Canarias

Clavijo pide "respuestas eficaces" a Europa ante la inmigración

El presidente canario alerta de que las RUP no disponen de las competencias ni de los instrumentos adecuados para responder a un fenómeno que, a su juicio, requiere "cooperación".
El Día, S/C de Tenerife
29/jun/18 6:32 AM
Edición impresa
Clavijo pide "respuestas eficaces" a Europa ante la inmigración

El presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, reclamó ayer "respuestas eficaces" de la Unión Europea (UE) ante el fenómeno de la inmigración, "el mayor reto humanitario que afronta Europa", según informó el Ejecutivo regional.

El presidente del Ejecutivo canario, Fernando Clavijo, se reunió ayer en Bruselas con el director general adjunto de Migración y Asuntos de Interior de la Comisión Europea, Simón Mordue, a quien señaló que "la gestión de los flujos migratorios es un asunto europeo y todas las partes -autoridades regionales, nacionales y europeas- deben asumir la responsabilidad en la gestión de este fenómeno".

Este encuentro sirvió para que el titular del Gobierno de Canarias mostrara su preocupación y recordara al portavoz europeo que "los responsables regionales estamos obligados a dar una respuesta eficaz y con plenas garantías a las personas que llegan".

No obstante, remarcó la dificultad que encuentran los territorios fronterizos para afrontarlo si no existe una "coordinación", porque, como afirmó, "no disponemos ni de las competencias ni de los instrumentos adecuados para abordar este fenómeno solos".

El presidente canario aprovechó para señalar que "es fundamental llevar a cabo una gestión solidaria de las fronteras" respecto de las RUP, así como el deber de impulsar una "verdadera estrategia de migración" en estas regiones a través de instrumentos de financiación específicos. Concretamente, hizo hincapié en que algunas RUP se ven "muy impactadas por este fenómeno", y puso el ejemplo de Guayana, Mayotte y Canarias.

Clavijo explicó que el Gobierno de Canarias se ha desplazado en repetidas ocasiones a Bruselas para abordar los problemas derivados de la gestión de la migración hacia la UE en la fachada atlántica de África occidental, la primera vez, durante la denominada "crisis de los cayucos" del año 2006.

En este sentido, recordó que, como parte de la solución a aquella crisis, España cerró una serie de acuerdos con los países de origen y tránsito como Marruecos, Senegal o Mauritania, para frenar la llegada de migrantes y, sobre todo, "lo más importante, evitar que se perdieran muchas vidas en el mar", constituyendo un protocolo que ahora se quiere tomar como ejemplo en el ámbito europeo. Asimismo, llamó la atención sobre la necesidad de que la UE "intensifique la cooperación con los países emisores, ya que no hay mejor forma de afrontar este reto que generando oportunidades reales en los lugares de origen".

El presidente canario puso a disposición de la Comisión Europea y de la UE en su conjunto "la experiencia de Canarias en la gestión de flujos migratorios y en la integración de los menores migrantes no acompañados que llegan a nuestras islas". Asimismo, expresó la satisfacción de las RUP por la utilización del artículo 349 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE) como base jurídica para la propuesta del nuevo Fondo de Asilo y Migración.

De la misma forma, planteó la necesidad de poner en práctica "acciones con un enfoque integrado e intersectorial del fenómeno migratorio, dando participación a las autoridades regionales y locales que se enfrentan en primera línea a la gestión de los efectos de este reto humanitario".