Sociedad

El 95% de los abogados observa mucha corrupción en la vida pública

Aunque la percepción del fenómeno se sitúa en los niveles de Rumanía, son pocos los que dicen haberlo experimentado.
Europa Press, Madrid
16/jul/15 1:33 AM
Edición impresa

El 95% de los abogados españoles cree que en España hay mucha corrupción y que esta se encuentra "concentrada específicamente en la vida pública", según recoge el VI Barómetro Interno de la Abogacía realizado por la empresa de sondeos Metroscopia.

El estudio, que fue presentado ayer por el presidente del Consejo General de la Abogacía Española (CGAE), Carlos Carnicer, y el presidente de Metroscopia, José Juan Toharia, concluye que, "al igual que en la sociedad, es más intensa la sensación de que existe una corrupción extendida que la experiencia de los abogados de haberla padecido".

En España, la sensación de los abogados de que existe corrupción se sitúa en los niveles registrados en Rumanía, pero en cuanto a la experiencia personal los datos de nuestro país son equiparables a los de Alemania o Dinamarca. El 91% de los encuestados considera, además, que los partidos políticos tienden a proteger a los implicados en casos de corrupción en lugar de denunciarlos y expulsarlos.

De igual modo, el 86% opina que la Justicia se encuentra sumida en una situación de crisis "muy grave y profunda" que necesita una auténtica refundación para adecuarla a las realidades sociales. Por este motivo, un 92% de los letrados reclama con urgencia un nuevo pacto de Estado para poner remedio al estado actual de la Administración judicial.

Además, un 91% sostiene que los gobiernos, independientemente de su signo político, intentan controlar la Justicia antes que emprender mejoras para su modernización y eficiencia. Los abogados denuncian que los problemas de la Justicia dependen de cómo está organizada (79%), de una organización más propia del siglo pasado que del siglo XXI (79%) y de que existen diversos cuerpos que no están debidamente coordinados (74%).

Asimismo, el funcionamiento de la Justicia se realiza de la forma más conveniente para los intereses de jueces y juristas y no de acuerdo a lo más cercano y útil para la ciudadanía (68%). No obstante, el 84% de los abogados continúa pensando que, con todas sus imperfecciones, la Administración de Justicia representa la última garantía de defensa de la democracia y de las libertades.

"Mal en lo económico"

El presidente del CGAE, Carlos Carnicer, señaló ayer, durante la presentación de la encuesta, que los abogados desarrollan su actividad "mal en lo económico, pero cada vez mejor en calidad, sensibilidad, competencia profesional y atención a los derechos de los ciudadanos y los nuevos problemas sociales". Juan José Toharia, de Metroscopia, reconoció que parte del éxito de la abogacía se basa en "conocer lo que de verdad pasa en la profesión" y aseguró que es una "rareza que una institución pública quiera saber realmente la realidad" del colectivo al que representa. En todo caso, la actual crisis económica se está haciendo sentir en la situación financiera de los bufetes. De hecho, el 85% de los abogados ejercientes reconoce que muchos compañeros están atravesando por serias dificultades económicas. Este porcentaje es superior en 21 puntos a la visión de la economía que tenían los letrados en 2008.