Santa Cruz de Tenerife
HONORIO MARICHAL MILITANTE DEL CONGRESO NACIONAL DE CANARIAS (CNC)

"Tenemos que arrancar nuestra independencia; España es un mal negocio"

EL DÍA, Tenerife
18/ene/09 7:26 AM
Edición impresa

Honorio Marichal, estudiante tacorontero de 19 años, cursa primer año de Derecho en la Universidad de La Laguna (ULL). Es militante del Congreso Nacional Canario (CNC), brazo político del MPAIAC, desde 2007 y allí realiza su labor en el departamento de Juventud y Propaganda. Afirma que el Archipiélago canario está llamado a ser la capital política y económica de África, y sostiene que el Estado español lanza continuas "cortinas de humo" para confundir.

-Actualmente se está negociando un nuevo modelo de financiación autonómica. ¿No da la sensación de que en sus reivindicaciones Canarias está pidiendo limosna al Gobierno de España?

-Evidentemente, siempre puede pedir mucho más de lo que se le da. Nos dicen que Canarias no aporta al Estado lo suficiente para lo que se le está dando pero, evidentemente, eso es mentira. Se niegan a cogestionar con este disfraz de comunidad autónoma puertos y aeropuertos que es desde donde están haciendo el negocio. Por eso, son menudencias lo que nos están dando. Podemos aspirar a mucho más, y, evidentemente, el CNC, brazo político del MPAIAC, en su constitución nos dice que podemos aspirar a mucho más que a estas limosnas.

-¿Entre esas limosnas se podría incluir la sonada Policía Canaria, aprobada por el Gobierno de Canarias, aunque, de momento, sin el apoyo del Estado? ¿Considera necesaria esa Policía Canaria?

-Son cortinas de humo que nos están lanzando para entretenernos. Lo que nos tiene que centrar a los canarios es la problemática colonial. Tenemos que pedir nuestra independencia, la estamos solicitando y el CNC se está moviendo. El MPAIAC, como movimiento de liberación, se está moviendo en el exterior, y se trata de pedir lo que nos corresponde como nación soberana.

-¿Entre esas cortinas de humo está el pleito insular?

-Sin duda, es otra forma de entretener a los canarios para que no estemos centrados en lo que de verdad nos importa: nuestra soberanía, formarnos como un estado. Tampoco tiene ninguna razón la división provincial. Somos siete entidades que formamos una comunidad étnica, y como tal formamos una nación. Lo demás solo implica división y desviación del tema.

-Se ha puesto para la descolonización de Canarias 2010. ¿No cree que el proceso va relativamente lento teniendo en cuenta el poco tiempo que queda para esa fecha?

-El aparato logístico del estado metropolitano español continúa empeñado en seguir queriendo controlar este Archipiélago africano. El MPAIAC ha optado por la vía pacífica y hasta última hora ha esperado que ellos permitan una vía pacífica para la descolonización. Sin embargo, hasta última hora no querrán fijar el calendario de descolonización como hicieron con el Sáhara. No queremos que en Canarias suceda lo mismo; y no va a suceder. El MPAIAC, en los años 70, organizó un movimiento y por primera vez le dijo a los canarios que su opinión era válida. Ese potaje se ha ido cocinando a fuego lento hasta hoy. El futuro de Canarias se va a tratado en la IV Comisión de las Naciones Unidas por el comité de descolonización, puesto que en 1970 Antonio Cubillo entregó en Argel un memorando al presidente de dicho comité y éste abrió el expediente en las Naciones Unidas. O sea, que la independencia de Canarias está cantada, aunque se nieguen muchos a reconocerlo.

-Hablaba de movimiento pacífico, pero ¿cabe otra posibilidad que no se esa?

-Estamos en el siglo XXI, España forma parte de las Naciones Unidas, aunque no sea una nación, y creemos que como estado civilizado optará por una descolonización pacífica. Lo que los canarios no vamos a tolerar es que nos vendan o que tomen alguna decisión sin contar con nosotros. España tiene que fijar un calendario de descolonización en el que se tendrá que reunir con una delegación de la Asamblea Provisional Legislativa canaria, como establece el Anteproyecto de Constitución de la República Federal Canaria, con el MPAIAC, como único movimiento de liberación canario que existe, y con responsables de los trabajadores.

-En ese sentido, ¿quizás no ha sido un error histórico la falta de unidad de los independentistas canarios en torno a una sola formación?

Se intentó, pero lo impidieron las cortinas de humo que lanzaron y siguen lanzando los enemigos del pueblo canario, que son los partidos españoles que se encuentran aquí, PSOE, PP e Izquierda Unida. No sólo no se conforman con lanzar cortinas de humo sino que a las mentes jóvenes que acceden a la Universidad las tratan de confundir a través de ciertos grupos, foros o asambleas que lanzan mensajes confusos hablando de nación, independencia o soberanismo. Pero al final, nada. Nos dimos cuenta de que están mantenidos y se aprovechan de las gentes jóvenes que acceden a la Universidad porque, aunque muchos de los que acceden son menores de edad, forman parte del cuerpo electoral de la institución, lo que quiere decir que tienen derecho a voto en las elecciones al Claustro, y, por tanto, lo que quieren es confundir y teledirigir la institución desde fuera.

-Dice que los partidos españoles son PSOE, PP e IU pero, ¿cómo definiría a Coalición Canaria, que ha representado durante 20 años al nacionalismo en Canarias, siendo criticada en muchas ocasiones por su tibieza frente al Estado?

-Coalición Canaria se dice nacionalista pero lo cierto es que no ha ido con un proyecto ideológico y un mensaje claros. ¿Puede ser una cortina de humo? ¿Podría ser que estén controlados desde fuera? No lo sabemos, pero lo cierto es que hasta su último Congreso Nacional no se había planteado una ideología firme de partido de cara a los electores.

-Sin embargo, el anexo a la ponencia ideológica en el que se incluía ese planteamiento generó mucha polémica y fue desmentido a los pocos días, argumentando que era una cuestión para analizar en el futuro. Pero, ¿cuándo es el futuro?

-El futuro que ellos plantean no sé cuándo será, pero el de los canarios es en 2010. Ésa es la fecha tope que marcan las Naciones Unidas para la descolonización de todos los pueblos del mundo, y Canarias está ahí.

-Afirma que no existe la nación española. ¿Cómo se podría definir entonces a España y Canarias?

-España no es una nación, es sólo una monarquía sin cohesión ni sentimiento nacional. España aparece a partir de los intereses de los reyes de Castilla y Aragón, un matrimonio rubricado con la sangre de inocentes como descubrimos más tarde. Fue algo forzado, no se produjo por voluntad propia de las comunidades étnicas ibéricas. Al igual que España, Bélgica, Canadá, Gran Bretaña, Mónaco, entre otros muchos, no son naciones. La nación lleva implícito, además, la idea de República, que es por lo que luchamos.

-Quedan menos de 365 días para 2010, el año de la descolonización. ¿No teme que en este tiempo el camino se llene de piedras aún más que hasta ahora?

-Más que piedras, confusión. Pero lo cierto es que la única realidad es que Canarias no es Europa y espero que si a los canarios, algún día, se les pone delante un mapa y comprueban que nuestro Archipiélago se ubica en África, no se asusten y pongan el grito en el cielo; somos africanos. El futuro de Canarias será tratado por la IV Comisión de las Naciones Unidas. Le guste a quien le guste el potaje se va servir.

-¿Cómo se explica que pese a ser un Archipiélago en el que ha habido un movimiento independentista más o menos arraigado en la población no se haya interiorizado ese sentimiento de independencia?

-No es que ese sentimiento esté dormido, sino que el canario no tiene conciencia nacional. Han sido muchos años en los que les han dicho a los canarios que no sirven. Por eso ha llegado el CNC con su anteproyecto de constitución de la República Federal Canaria y les ha dicho que para que puedan lograr ese proyecto deben mirarse al espejo y decir "nosotros podemos conseguirlo". Cada individuo tiene que plantearse que puede lograr todo lo que se proponga porque si no, no puede aportar nada a la comunidad.

-Pero, ¿por qué los partidos independentistas no han tenido más apoyo en las distintas elecciones?

-Es imposible que unas elecciones en Canarias salgan bien parados los partidos que se dicen nacionalistas o independentistas. Es imposible. Ahora mismo, los que están gobernando aseguran que la población canaria asciende a 2 millones de habitantes. Eso es mentira. Canarios no somos sino 800.000. Convivimos con una serie de colonias: la española, con 300.000 habitantes; la inglesa, otros 300.000; la alemana, 350.000; y el resto se divide entre el resto de europeos, africanos, asiáticos... Por eso es imposible que en unas elecciones en las que se presente un partido que defienda la nación canaria obtenga buenos resultados.

-Ahora que ha hablado de esos 800.000 canarios, ¿cómo se define en el anteproyecto de constitución al que es canario y al que no lo es?

-En cuanto a la futura nacionalidad, sólo le corresponde a los descendientes de canarios -lo que se conoce en el Derecho Internacional como ius sanguinis- y a todos los nacidos aquí, vengan de donde vengan los progenitores -lo que se conoce también en Derecho Internacional como ius solis-. Lo que no se admitirá nunca será el ius residentia, referido a los que son residentes, pues somos un territorio pequeño. Eso sólo se concibe para las grandes naciones. Además, la práctica nos dice que no sirve para nada; el caos político que vivimos surge de la concesión de la nacionalidad a los que no están sensibilizados con nuestra idiosincrasia.

-En esa línea, ¿qué pasaría con la gente que venga a trabajar a las Islas?

-Al que venga a trabajar, siempre que exista demanda de empleo que los canarios no puedan cubrir, se le expedirá un permiso de trabajo. Disfrutará de todas las ventajas y derechos sociales como trabajador pero no se concibe que puedan participar de la vida política de la República Federal. Lo mismo sucede con el que viene a tumbarse en una playa, no se sensibiliza con la nación canaria, sólo busca relajarse en sus vacaciones, aunque luego decida establecerse aquí.

-En una futura Canarias independiente, ¿las relaciones serían más cercanas a España o al continente africano?

-Todo depende de la vía que vaya o pretenda seguir España de aquí a 2010. Según se lleve a cabo la descolonización del territorio tendremos unas relaciones o no. Existen muchos más países en el mundo con los que establecer contactos.

-O sea, que se contempla un rechazo a las relaciones con España...

-Para nada. Y, de hecho, tampoco fomentamos odio hacia los españoles. Simplemente nos dirigimos hacia el Gobierno español. Ése es el gobierno de su Estado. Según las decisiones que tomen ellos optaremos por tener buenas relaciones, o no. Nosotros no nos vamos a pelear con nadie. Y con respecto a las relaciones con África, Canarias siempre fomentará el desarrollo social y económico, además del político, de todos los países de nuestro entorno. Canarias está llamada a ser la capital política y económica del continente africano.

-¿Por qué considera que España es un mal negocio?

-Aspiramos a construir un estado próspero, y la independencia de Canarias es una necesidad histórica y necesaria para vivir en prosperidad. Debemos estar unidos ahora en torno a nuestra justa causa y no crear divisiones ideológicas. La contradicción contra la que debemos luchar se llama "colonialismo". Tenemos que arrancar nuestra independencia en 2010 porque pertenecer a España es un mal negocio. Es un barco viejo que se hunde y si no tomamos las riendas de nuestro propio destino nos iremos a pique con él. Hace unos años se hablaba de la deuda externa española y ahora la crisis internacional les sirve a los políticos españoles para esconderse y acusar a otros de sus problemas. España es un país que debe mucho dinero al exterior. La gente se queja de que no ve el dinero empleado en las supuestas medidas, pero es normal, porque ese dinero se va a pagar los préstamos que han solicitado a los bancos extranjeros. El país que nos coloniza tiene los días contados, por eso pertenecer a España es un mal negocio. Su problema se llama bancarrota.

-¿Qué pasará si finalmente llega 2010 y no se produce la descolonización de Canarias?

-Que España estaría incumpliendo un mandato de las Naciones Unidas, no se estaría ciñendo a la legalidad internacional.

-¿Y cuál sería el siguiente paso que tendría que dar el Archipiélago?

-Se están haciendo las reclamaciones internacionales, pero las líneas que se podrían seguir a partir de ahí habría que pensarlas. De todas formas, nuestro objetivo está en 2010, porque ese año será el de la independencia.

HONORIO MARICHAL MILITANTE DEL CONGRESO NACIONAL DE CANARIAS (CNC)