Santa Cruz de Tenerife

El consistorio baraja cambiar el uso del suelo de la cantera de Jagua

El concejal de Urbanismo avanza que una de las posibilidades es convertir el suelo en industrial Ya se han reunido con Puertos.
O. G., S/C de Tenerife
4/abr/17 6:25 AM
Edición impresa
Vista de la cantera, situada junto a la carretera de San Andrés./El Día

El Ayuntamiento de Santa Cruz no descarta realizar "en el futuro" una modificación en el Plan General de la capital tinerfeña para cambiar el uso del polígono de Jagua, en el que está incluida la antigua cantera de Los Pasitos (Cueva Bermeja), de tal forma que se pueda "reordenar" toda el área.

Una de las posibilidades que se baraja en este sentido es convertir este suelo en "industrial" -ahora es rústico en dos categorías-, según confirmó ayer el edil de Urbanismo, Carlos Garcinuño, quien avanzó también que ya se han producido varias reuniones con la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife para abordar este asunto, en tanto en cuanto allí se instalaría una actividad de apoyo a la que realiza el puerto.

Cabe precisar que el Plan Territorial Especial de Ordenación de la Actividad Industrial de Tenerife prevé el desarrollo de un área industrial en la zona de Jagua. Es más, los técnicos encargados de la redacción del plan estimaron en su momento que los terrenos de la antigua cantera de áridos resultan "idóneos" para la implantación industrial, gracias a su localización cercana a una zona portuaria y también a una vía terrestre de alta velocidad.

Pero antes de que eso ocurra debe finalizar la restauración de la antigua cantera de áridos, para la que existe ya un proyecto de recuperación. El inicio de los trabajos, afirmó Garcinuño, parece "inminente", una vez que la empresa que va a ejecutar las obras cuenta ya con licencia municipal.

Será una multinacional extranjera que pretende instalar 22 tanques de combustible, con capacidad para 400.000 toneladas, que se destinarán al suministro a barcos y aviones, así como a su comercialización en el mercado canario.

La superficie en la que se trabajará suma 219.102 metros cuadrados, de los que 91.000 se encuadran en el Parque Rural de Anaga, que a su vez es área de sensibilidad ecológica. Además, este espacio está calificado como Zona Especial de Conservación y Zona Especial de Protección para las Aves de Anaga.

El total de los terrenos que se prevé recuperar alcanza los 159.110 metros cuadrados. El sistema de explotación proyectado es a cielo abierto y se prevé que dure alrededor de seis años, de los que cinco serán para la explotación y recuperación de la cantera y uno más para culminar las labores de restauración.

Pero al margen de este paso que se va a dar ahora, la antigua cantera no ha estado exenta de polémica judicial. Tras varios años de conflicto, en agosto de 2016, el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) había dado la puntilla a la intención inicial de los propietarios de construir viviendas en la zona, al rechazar la posibilidad de que tuviese categoría de urbanizable.

Los dueños consideraban que a lo largo de los años se habían realizado diversas obras que daban lugar a que el suelo de Los Pasitos pudiera tener la categoría de urbanizable, lo que hubiese aumentado de forma considerable su valor. Es más, en sus recursos, los propietarios ya solicitaban que, en caso contrario, al menos, el ámbito mantuviera la clasificación de urbanizable industrial, tal y como aparecía reflejado en la anterior versión del PGO.

El TSJC, sin embargo, rechazó estos argumentos y concluyó que en la cantera solo se han llevado a cabo actividades extractivas, lo que ha dado lugar a una gran degradación de la montaña y sin que se haya ejecutado ningún plan de restauración.