La Laguna
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Unas cuarenta personas son evacuadas al entrar olas en dos edificios en Garachico leer

Peligro en la TF-13

Los accidentes se han sucedido durante años en la carretera a la Punta del Hidalgo, no solo en su tramo de la Vía de Ronda.
D. Ramos
25/feb/18 6:40 AM
Edición impresa

El nombre incluye un número que hay quienes vinculan a la mala suerte, pero en su historia acumula hechos para los que ese término se queda corto. Más bien hay que situarlos en el terreno de la desgracia, la muerte y las vidas truncadas. La TF-13, la carretera que une la autopista del Norte (TF-5) con la Punta del Hidalgo, suma años de accidentes, heridos y fallecidos especialmente en dos tramos: la Vía de Ronda, por un lado, y entre Tejina y Bajamar, por otro.

La tardanza del proyecto de mejora previsto llevó en fechas recientes a Unid@s se Puede a requerir una reunión con el Cabildo de Tenerife, y este martes está previsto un encuentro entre la institución insular, el Ayuntamiento de La Laguna y colectivos de Bajamar, en cuyo centro ciudadano tendrá lugar la cita.

Pero... ¿qué es lo que ocurre, y en particular en el tramo bajamarero? Según entienden desde la zona, dos de los factores determinantes se encuentran en la falta de aceras y de iluminación. Además, existen paradas de guaguas junto al Club Náutico de Bajamar y las urbanizaciones Porlier y Los Tejaditos, lo que lleva a que ciudadanos crucen la vía, con lo que eso supone. Se genera peligro y, en consecuencia, riesgo de accidentes, y este aumenta exponencialmente a medida que se acerca el verano, en tanto que se multiplica el tráfico.

Entre Tejina y Bajamar la carretera cuenta con varias curvas, en las que los márgenes laterales se vuelven casi inexistentes, y a continuación se localiza una recta en la que los conductores tienden a superar la velocidad permitida. El riesgo de atropello está ahí; no en vano, la señal limitando la circulación a 60 kilómetros por hora aparece junto a otro disco que alerta del peligro por la proximidad de peatones.

Preguntado al respecto, el presidente de la Asociación de Vecinos Gran Poder de Bajamar, Andrés Padilla, expresa que las obras "no pueden retrasarse más tiempo", y se detiene en que los atropellos y choques son "demasiado frecuentes". "Hacen falta elementos permanentes como rotondas para forzar a los vehículos a reducir la velocidad", considera Padilla, que también cita la necesidad de una marquesina en Porlier, y advierte de que el tráfico pesado aumentará con la construcción del dique.

El consistorio lagunero ha adoptado algunas medidas viarias en el entorno de la iglesia de Bajamar, pero la acción principal sigue esperando. El Cabildo señaló en febrero de 2016 que destinaría 100.000 euros en ese ejercicio para la redacción del proyecto, mientras que en diciembre del mismo año cifraron en 90.000 la cuantía para 2017, y apuntaron que no habían avanzado por estar trabajando en cómo querían desarrollar la actuación.

La señora que una y otra vez invade la vía

La imagen fue captada hace unos días y no es casual. Una señora de edad avanzada camina por encima de la línea continua del tramo entre Tejina y Bajamar, y un vehículo se la encuentra de pronto tras la curva. No es de los peores casos: desde la zona indican que esta transeúnte realiza habitualmente ese recorrido y que suele ir avanzando no junto a la línea, sino invadiendo la calzada.