatro comenzará a emitir el 4 de julio en sustitución de "El hormiguero". Pero, sí, en el futuro me gustaría impulsar algún proyecto. Hace poco se estaba montado un musical en Madrid y pensé: ¿por qué no hacer un cásting en las Islas y traer aquí a nuestros bailarines? Una de mis principales inquietudes es que los canarios salgan y se den a conocer fuera de las Islas.

¿De todos los artistas con los que ha trabajado hay alguno que le haya impresionado especialmente por su sentido de la puesta en escena?

Si hablamos de coreógrafos, Luca Tommassini. Si de artistas, Raffaella Carra, que es muy "loca" en el sentido más cariñoso del término, pero es que, si además ves lo que Luca hizo con ella sobre el escenario, ya puedes alucinar. En escena hay gente magnífica como Madonna, a la que he conocido pero con la que no he trabajado; me encanta todo lo que hace, lo mismo que Lady Gaga, que ahora mismo es lo máximo y "se lo come todo". Luego hay malos artistas que tienen detrás un equipo maravilloso.

Paris Hilton se ha ganado justa fama de caprichosa. ¿Qué tal se entendió con ella?

Para Paris Hilton hice la coreografía y la dirección artística del vídeo destinado a la SuperMartxé de Ibiza. Parece la típica güiri que te encuentras en Las Américas en una noche de marcha, pero la encontré más elegante y disponible de lo que esperaba. No sólo es muy profesional, sino que se ríe bastante de todo lo que se mueve alrededor de ella.

Programas de televisión dómo "Fama a bailar", ¿han fomentado la afición al baile o han suplantado a las verdaderas academias transmitiendo una idea sesgada del trabajo formativo?

Las dos cosas., pero hay una nueva generación de aficionados que ha surgido gracias a la difusión de múltiples estilos que la televisión les trasladaba, por lo que creo que, en general el balance ha sido más positivo que negativo.

RAFA MÉNDEZ BAILARÍN Y COREÓGRAFO