Santa Cruz de Tenerife

El Gobierno canario pretende tutelar a menores africanos en su país de origen

Inés Rojas firmó ayer un convenio con el Gobierno central para lograr la financiación de 15 millones de euros que permitan trasladar a medio millar de niños llegados a las Islas en cayuco a diferentes autonomías. La consejera convocará en enero una reunión con las comunidades españolas para pedirles plazas de acogida.
DORY MERINO, Tenerife
4/dic/08 7:19 AM
Edición impresa

Inés Rojas, consejera de Bienestar Social del Gobierno canario, firmó ayer con convenio con el ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, y con la ministra de Educación, Política Social y Deportes, Mercedes Cabrera, para lograr la financiación de 15 millones de euros, que permitan el traslado de medio millar de niños africanos de los cayucos a diferentes comunidades autónomas y su mantenimiento por un año.

Pero la intención del Ejecutivo canario es ir más lejos y pretende tutelar a los menores extranjeros en su país de origen, en lugar de mantenerlos en los centros de emergencia del Archipiélago. Es decir, que el gasto que se invierte en su acogida en Canarias se destine a su formación y mantenimiento en origen.

Así lo manifestó Rojas a este periódico, quien aseguró que había cerrado ayer esta posibilidad con Celestino Corbacho tras el acto protocolario de la firma del convenio. Además, la consejera precisó que el vicepresidente de la Comisión y responsable de Justicia, Libertad y Seguridad, Jacques Barrot, ya se había comprometido a financiar centros en los países africanos que exportan población, con el fin de que los menores de edad permanezcan en su hábitat natural.

Ambas partes tienen también interés en desarrollar actuaciones conjuntas a favor de los menores extranjeros que lleguen a las costas canarias, promoviendo el retorno a sus países de origen y, en su caso, facilitando su integración en nuestro país.

Mientras se ponga en marcha esta iniciativa, Canarias distribuirá a medio centenar de menores por distintas autonomías de los 1.500 que se encuentran en el Archipiélago, casi 900 en los centros de emergencia. Para lograrlo, Inés Rojas, convocará en Canarias, en la segunda semana de enero, una reunión con todas las comunidades autónomas, para explicarles cómo se lleva a cabo la acogida de miles de menores africanos, sin ningún problema y solicitarles su colaboración de acogida. Una vez que cada autonomía ofrezca las plazas, se llevará a cabo la derivación de los menores africanos.

El convenio de ayer posibilita el dinero para el traslado de unos 500 chicos y su mantenimiento durante un año.

Según el acuerdo firmado ayer, que Rojas definió como "un primer paso", el Gobierno central destinará 15 millones de euros en 2009 para los traslados de los menores extranjeros no acompañados que arriban a las costas canarias, e intensificará la cooperación con el resto de las comunidades autónomas para que acojan a buen número de estos jóvenes.

Baleares ha sido la primera en responder a la solicitud de Canarias y acogerá a 45 menores, tal y como recordó ayer la consejera, quien aseguró que el convenio con Baleares para acoger a los niños extranjeros "se encuentra muy avanzado".

Detalló que 25 de esos chicos estarán a cargo de distintas ONG, mientras que los 20 restantes pasarán a vivir con familias senegalesas en régimen de acogida.

Rojas también precisó que sobre esta cuestión las autonomías han trasladado su "solidaridad" hacia Canarias.

Además, el Ejecutivo canario abordará, a partir del próximo año, el acogimiento familiar de niños africanos con familias canarias, tal y como explicó ayer Inés Rojas. Esta propuesta se llevará a cabo a través de una ONG que se encargará de realizarlo con todas las garantías.