Tenerife
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
El Madrid sin Cristiano también intimida leer

"Queremos estar ya en el nuevo mercado de La Laguna"

El nuevo presidente de la recova lagunera, Venancio Díaz, pide el apoyo de las instituciones públicas Destaca que actualmente cuentan con una clientela fiel.
El Día, La Laguna
22/may/18 6:24 AM
Edición impresa
 

El nuevo presidente de la Asociación de Comerciantes del Mercado de La Laguna (Asocomel), Venancio Díaz, pide apoyo a las instituciones públicas para esta instalación, tanto para resolver necesidades en su ubicación actual -en la plaza del Cristo- como para su regreso a la del Adelantado, de donde los recoveros se vieron obligado a irse hace más de diez años debido a problemas estructurales. "Lo que queremos es estar ya en el nuevo mercado; esto es un invernadero", sintetiza.

Conocido como Nacho Díaz, el nuevo dirigente ha sustituido en el cargo a Benito Díaz, fallecido el pasado mes de febrero, y afirma que uno de los valores del mercado es que cuenta con una clientela "muy fiel" y que siempre vuelve "porque sabe lo que busca". "Lo que para nosotros es una cosa básica, que se puede solucionar, para los políticos es complicado, porque cualquier actuación supone un papeleo", reflexiona acerca de la resolución de carencias. "La burocracia es lo que tiene trabado un montón de problemas de este mercado".

Acompañado por el gerente de Asocomel, Moisés Bethencourt, atiende a este periódico con una postura entre la ilusión y el cansancio tras los años de espera. "Si estuviéramos todos, la asociación de comerciantes sería más fuerte", señala desde otra perspectiva, antes de indicar que, en cualquier caso, hay unos 75 puestos y que el índice de asociados es alto: alrededor de medio centenar.

"Hemos celebrado un encuentro con la concejala de Mercado, tenemos previsto reunirnos con el alcalde y vamos a pedir una cita con el presidente del Cabildo", expone este comerciante del ramo de los congelados que, además, recuerda que el pasado septiembre tuvo lugar una convocatoria que, en principio, iba a iniciar una serie de encuentros de seguimiento para el proyecto de la nueva recova, pero que, finalmente, no ha sido así. A ese respecto, se muestra algo apesadumbrado con el tiempo que lleva escuchando que, como paso previo, se está pendiente del Consejo Insular de Aguas para la canalización del barranco.

Entre sus planes para esta etapa sitúa seguir trabajando en la modernización, en el sentido de intentar atraer también a un público más joven. Para ello, desde Asocomel prevén la organización de actividades para esos compradores y la apuesta por un "espacio de encuentro moderno y atractivo". Mientras, al ser preguntado por la evolución de las ventas, manifiesta que estar desplazados de la zona más céntrica del casco ha supuesto un hándicap. "A la gente como que se le hace pesado venir aquí. Hay un aparcamiento que es muy barato y que suele estar lleno, pero muchos lo usan para hacer otras gestiones en toda La Laguna, no para entrar al mercado", sostiene.

Según explican desde esta entidad -que Díaz liderará hasta que se convoquen unas nuevas elecciones-, esta cuenta con tres líneas de actuación fundamentales: potenciar la dinamización comercial, el posicionamiento de la marca "Mercado de La Laguna" y la defensa de los intereses profesionales. "El objetivo final de Asocomel es el fortalecimiento de la imagen del Mercado Municipal de La Laguna, siendo fieles a los valores familiares, cercanos y hogareños que han representado desde sus inicios", expresan.

las claves

El mercado lleva más de diez años en la plaza del Cristo, después de tener que abandonar la del Adelantado por problemas estructurales.

Venancio Díaz se ha puesto recientemente al frente del colectivo Asocomel, que reúne a la mayoría de los vendedores de esta instalación.

Los comerciantes han mostrado su preocupación durante años y Díaz, aunque evita entrar en polémicas, también dice estar cansado.

El ayuntamiento ha expresado durante los últimos tiempos que están a la espera del proyecto de canalización del barranco de La Carnicería, en la trasera de la futura instalación.