Deportes

Un exterior ideado para Txus

El primer partido de pretemporada, ante el "Granca", dejó entrever la inclinación de Vidorreta por finalizar con tiros de tres. En la 2016/17, el Iberostar lanzó 888 triples en Liga Endesa.
El Día
3/sep/18 0:51 AM
Edición impresa

P ocas conclusiones fidedignas se pueden extraer de la apabullante victoria (79-54) del Iberostar Tenerife ante el Herbalife Gran Canaria en lo que, a su vez, fue el primer test de pretemporada para el plantel de Txus Vidorreta. El conjunto claretiano planteó una defensa que impidiera la tendencia anotadora aurinegra desde el 6,75. Aún con todo, el Canarias concluyó el encuentro con un discreto 31,8% de acierto (7/22).

El retorno de Vidorreta al CB 1939 Canarias, paralelamente, trae consigo algunas premisas que parecen difíciles de refutar. Entre ellas, una mayor participación de jugadores tales como Mamadou Niang y Javier Beirán, pues ambos se vieron relegados, por decisión técnica, a una menor cuota de minutos en la pista. Innegociable, también, será la aplicación de un estilo más pausado a la hora de atacar, siempre buscando la mejor opción de tiro. Adyacente al proceder en los 24 segundos para anotar, se encuentra, muy ligado, la predilección de Txus Vidorreta en los lanzamientos desde el 6,75. Los triples para el "coach" son el complemento ideal a una defensa que ya tiene visos de trabajo.

Desde la directiva aurinegra se enderezó el rumbo el 24 de noviembre de 2017 con la contratación de Fotis Katsikaris, que llegaba al banquillo en detrimento de un debilitado Nenad Markovic. El técnico heleno, a su llegada, se encontró con una plantilla que carecía de un tirador; inmediatamente se acudió al mercado para acabar contratando a Kostas Vasileiadis, que acabó acumulando un 39% de acierto (45/116) desde el perímetro. El mayor triplista estaba "en casa": Tim Abromaitis acabó la Liga Endesa con un 46% de efectividad (62/135). No obstante, la preferencia de ambos entrenadores en la 2017/18 eran las transiciones rápidas en ataque y aprovechar la explosividad de Mateusz Ponitka.

La pasada campaña fue satisfactoria en líneas generales, e incluso se llegó a semifinales de la Copa del Rey por primera vez en la historia del conjunto lagunero. No obstante, la sombra de Txus Vidorreta se prodigó más de lo esperado. El vasco, en la 2016/17, tenía a sus órdenes a Aaron Doornekamp y al mejor Davin White; ambos respondían a la inclinación de su técnico de finalizar desde el triple. El canadiense concluyó su periplo aurinegro con 43% de acierto desde el 6,75 (79/185); mientras, el de Phoenix lo hizo con un 35% (57/165). Durante la liga regular 2016/17 el Canarias lanzó 888 triples, de los cuales anotó 333 (37,5%). En el curso pasado se lanzaron y anotaron menos (289/846), lo que dio un porcentaje de 34,16%. Lo que fue un fuerte hace dos cursos revirtió en lastre en el pasado.

El curso 2018/19, con Brussino, Staiger y McFadden, todos ellos bajo la tutela de Vidorreta, hace presagiar que será provechosa desde el exterior.