Tenerife Norte

Un problema histórico sin una solución clara

Los alcaldes del Norte de la Isla coinciden en lamentar los atascos que se producen en la TF-5 desde hace más de dos décadas, pero discrepan a la hora de encontrar soluciones.
R.S.
16/nov/14 1:33 AM
Edición impresa
Un problema histórico sin una solución clara

L os alcaldes del Norte de Tenerife coinciden en lamentar y criticar los atascos que se producen a primera hora de la mañana en días de trabajo en la autopista del Norte (TF-5), pero discrepan a la hora de proponer soluciones a un problema de que dura más de dos décadas.

La mayoría de los políticos consultados por EL DÍA coincide en que la solución pasa por ejecutar obras, aunque diferentes: un tercer carril, como propuso Francisco Linares (CC); una mejora en los enlaces con La Laguna y la TF-1, como planteó Manuel Domínguez (PP); el cierre del anillo insular, como defiende el consejero insular de Carreteras, José Luis Delgado (PSOE), o el proyecto del tren del Norte, "la única solución" a juicio del alcalde ramblero, Tomás Mesa.

El alcalde de Buenavista, Antonio González Fortes (Sí se Puede), sí plantea propuestas que no tienen que ver con nuevas obras. Para el político buenavistero, una de las fórmulas que permitiría reducir los atascos en la TF-5 sería la descentralización de los principales servicios y recursos sanitarios, educativos y administrativos, "de manera que se evitara el desplazamiento de miles de personas a diario al área metropolitana". Además, aboga por el fomento del transporte público y la creación de carriles específicos para guaguas y VAO.

El alcalde de Icod, Juan José Dorta (PSOE), lamentó esta semana que las actuaciones realizadas hasta la fecha no hayan logrado evitar los atascos. El tercer carril tiene defensores, pero más como complemento que como solución. Recuperar el proyecto de la vía exterior para conectar el Norte con el Sur desde Los Rodeos es otra propuesta de Domínguez (PP).

El tren es una solución "a largo plazo", según Linares, pero una necesidad "urgente" a juicio de Mesa. Milagros Pérez duda de su efectividad y cree que el proyecto tiene "poco sentido".

El alcalde silense Santiago Martín (PSOE) opina que el cierre del anillo insular "ayudaría", pero no evitaría las colas en la TF-5.

El consejero José Luis Delgado anuncia que ha encargado hace dos semanas un estudio técnico sobre los atascos y que en los próximos días se medirán los aforos de vehículos en varios enlaces. Lamentó que algunos políticos "hablen sin fundamento" de este asunto y recalcó que una de las claves del problema está en el trazado entre Guamasa y Alcampo, "donde coinciden demasiadas incorporaciones".