Criterios
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
El TSJC confirma la mayor indemnización por negligencia médica en España leer
JESÚS PEDREIRA CALAMITA*

Romancero general de Tenerife

24/sep/16 6:55 AM
Edición impresa

Con la publicación del libro "Romancero General de Tenerife", se cierra un ciclo en Canarias. Curiosamente, la primera isla canaria que contó con una obra que recogiera, al menos en parte, su romancero fue Tenerife. Si bien, con la obra "La flor de la marañuela" se había puesto el romancero de las Islas Canarias en la geografía literaria del romancero panhispánico gracias a la maravillosa colección que contenía y, sobre todo, por el estudio y la dedicación de Diego Catalán, convertido en el máximo especialista en el estudio del romancero tras la muerte de su abuelo, el magno intelectual Ramón Menéndez Pidal. No ha sido hasta 2016 cuando ha visto la luz esta íntegra obra referida a nuestra isla, ya que el transcurso del tiempo y los avatares han hecho que los romanceros generales de La Palma, La Gomera, El Hierro, Gran Canaria, Fuerteventura y Lanzarote se hayan ido publicando, y sea la isla tinerfeña la última que ha visto impreso el suyo.

Esta importante obra es un trabajo de los filólogos Maximiano Trapero, Benigno León Felipe y Andrés Monroy Caballero; ha sido coeditada por el Cabildo Insular de Tenerife y Ediciones Idea, que continúa con su ingente trabajo cultural.

Hay que indicar, tal y como se señala en la introducción, que se incluyen en el "Romancero General de Tenerife" todos aquellos poemas que desde una perspectiva muy amplia pueden concebirse como romances, estando marcados por dos rasgos principales: que contienen una historia -una fábula literaria- y que están en metro romance, bien sea con rima uniforme en los versos pares o en forma estrófica, además de vivir en la tradición oral.

Esta valiosa recopilación de romances efectuada en esta obra está clasificada en romances tradicionales o tradicionalizados, infantiles, religiosos, de pliego dieciochesco, de pliegos modernos y canciones narrativas popularizadas. Ha sido un enorme esfuerzo de trabajo de campo para recopilar los romances de Tenerife, destacando al catedrático Maximiano Trapero como principal impulsor de esta obra en la que ha trabajado durante muchísimos años. Hasta un centenar de personas han participado en la recopilación de estos romances.

Para hacernos a la idea de la importancia númerica del "Romancero General de Tenerife", hay que señalar que, tanto los romances publicados en "La flor de la marañuela" y en otras publicaciones como textos inéditos resultado de investigaciones de campo posteriores, el primer recopilatorio tenía 409 romances y las versiones correspondientes a 117 temas romancísticos publicadas, mientras que ahora este libro recoge 711 versiones correspondientes a 217 temas, destacando, entre otros, los recopilados por Luis Diego Cuscoy, María Victoria Izquierdo Pérez, Miguel Ángel Hernández González, Álvaro Hernández Díaz y la de la Asociación Folclórica Oroval.

En Tenerife, como isla central del Archipiélago, se conocieron y se practicaron, como señala Maximiano Trapero, los dos modelos del canto de los romances: el individual propio de las islas orientales y el responsorial y coral característico de las islas más occidentales.

El libro contiene también un estudio de la música de los romances de Tenerife realizado por Lothar Siemens Hernández, Premio Canarias 2013 de Patrimonio Histórico. Siemens indica que el corpus de melodías se adscribe al modo más moderno de cantar los romances en todo el mundo hispánico en general. Se trata de melodías tomadas de los romances nuevos que se difundieron desde el siglo XVIII hasta bien entrado el siglo XX. Se ha establecido un corpus de melodías, en combinación con un corpus de pequeñas estructuras rítmicas -distribución de valores largos y breves-, que configuran una base cultural común en el campo de la lírica hispana de los últimos tiempos.

La lírica, la poesía, el romance, la oralidad. La tradición en la modernidad. Un trabajo necesario, de continua consulta y realizado por reconocidos especialistas. Hay obras que quizás tardan en publicarse muchos más años de los que debieran. Pero si el resultado final es una obra de la calidad del "Romancero General de Tenerife", bien ha valido la pena esperar.

*Presidente de TuSantaCruz

JESÚS PEDREIRA CALAMITA*