Canarias

El rechazo a los recortes sociales saca a unas cuatrocientas personas a la calle

Convocados por una treintena de organizaciones y colectivos sociales, los manifestantes marcharon hacia la santacrucera plaza de La Candelaria, después de que ayer la Cámara aprobara unos presupuestos que, a su juicio, consagran el desmantelamiento de lo público. Advierten de que habrá más movilizaciones.
EL DÍA, S/C de Tenerife
23/dic/11 1:38 AM
Edición impresa

La defensa de los servicios públicos y el rechazo a los recortes presupuestarios reunió ayer en las calles de Santa Cruz a aproximadamente cuatrocientas personas. Acudiendo al llamamiento de casi una treintena de organizaciones y colectivos sindicales, políticos y sociales, los manifestantes recorrieron la distancia que separa la capitalina plaza Weyler de la plaza de La Candelaria para expresar a la Cámara -que precisamente ayer dio su visto bueno a los presupuestos de la Comunidad autónoma para el próximo año- su frontal oposición a unas cuentas que, a su juicio, consagran el "desmantelamiento" de lo público en las Islas.

Esta marcha supondrá, advierten, "los primeros pasos de una movilización conjunta permanente" ante la "avalancha" de privatizaciones y recortes que prevén que se avecinan. Pese a que las partidas para educación, sanidad y servicios sociales registran incrementos respecto a 2012, estas asociaciones sostienen que, en realidad, estas políticas sufren un retroceso y que, en todo caso, este aumento no compensa las pérdidas de los dos últimos ejercicios.

Como paso previo a la marcha de ayer, los promotores de la protesta presentaron el miércoles un manifiesto en el Parlamento canario en el que dejan clara su disconformidad sobre el rumbo de la gestión de los servicios públicos.

Desde el punto de vista de la sanidad, alegan que la elevación de los presupuestos se debe a la consignación de fondos para pagar la deuda farmacéutica de 2011, al tiempo que alertan de que el descenso de 52 millones de euros en el capítulo de personal significará que no se renovarán los contratos de unos 1.500 trabajadores.

Asimismo, calculan que la restricción de la actividad hospitalaria de tarde -"cierre de quirófanos", según sus palabras- añadirá otras 7.500 personas a las listas de espera durante el próximo año.

En cuanto a los presupuestos para asuntos sociales, estos colectivos entienden que reducirán el gasto por habitante, que ya es el segundo más bajo de todo el país, recuerdan. "No son presupuestos de marcado carácter social ni la acción social es un servicio irrenunciable, como expresan algunos responsables públicos", dicen.

La ausencia de fondos para la educación infantil de 0 a 3 años, el recorte de la plantilla de docentes y las reducciones de fondos para actividades extraescolares son otras de las quejas de estas asociaciones en el capítulo educativo.