Criterios
FRANCISCO JOSÉ SANTOS MIÑÓN

Desde mi observatorio

23/nov/17 6:06 AM
Edición impresa

En estos últimos meses, en el verano y la parte de otoño transcurrido, destacaría dos noticias, la situación política y económica en Cataluña, a la que espero referirme en otra ocasión, y la situación de paro y de pobreza en las Islas, tercera Comunidad con los sueldos más bajos, a lo que voy a referirme a continuación.

El numero de parados registrados en las oficinas de los servicios públicos de empleo, en realidad son muchos más, porque hay mucha gente que ya no acude a estos servicios, se ha situado en octubre en 221.794 desempleados en las Islas. Por provincias, la que registro una mayor subida mensual del paro fue Tenerife, mientras que en Las Palmas fue menos de la mitad. En las Islas son las mujeres las que mayoritariamente engloban las listas del paro. Sin embargo, la contratación registro en octubre 80.876 contratos, lo que supone un incremento de 6.379 acuerdos, un 8,56% con respecto al mes anterior. A nivel nacional la subida del paro fue del 1,67%. En el informe sobre el estado de la pobreza entre 2008 y 2016 editado por la Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social, Canarias aparece como la región española con mayor riesgo de pobreza y exclusión, con una tasa del 44,6% de la población, lo cual es una barbaridad. Desde luego a nivel europeo, pues dobla su media del 23%. No mundial, en cuyo caso estaríamos en mejor situación. Pero nosotros formamos parte de Europa y es lo que nos interesa. La triste realidad, como publicaba la prensa en agosto, es que el 76% de los canarios llega con apuros a fin de mes, siendo la situación especialmente grave para tres de cada diez isleños. Sin embargo, la ultima encuesta de población activa (EPA) ha situado la tasa de paro del Archipiélago en el 21,87% sobre el conjunto de residentes en edad y disposición de trabajar, diferente según las islas y las comarcas, pero por encima de la tasa española del 16,38% de la población activa. Hay tres islas que se encuentran por debajo de la media canaria: Tenerife, Lanzarote y Fuerteventura; mientras que las otras cuatro la superan. La comarca con menor índice de desempleo es el norte de Lanzarote, Haria y Teguise, mientras la que mayor índice de paro tiene esta en La Palma (Valle de Aridane) ¡la isla bonita!. Algunas zonas han recortado sus cifras desde la crisis en 18 puntos y otros apenas en ocho. Es aquí donde debería intervenir el Gobierno canario para que no se produzcan estos desequilibrios. Para corregir estos desequilibrios el presupuesto para 2018 ha dotado un plan integral con 15 millones de euros, para atender las necesidades más apremiantes de quienes se encuentran en el más absoluto de los abandonos, que por desgracia son muchos, demasiados, lo cual no da ni para empezar. Estas personas no pueden esperar a una recuperación global. El Gobierno canario tendría que iniciar un "plan de choque contra la pobreza" capaz de resolver decenas de miles de graves problemas de decenas de miles de personas con graves apuros. Para resolver algo este terrible problema, el Parlamento canario debería proponer planes que repercutan directamente en la sociedad y ayuden a cambiar la situación de pobreza en que hoy en día, con el auge en el turismo y en los presupuestos actuales, en que viven muchos canarios. Hay que pensar en acciones globales que fomenten el empleo y concienciar a los empresarios, e incluso a las entidades publicas, para que ofrezcan puestos de trabajos estables y salarios acordes con las características del puesto y los resultados, debiendo existir una inspección adecuada para que esto se lleve a rajatabla, subvencionando si es preciso a aquellas empresas, que por acabarse de crear o por crisis en su sector, tengan dificultades para cumplirlo.

Lo que no parece lógico con este panorama de pobreza en muchos canarios, es que habiéndose construido un edificio en la playa de Las Teresitas, conocido como "el mamotreto", después de haber pagado al arquitecto extranjero que lo proyectó, a la empresa que lo construyó, sus elevados costes de ejecución, ahora lo destruyan, también con un elevado coste, ¡para cumplir con la justicia!. También la biblioteca publica de Las Palmas estaba fuera de la Ley y ahí sigue. Tampoco parece adecuado que el Cabildo de Tenerife proyecte un canal de televisión digital, formativo, que supongo costará una pasta. Que destinen 450.000 euros a la mejora del local de Los Diablos Locos. Que se reactive el proyecto del tren del Sur (3.274.800 euros solo el proyecto) y problemas de expropiación. Una nueva estación de guaguas en el Puerto de la Cruz por 2,9 millones. Y así podríamos continuar en una lista interminable ¡Hay que priorizar!

FRANCISCO JOSÉ SANTOS MIÑÓN